U.S. markets closed
  • S&P 500

    4,136.48
    -43.28 (-1.04%)
     
  • Dow Jones

    33,926.01
    -127.93 (-0.38%)
     
  • Nasdaq

    12,006.96
    -193.86 (-1.59%)
     
  • Russell 2000

    1,985.53
    -15.69 (-0.78%)
     
  • Petróleo

    73.23
    -2.65 (-3.49%)
     
  • Oro

    1,877.70
    -53.10 (-2.75%)
     
  • Plata

    22.40
    -1.22 (-5.17%)
     
  • dólar/euro

    1.0797
    -0.0114 (-1.05%)
     
  • Bono a 10 años

    3.5320
    +0.1360 (+4.00%)
     
  • dólar/libra

    1.2056
    -0.0173 (-1.41%)
     
  • yen/dólar

    131.1500
    +2.5460 (+1.98%)
     
  • BTC-USD

    23,360.85
    -172.01 (-0.73%)
     
  • CMC Crypto 200

    535.42
    -1.43 (-0.27%)
     
  • FTSE 100

    7,901.80
    +81.64 (+1.04%)
     
  • Nikkei 225

    27,509.46
    +107.41 (+0.39%)
     

AMLO se cree único en esto pero resulta que pasó igual con otros presidentes mexicanos

López Obrador en la marcha del 27 de Noviembre (REUTERS/Toya Sarno Jordan)
López Obrador en la marcha del 27 de Noviembre (REUTERS/Toya Sarno Jordan)

(Bloomberg) — El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador se encuentra entre los presidentes más populares del mundo, pero no es muy superior a la popularidad de la que gozaban sus predecesores más inmediatos en este punto de su mandato presidencial de seis años.

Con un 61%, López Obrador, quien asumió el cargo el 1 de diciembre de 2018, se ubica solo dos puntos porcentuales por encima del 59% de aprobación que tenía Ernesto Zedillo, que gobernó entre 1994 y 2000, según Oraculus, que calcula una “encuesta de encuestas” de los presidentes mexicanos.

Los mandatarios Vicente Fox y Felipe Calderón, que ocuparon el cargo entre 2000 y 2012, están justo detrás de Zedillo, con un 56%.

La excepción a la regla es el predecesor inmediato de López Obrador, Enrique Peña Nieto, cuyo Gobierno estuvo asolado por años de escándalos de corrupción.

El peso se dispara

El peso mexicano se disparó este martes a su nivel más alto en más de dos años en un movimiento que lo refuerza como la principal apuesta entre las monedas latinoamericanas para 2023.

Las altas tasas de interés, la baja volatilidad, una perspectiva fiscal equilibrada y un escenario político estable se combinaron para hacer del peso la moneda con mejor desempeño en los mercados emergentes este año después del rublo ruso. Es probable que ninguno de esos factores cambie pronto, por lo que el peso sería de nuevo moneda más popular de América Latina el próximo año.

“México se ha convertido en el refugio seguro regional”, dijo Brendan Mckenna, estratega de Wells Fargo. “Los riesgos políticos son inexistentes en este momento. Con Banxico en una postura aún restrictiva, la dinámica de la política monetaria sigue siendo de apoyo”, y el peso “podría ser una de las monedas de mejor desempeño de todas las monedas de mercados emergentes”.

México se ha destacado en comparación con sus pares regionales este año. Si bien Brasil fue visto como un fuerte candidato para tomar la delantera en cualquier repunte de los mercados emergentes debido a sus altas tasas de interés y disminución de la inflación, la disputa actual sobre la generosidad fiscal bajo el nuevo Gobierno ha socavado el potencial del real.

Las monedas andinas, incluidos los pesos chileno y colombiano, también son apuestas más riesgosas debido a su menor volumen de mercado y su intensa volatilidad. La volatilidad implícita de un mes para el peso mexicano es del 11%, menos de la mitad de la de Chile y Colombia, que luchan por controlar los amplios déficits de cuenta corriente.

“Somos constructivos con el peso mexicano”, dijo Juan Prada, estratega de divisas de Barclays Capital Inc. en Nueva York. “Si bien las ganancias recientes pueden limitar un mayor desempeño superior, México ofrece una perspectiva fiscal estable y menos ruido político. Las valoraciones parecen más atractivas en Chile y Colombia, pero la historia de México es más clara”.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

AMLO espera que salario mínimo aumente 20%