U.S. markets closed
  • S&P 500

    4,152.10
    -36.33 (-0.87%)
     
  • Dow Jones

    34,269.16
    -473.66 (-1.36%)
     
  • Nasdaq

    13,389.43
    -12.43 (-0.09%)
     
  • Russell 2000

    2,206.99
    -5.71 (-0.26%)
     
  • Petróleo

    65.38
    +0.10 (+0.15%)
     
  • Oro

    1,837.20
    +1.10 (+0.06%)
     
  • Plata

    27.71
    +0.04 (+0.16%)
     
  • dólar/euro

    1.2151
    +0.0016 (+0.13%)
     
  • Bono a 10 años

    1.6240
    +0.0220 (+1.37%)
     
  • dólar/libra

    1.4140
    +0.0019 (+0.13%)
     
  • yen/dólar

    108.6260
    -0.2150 (-0.20%)
     
  • BTC-USD

    56,557.83
    +770.68 (+1.38%)
     
  • CMC Crypto 200

    1,513.93
    +1,271.26 (+523.84%)
     
  • FTSE 100

    6,947.99
    -175.69 (-2.47%)
     
  • Nikkei 225

    28,608.59
    -909.71 (-3.08%)
     

Presidente Obama anuncia cambio fundamental en las hipotecas

La nueva cara de la hipoteca / Foto: Thinkstock
La nueva cara de la hipoteca / Foto: Thinkstock

Hace poco, el presidente Obama anunció su intención de cambiar radicalmente el mercado de hipotecas del país. No hay duda de que el sistema está arruinado. Apenas estamos comenzando a salir del hoyo que dejó la crisis financiera. A pesar de un sinnúmero de nuevas leyes, el mercado de $10 billones ($10,000,000,000,000) sigue con ciertos problemas clave que ya no se pueden ignorar. Dada la cantidad de dinero involucrado, políticos de ambos partidos —republicanos y demócratas— han expresado su desacuerdo con los cambios.

[Video: ¿Por qué contratar un seguro de vida?]

Lo que propone el Presidente
El Presidente ha propuesto eliminar por completo Fannie Mae y Freddie Mac. Estos entes gubernamentales han jugado un papel importantísimo en el sector de viviendas del país durante décadas. Antes eran organizaciones privadas que contaban con el apoyo financiero implícito del gobierno federal. Durante la crisis financiera, la administración del anterior presidente tomó la decisión de nacionalizarlas para evitar un colapso total de muchos bancos y de las mismas. Básicamente, estas organizaciones les permiten a los bancos otorgar más hipotecas a tasas más bajas. Lo hacen comprándoles las hipotecas a los bancos. Funciona de la siguiente manera:

El banco XYZ tiene $100,000,000 en capital autorizado para otorgar hipotecas. Durante el año, el banco hace 1,000 préstamos de $100,000 a las personas que compran casas. Una vez que emite el último cheque para los préstamos, ya no puede hacer más hipotecas y los compradores que no llegaron primero pueden quedarse sin la posibilidad de comprar su casa. Como una hipoteca es básicamente un préstamo que cuenta con el derecho de recibir una serie de pagos durante 30 años a una tasa de interés, el banco puede vender esa hipoteca. Es decir puede vender el derecho de cobrar esos pagos. ¿Pero a quien vendérselo? A Fannie Mae y Freddie Mac. Mientras que la hipoteca cumpla con ciertas normas, Fannie y Freddie compran las hipotecas del banco. Ahora el banco tiene los mismos $100,000,000 disponibles para otorgar más hipotecas.

[Galería: Hipoteca: 10 ideas para hacer un buen trato]

Si no existieran Freddie Mac y Fannie Mae, pasarían varias cosas. Primero, el volumen de préstamos otorgados bajaría drásticamente ya que se reduciría la capacidad de los bancos para hacer préstamos porque tendrían que esperar a que los primeros prestamistas comiencen a pagar lo que deben, para luego prestar nuevamente este dinero. Segundo, los bancos se volverían mucho más cautelosos para prestar dinero. Una cosa es prestarle dinero a alguien sabiendo que en 90 días va a venderle ese préstamo a Fannie Mae y otra cosa, totalmente distinta, es pensar que se debe esperar 30 años para terminar de recuperar ese dinero. Finalmente, las tasas de interés subirían mucho ya que la demanda para préstamos estaría muy por encima de la oferta y esto afectaría negativamente los precios de las casas.

A pesar de las consecuencias negativas a corto plazo, es una decisión responsable a largo plazo porque mejoraría la calidad de las hipotecas y sacaría del mercado a aquellas personas que no están en condiciones de comprar.

[Relacionado: Conoce los cambios en el seguro médico]

Pero a la vez, el Presidente quiere mantener la garantía de que una persona de clase media tenga acceso a una hipoteca asequible. El problema está en que no puedes hacer esto sin ofrecer las protecciones que hoy en día brindan Fannie Mae y Freddie Mac. No se puede tener las dos cosas al a vez.

Hay que mantenerse al tanto porque esto afecta a cualquier persona que ha comprado o piensa comprar una casa.