U.S. Markets close in 3 hrs 12 mins

Los gigantes de Internet “más agresivos” en la evasión de 100.000 millones de dólares en impuestos

Las grandes empresas tecnológicas han sido acusadas de evasión fiscal. Foto: Denis Charlet/AFP vía Getty Images

Fair Tax Mark, un grupo especializado en la transparencia fiscal, ha acusado a Amazon (AMZN) de ser la empresa más “agresiva” a la hora de evitar impuestos, en comparación con otros gigantes tecnológicos.

En un nuevo informe, las “seis grandes” empresas tecnológicas - Amazon, Facebook (FB), Google (GOOG), Netflix (NFLX), Apple (AAPL) y Microsoft (MSFT) - fueron acusadas de “evitar agresivamente” el pago de 100.000 millones de dólares en impuestos globales en los últimos 10 años moviendo ventas y ganancias a través de países con bajos impuestos y paraísos fiscales, como Bermudas, Irlanda, Luxemburgo y los Países Bajos.

El informe afirma que estos grupos también retrasan el pago de los impuestos que acumulan.

“Nuestro análisis de la tasa impositiva efectiva a largo plazo sobre los seis de Silicon Valley durante la última década hasta la fecha ha encontrado que existe una diferencia significativa entre los impuestos efectivos pagados y la tasa impositiva general y, lo que es más llamativo, las actuales provisiones para impuestos. Concluimos que el impuesto de sociedades pagado ha sido mucho más bajo de lo que se piensa”, afirmó Paul Monaghan, Director Ejecutivo de Fair Tax Mark.

Gráfico: Fair Tax Mark

“La opinión internacional está cambiando sobre la práctica de aceptar la evasión de impuestos corporativos. En muchos países se ha arraigado la idea de que es necesario contrarrestar la transferencia de beneficios de las multinacionales de las grandes tecnológicas mediante la introducción de impuestos a las ventas digitales. Por tanto, los inversores tendrán que valorar el impacto futuro que esto podría tener en las valoraciones de las empresas y los flujos de ingresos”, comentan desde Fair Tax Mark.

“No se trata de una cuestión baladí ya que ahora la OCDE está liderando los esfuerzos multilaterales para solucionar los desafíos tributarios de la digitalización de la economía, e intenta asegurarse de que las multinacionales rentables paguen impuestos allí donde desarrollen actividades importantes para los consumidores y generen sus ganancias”.

Artículo relacionado que te puede interesar:

Centro logístico de Amazon en Boves, Francia. Foto: Pascal Rossignol/Reuters

Amazon encabeza el ranking de “mala conducta fiscal”

Fair Tax Mark clasificó a las seis grandes empresas tecnológicas de Silicon Valley, las cuales tienen una capitalización colectiva de mercado de 4,5 billones de dólares, según su “mala conducta fiscal”.

Afirmó que Amazon fue la peor de todas las compañías, que supuestamente han pagado tan solo 3.400 millones de dólares en impuestos sobre sus ingresos durante los últimos 10 años a pesar de haber acumulado 960.500 millones en ventas y 26.800 millones en ganancias.

“La compañía está aumentando su cuota del mercado en todo el mundo gracias a unos ingresos que, en gran medida, no están sujetos a impuestos, lo cual puede perjudicar injustamente a las empresas locales que adoptan un enfoque más responsable. Es poco probable que la situación se revierta pronto debido a los 9,3 mil millones de dólares en pérdidas operativas acumuladas disponibles para compensar las ganancias e impuestos futuros”, indicó el informe.

Amazon cuestionó el informe y dijo que “sus sugerencias están equivocadas” pues la compañía tuvo “una tasa impositiva efectiva del 24 % sobre las ganancias de 2010-2018”, pero los “márgenes de ganancia de la compañía son bajos” y eso, “evidentemente, da como resultado un impuesto efectivo más bajo”.

Amazon indicó en un comunicado: “Los gobiernos redactan las leyes tributarias y Amazon solo está haciendo lo que ellos alientan: pagar todos los impuestos debidos e invertir miles de millones en la creación de empleos e infraestructura. Debido a los márgenes bajos, es natural que esa inversión dé como resultado una tasa impositiva efectiva más baja”.

Facebook ocupa el segundo lugar

Mark Zuckerberg, Director Ejecutivo y fundador de Facebook. Foto: Andrew Harrer/Bloomberg/Getty

El informe clasificó a Facebook en el segundo lugar, alegando que el impuesto efectivo pagado respecto a las ganancias fue tan solo del 10,2 % durante el período analizado.

Agregó que la empresa tecnológica “actualmente tiene la ratio de carga impositiva extranjera más bajo de los seis de Silicon Valley durante la década, el cual tasa solo el 5 % de las ganancias”.

Facebook respondió al informe diciendo: “nos tomamos en serio nuestras obligaciones fiscales y pagamos lo que debemos en cada mercado donde operamos. En 2018 pagamos 3,8 mil millones de dólares en impuestos de sociedades a nivel mundial y nuestra tasa impositiva efectiva en los últimos cinco años supera el 20 %.

“Según las legislaciones actuales, pagamos la gran mayoría de los impuestos que debemos en Estados Unidos, ya que es donde se localiza la mayor parte de nuestras funciones, activos y riesgos. En última instancia, estas son decisiones que deben tomar los gobiernos y apoyamos el proceso de la OCDE enfocado en buscar nuevas reglas fiscales internacionales para la economía digital”.

Alex Cobham, Director Ejecutivo de Tax Justice Network, dijo en otra declaración: “Este informe demuestra por qué necesitamos reprogramar el enfoque mundial de los impuestos basándonos en una tributación unitaria.

“Cuando las corporaciones multinacionales abusan de sus responsabilidades tributarias con la sociedad, debilitan los apoyos que nuestras economías necesitan para funcionar bien y crear riqueza. Un enfoque unitario de los impuestos significa que finalmente podremos asegurarnos de que las multinacionales contribuyan con impuestos en función del país donde emplean a los trabajadores y hacen negocios, no donde alquilan sus buzones y esconden los libros de contabilidad.

“Al garantizar que las multinacionales paguen una parte justa a nivel local por la riqueza que crean en ese sitio por el trabajo de las personas, con base a una fórmula concertada y complementada por una tasa impositiva efectiva mínima, los gobiernos pueden fortalecer sus economías para funcionar sin problemas y mejorar la calidad de vida para todos”.

Lianna Brinded