Anuncios
U.S. markets closed
  • S&P 500

    5,123.41
    -75.65 (-1.46%)
     
  • Dow Jones

    37,983.24
    -475.84 (-1.24%)
     
  • Nasdaq

    16,175.09
    -267.10 (-1.62%)
     
  • Russell 2000

    2,003.17
    -39.43 (-1.93%)
     
  • Petróleo

    85.45
    +0.43 (+0.51%)
     
  • Oro

    2,360.20
    -12.50 (-0.53%)
     
  • Plata

    27.97
    -0.28 (-0.99%)
     
  • dólar/euro

    1.0646
    -0.0085 (-0.79%)
     
  • Bono a 10 años

    4.4990
    -0.0770 (-1.68%)
     
  • dólar/libra

    1.2451
    -0.0104 (-0.83%)
     
  • yen/dólar

    153.2400
    +0.0370 (+0.02%)
     
  • Bitcoin USD

    67,402.04
    -3,238.34 (-4.58%)
     
  • CMC Crypto 200

    885.54
    0.00 (0.00%)
     
  • FTSE 100

    7,995.58
    +71.78 (+0.91%)
     
  • Nikkei 225

    39,523.55
    +80.92 (+0.21%)
     

125-121: Boston gana un polémico 'clásico' mientras LeBron James pide justicia

Redacción Deportes (EE.UU.), 28 ene.- Los Boston Celtics ganaron este sábado a Los Angeles Lakers (125-121) en un 'clásico' que se decidió en la prórroga tras una polémica decisión arbitral al final del último cuarto cuando no se señaló una clara falta de Jayson Tatum sobre LeBron James.

La estrella de los Lakers, que completó un partido redondo con 41 puntos, 9 rebotes y 8 asistencias, mostró un gran enfado con los árbitros por ese muy controvertido final.

Es la quinta ocasión en la que anota más de cuarenta tantos esta temporada, todas en el último mes.

En los Celtics destacaron Jaylen Brown y Jayson Tatum más Malcolm Brogdon desde el banquillo con 37, 30 y 26 puntos respectivamente.

PUBLICIDAD

Boston puso freno a la mala racha de tres derrotas cosechadas en la última semana ante Magic, Heat y Knicks.

EQUILIBRIO AL PRINCIPIO, POLÉMICA AL FINAL

Gracias al buen inicio de LeBron, los Lakers compitieron de tú a tú ante los Celtics en el primer cuarto. Cerró el periodo con 10 puntos, más de la mitad de su equipo antes de irse al banquillo tras ocho minutos en pista.

Mucho más repartida estuvo la anotación en los locales, que afrontaron el choque con las ausencias de Robert Williams y Marcus Smart.

Nunca hubo en los primeros doce minutos una renta superior a los cinco puntos para ninguno de los dos equipos. No saltaron a la cancha inspirados desde el perímetro y la estadística reflejaba únicamente 5 triples de 21 intentos.

Brown completó todos los minutos del primer cuarto en pista y fue el más peligroso de los Celtics también con 10 puntos, cuatro de ellos en los últimos ataques del periodo para que los suyos terminaran arriba en el marcador (28-27).

Tatum y Brogdon marcaron diferencias al inicio del segundo cuarto y un parcial de 6-0 obligó a Darvin Ham a solicitar tiempo muerto.

La anotación permaneció negada para los Lakers hasta los tres minutos y medio del segundo cuarto cuando Lonnie Walker inauguró el aro.

Con su canasta abrió un parcial de 0-9 favorable a los visitantes. El propio Walker fue el más destacado de este segundo periodo, sumando siete puntos con buena carta de tiro, y, junto a la aportación de Anthony Davis, el banquillo de los Lakers marcó diferencias.

Joe Mazzulla no terminó de encontrar la fórmula apropiada. Pese a mantener en pista a Tatum, Brown y Al Horford durante más de seis minutos apenas sumaron nueve puntos entre ellos.

En un partido que seguía sin destacar por el tiro exterior de ninguno de los dos equipos, los Lakers fueron más consistentes bajo el aro con 28 puntos desde la pintura (diez más que los Celtics) y 14 de ellos tras rebote.

Con ello, los angelinos cerraron arriba al descanso (48-54).

En la reanudación apareció Tatum: sólo en el tercer cuarto fue capaz de anotar 15 puntos y recuperar el acierto desde el perímetro con tres triples de cuatro intentos.

A Boston le faltaba encontrar regularidad defensiva; nunca terminó de mostrarse sólido atrás y el rebote era aún de los Lakers.

Pero a su vez, daba la impresión de que, a poco que los locales se conectaran, romperían el encuentro.

Al margen de LeBron, las desconexiones de los Lakers también ayudaron a que el marcador nunca pareciera definitivo.

Así se produjo la remontada local: a dos minutos para el final del tercer cuarto, un triple de Brogdon devolvió la iniciativa a Boston (77-75) cerrando otro parcial de 9-0.

Con un apasionante empate a 81 puntos se afrontó el último y decisivo cuarto.

LeBron y Brown lideraron la anotación de ambos equipos, pero fue un invitado inesperado quien dio un golpe en la mesa en el último suspiro.

Apareció una versión casi desconocida de Patrick Beverley cuando el marcador señalaba distancias mínimas y los segundos cada vez eran menos en el reloj.

Primero con un triple, Beverley puso por delante a los Lakers (100-102) y después con un rebote ofensivo que culminó colgándose del aro sorprendió a propios y extraños.

La última vez que Beverley hizo un mate fue en la temporada 2019/2020.

También anotó desde la línea de tiros libres para obligar a Boston a sumar en su siguiente posesión. Y esto lo hizo Brown, con un dos más uno que empató el partido a 105.

La última jugada quedará como una de las mayores polémicas de la temporada.

LeBron, con apenas cuatro segundos, penetró hasta el aro y recibió la falta de Tatum, quien le golpeó con la mano en el brazo, pero nadie señaló la falta ante la enorme frustración de la estrella de los Lakers.

La imagen pasó rápido de la polémica a lo cómico, ya que Beverley agarró la cámara de un fotógrafo y mostró la imagen de la falta sobre LeBron al árbitro, pero el partido se fue a la prórroga -con falta técnica incluida para el jugador-.

En el tiempo extra fueron mejores los Celtics con Brown sumando 11 de los 20 puntos del equipo, pero no ataron la victoria definitivamente hasta que Tatum sentenció con los tiros libres.

(c) Agencia EFE