Anuncios
U.S. markets closed
  • S&P 500

    5,615.35
    +30.81 (+0.55%)
     
  • Dow Jones

    40,000.90
    +247.10 (+0.62%)
     
  • Nasdaq

    18,398.45
    +115.04 (+0.63%)
     
  • Russell 2000

    2,148.27
    +23.23 (+1.09%)
     
  • Petróleo

    82.18
    -0.44 (-0.53%)
     
  • Oro

    2,416.00
    -5.90 (-0.24%)
     
  • Plata

    31.02
    -0.65 (-2.04%)
     
  • dólar/euro

    1.0910
    +0.0040 (+0.37%)
     
  • Bono a 10 años

    4.1890
    -0.0040 (-0.10%)
     
  • dólar/libra

    1.2989
    +0.0074 (+0.58%)
     
  • yen/dólar

    157.8480
    -1.0360 (-0.65%)
     
  • Bitcoin USD

    59,983.52
    +1,317.91 (+2.25%)
     
  • CMC Crypto 200

    1,250.07
    +51.50 (+4.30%)
     
  • FTSE 100

    8,252.91
    +29.57 (+0.36%)
     
  • Nikkei 225

    41,190.68
    -1,033.32 (-2.45%)
     

Las automovilísticas europeas, sin frenos en las caídas bursátiles tras los aranceles a China

Las automovilísticas europeas, sin frenos en las caídas bursátiles tras los aranceles a China
Las automovilísticas europeas, sin frenos en las caídas bursátiles tras los aranceles a China

El sector del automóvil no termina de levantar el pie del freno en este 2024. La semana pasada el nuevo revés vino por parte de la Comisión Europea, al señalar que impondría aranceles a los vehículos eléctricos chinos importados a partir de julio, que van desde el 17,4% para BYD hasta el 38,1% para SAIC, además del impuesto estándar del 10% para automóviles.

Un gravamen que, con todo, no es seguro que disuada a los fabricantes de automóviles del país asiático de exportar a Europa, ya que aun absorbiendo el costo adicional pueden obtener ganancias. Joe Mazur, analista senior de la consultora de investigación Trivium China, ha afirmado que los fabricantes chinos de vehículos eléctricos se verán obligados a repercutir parte de los aumentos de costes a los consumidores, "pero no es en absoluto un golpe mortal para la industria china de vehículos eléctricos en Europa".

Podrían ser más contras que pros...

Si nos ceñimos a las cifras, la producción y las exportaciones de automóviles de China alcanzaron máximos históricos en 2023, gracias a la recuperación de su mercado interno y a la oportunidad de llenar el hueco que dejaron los fabricantes europeos tras marcharse de Rusia.

PUBLICIDAD

Así, los fabricantes produjeron 30,16 millones de vehículos el año pasado y las entregas al por mayor aumentaron a 30 millones, según datos de la Asociación China de Fabricantes de Automóviles. Mientras, las exportaciones aumentaron un 58%, hasta 4,91 millones de unidades.

Las automovilísticas europeas, sin frenos en las caídas bursátiles tras los aranceles a China
Las automovilísticas europeas, sin frenos en las caídas bursátiles tras los aranceles a China

Si nos centramos en la UE, China es el tercer mercado más grande por valor para las exportaciones de vehículos de la UE después de Estados Unidos (en primer lugar) y el Reino Unido (en segundo lugar). Según datos de la La Asociación Europea de Fabricantes de Automóviles (ACEA):

  • Se exportaron 359.271 coches de la UE a China en 2023, valorado en 19.400 millones de euros.

  • Se importaron 706.976 automóviles de China a la UE en 2023, valorada en 12.900 millones de euros.

  • En 2023 se importaron a la UE 438.034 coches eléctricos de batería de China, por un valor de 9.700 millones de euros.

  • En 2023 se exportaron 11.499 coches eléctricos de batería desde la UE a China, por un valor de 852,3 millones de euros.

  • La cuota de mercado de los coches fabricados en China en las ventas de vehículos eléctricos de batería en la UE ha aumentado de alrededor del 3% a más del 20% en los últimos tres años.

    • Las marcas chinas representan alrededor del 8% de esta cuota de mercado

Las automovilísticas europeas, sin frenos en las caídas bursátiles tras los aranceles a China
Las automovilísticas europeas, sin frenos en las caídas bursátiles tras los aranceles a China

Desde Bruselas sostienen que los fabricantes chinos de vehículos eléctricos se benefician de subsidios que socavan a sus competidores europeos. Algunos analistas apuntan también que la industria automovilística china, compuesta por empresas estatales y privadas, tiene ventajas de costes frente a sus competidores extranjeros, en parte gracias a las subvenciones públicas y al dominio del país en el refinado de minerales para baterías. Pero el alto nivel de competencia en el mercado chino de vehículos eléctricos, el mayor del mundo, también ha llevado a las empresas a innovar para reducir costes.

Sin embargo, no todos están a favor de esta medida proteccionista que, lejos de complacer a los fabricantes europeos, ha sembrado la incertidumbre entre ellos, especialmente en los alemanes, ya que una posible guerra comercial dañaría no sólo sus negocios en China sino también sus propias importaciones de automóviles fabricados allí. En este sentido, el Canciller Olaf Scholz advertía durante un discurso en una fábrica de Opel hace unos días que "el aislacionismo y las barreras aduaneras ilegales... en última instancia sólo encarece todo y empobrece a todos".

Desde las esferas empresariales, también han mostrado su desconformidad. Así, el CEO de BMW, Oliver Zipse, ha descrito el anuncio de la semana pasada como "el camino equivocado a seguir". Por su parte, el director general de Mercedes, Ola Kaellenius, afirmaba que "el desmantelamiento de las restricciones y la expansión del comercio justo y libre han conducido al crecimiento económico. Por lo tanto, no deberíamos ir ahora en la dirección contraria".

En el otro lado, según la agencia estatal de noticias Xinhua, Beijing espera que la UE reconsidere los aranceles sobre los vehículos eléctricos chinos y deje de ir más allá en la "dirección equivocada" para proteger su industria automotriz de la competencia, y gestione las fricciones comerciales a través del diálogo. "Instamos a la UE a que escuche atentamente las voces objetivas y racionales de todos los sectores, corrija inmediatamente sus prácticas erróneas, deje de politizar las cuestiones económicas y comerciales, y gestione adecuadamente las fricciones económicas y comerciales a través del diálogo y la consulta", declaraba el portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores chino, Lin Jian.

Fuerte penalización en bolsa

Con este escenario, la semana pasada las acciones de los ocho mayores fabricantes de automóviles europeos -que realizan una gran parte de sus ventas en China- cayeron de forma importante en bolsa, algunos más del 7% como fue el caso de Volkswagen, mientras que Porsche, Renault y Stellantis también se dejaron en sólo cinco sesiones más de un 6%.

Y es que no hay que olvidar que China representó casi el 32% de las ventas de BMW en el primer trimestre y alrededor del 30% de sus rivales Volkswagen y Mercedes-Benz. En cuanto a beneficios, tanto BMW como Porsche obtienen cerca de un 35% de su beneficio operativo de China (15-20% en el caso de Volkswagen).

Con las caídas de hace una semana, los valores del sector del automóvil europeo mermaron su acumulado en bolsa. En este caso, en los que llevamos de 2024 las compañías europeas que peor lo están haciendo son BMW y Stellantis, con pérdidas de doble dígito en el año, que se han visto fuertemente acrecentadas en sólo una semana.

VALOR

Revalorización 2024

Caída últ. semana

Recomendación

Potencial

BMW

-13,6%

-4,7%

mantener

26,7% (110,3 €)

Ferrari

26%

-0,90%

mantener

3,7% (398,8 €)

Mercedes

1,5%

-2,9%

comprar

35,4% (86,43 €)

Porsche

-8,4%

-6,3%

comprar

9,1% (64,57 €)

Renault

32%

-6%

comprar

19,2% (58,05 €)

Stellantis

-10,5%

-6,8%

comprar

32,1% (25,01 €)

Volkswagen

-4,1%

-7,2%

comprar

32,3% (150,33 €)

Volvo

1,1%

-4,2%

comprar

(314,26 SEK)