U.S. markets close in 1 hour 20 minutes
  • S&P 500

    4,083.98
    +7.38 (+0.18%)
     
  • Dow Jones

    33,927.53
    -158.51 (-0.47%)
     
  • Nasdaq

    11,659.83
    +75.28 (+0.65%)
     
  • Russell 2000

    1,930.37
    -1.57 (-0.08%)
     
  • Petróleo

    76.46
    -2.41 (-3.06%)
     
  • Oro

    1,940.30
    -5.00 (-0.26%)
     
  • Plata

    23.61
    -0.22 (-0.93%)
     
  • dólar/euro

    1.0946
    +0.0080 (+0.73%)
     
  • Bono a 10 años

    3.4880
    -0.0410 (-1.16%)
     
  • dólar/libra

    1.2330
    +0.0014 (+0.11%)
     
  • yen/dólar

    129.1880
    -0.8800 (-0.68%)
     
  • BTC-USD

    22,959.63
    -193.61 (-0.84%)
     
  • CMC Crypto 200

    520.77
    +278.09 (+114.59%)
     
  • FTSE 100

    7,761.11
    -10.59 (-0.14%)
     
  • Nikkei 225

    27,346.88
    +19.77 (+0.07%)
     

Argentina se revaloriza para octavos de final en Qatar

MUNDIAL ARGENTINA (AP)
MUNDIAL ARGENTINA (AP)

Porque se repuso de un golpe impensado. Porque tiene recambio. Porque cuenta con uno de los mejores futbolistas de la historia, pero no depende de él. Y porque la suerte le jugó a favor.

Argentina volvió al punto de partida justo en la antesala de los octavos de final del Mundial. Había llegado como uno de los máximos favoritos, pero el traspié en el debut ante Arabia Saudí que puso fin a un invicto de 36 partidos minimizó sus antecedentes.

Si hay una jugada que describe la consistencia colectiva que recuperó el conjunto sudamericano fueron los 27 toques de balón que antecedieron al segundo gol de la victoria ante Polonia: ocho jugadores participaron de la maniobra, en la que Argentina movió el balón de una banda a otra hasta que Enzo Fernández vio el hueco en la defensa rival y tiró el pase para Julián Álvarez, que definió al ángulo.

En un momento límite, el técnico Lionel Scaloni hizo cirugía mayor con algunos titulares que habían ganado la Copa América en 2021 y el equipo reaccionó con sendas victorias 2-0 sobre México y Polonia para quedar primero de su zona. Evitó así al vigente campeón Francia y chocará con Australia, en un cuadro que en teoría se le presenta bastante favorable para llegar a la final del 18 de diciembre.

“Volvimos a ser lo que fuimos durante mucho tiempo”, dijo al capitán Lionel Messi, con una sonrisa en el rostro pese a que por segunda vez en mundiales le atajaron un penal ante Polonia. “Era lo que estábamos buscando en el inicio del mundial, que por diferentes situaciones no lo podíamos concretar. Da confianza para lo que viene”.

LO QUE FUNCIONÓ

La mano del entrenador para acertar en el cambio de piezas fue vital. Scaloni descree de un viejo dogma del fútbol: equipo que gana no se toca. Si un futbolista no cumplió con las expectativas o el próximo rival exige otros intérpretes, el técnico cambiará el once, con una sola excepción: Messi.

Scaloni cambió cinco jugadores ante México respecto al equipo que había perdido en el debut. Y a pesar del triunfo, modificó a cuatro para enfrentar a los polacos.

Los mediocampistas Alexis Mac Allister y Fernández y el delantero Álvarez — ninguno supera los 23 años —, quienes antes del Mundial eran suplentes, emergieron triunfantes de esa mutación.

Con los dos primeros, Argentina parece haber gestado un nuevo mediocampo, en el cual sólo sobrevive Rodrigo De Paul respecto al que ganó la Copa América.

Mac Allister y Fernández agilizaron el juego, llegan al gol, pero también son importantes en el retroceso y la recuperación.

Scaloni le dio la titularidad a Álvarez, de 22 años, en lugar del más curtido Lautaro Martínez, el segundo goleador de su ciclo después de Messi. Y el atacante del Manchester City tiene una admirable virtud pese a su juventud: mientras más pesada es la responsabilidad, mejor responde.

Le pasó como jugador de River Plate cuando disputó a sus 18 años el choque de vuelta de la histórica final de la Copa Libertadores ante el clásico rival Boca Juniors, y anotó goles en sus primeros partidos como titular en el City y ahora en un Mundial.

Argentina también mostró carácter para reponerse del penal que le atajó el arquero polaco Wojciech Szczesny a Messi en el primer tiempo. Fue el segundo que le frustraron al capitán argentino, de 35 años, en una Copa del Mundo. El primero había sido hace cuatro años ante Islandia.

En otro momento, ese golpe hubiera desmoralizado al astro y a sus compañeros. Pero fue todo lo contrario.

“Sentí mucha bronca por errar el penal porque sé que un gol te cambia un partido y te hace jugar de otra manera, pero a raíz del penal que erré, el equipo salió fortalecido”, valoró Messi.

POR CORREGIR

Uno de los puntos débiles del equipo sigue en las bandas. Scaloni ha rotado los laterales en los tres partidos. Ante Polonia, Nahuel Molina volvió al costado derecho y asistió a Mac Allister en el gol, pero se le exige más participación.

En la izquierda, Marcos Acuña fue siempre descarga, pero no estuvo preciso cuando pisó el área.

ENFERMERÍA

El veterano Ángel Di María fue reemplazado al promediar el segundo tiempo por una contractura muslo de su pierna izquierda. El riesgo de un desgarro pone en duda su presencia ante Australia.

DATO

El astro Lionel Messi superó a la leyenda Diego Maradona como el jugador argentino con más presencias en Mundiales — 22 partidos — y quedó a tres del récord de Lothar Matthäus con Alemania.

LO QUE SIGUE

La Albiceleste, campeona en 1978 y 1986, finalizó primera en su zona y se medirá ante Australia — segundo del Grupo D y 38mo del ránking FIFA — el sábado en el estadio Ahmad Bin Ali. Es la segunda vez que los Socceroos llegan a esta instancia en su historia.