Anuncios
U.S. markets closed
  • S&P 500

    5,304.72
    +36.88 (+0.70%)
     
  • Dow Jones

    39,069.59
    +4.33 (+0.01%)
     
  • Nasdaq

    16,920.79
    +184.76 (+1.10%)
     
  • Russell 2000

    2,069.67
    +21.26 (+1.04%)
     
  • Petróleo

    77.80
    +0.93 (+1.21%)
     
  • Oro

    2,335.20
    -2.00 (-0.09%)
     
  • Plata

    30.54
    +0.09 (+0.28%)
     
  • dólar/euro

    1.0850
    +0.0032 (+0.29%)
     
  • Bono a 10 años

    4.4670
    -0.0080 (-0.18%)
     
  • dólar/libra

    1.2739
    +0.0041 (+0.32%)
     
  • yen/dólar

    156.9430
    +0.0050 (+0.00%)
     
  • Bitcoin USD

    68,640.39
    +1,005.32 (+1.49%)
     
  • CMC Crypto 200

    1,436.62
    -31.49 (-2.14%)
     
  • FTSE 100

    8,317.59
    -21.64 (-0.26%)
     
  • Nikkei 225

    38,646.11
    -457.11 (-1.17%)
     

El cómic que revolucionó la animación: así se ve Superman en la actualidad

"Más rápido que una bala, más potente que una locomotora, capaz de saltar altos edificios de un solo salto". Estas palabras icónicas encandilaron por primera vez a los cinéfilos en la apertura de una de las mejores series de cortometrajes de animación de todos los tiempos, se trataba de los 17 legendarios dibujos animados de Superman producidos entre 1941 y 1943 por los estudios Max Fleischer y, más tarde, por Famous Studios.

Y ahora, tras décadas de versiones inferiores circulando por el mercado, por fin están disponibles con un detalle y una claridad gloriosamente remasterizados en alta definición en plataformas de streaming o DVD de Warner Bros. Discovery.

Estos dibujos animados, con sus figuras de tonos realistas, fondos detallados y movimientos naturales de los personajes, no sólo se adelantaron a su tiempo a principios de los años 40: siguen pareciendo adelantados a su tiempo hoy en día. Todos los esfuerzos posteriores de animación de superhéroes hasta nuestros días tienen una enorme deuda con estos primeros trabajos, que también representaron la primera vez que se vieron superhéroes de cómic en la gran pantalla.

"Incluso en mis primeros trabajos en el mundo de la animación, los estudiábamos", afirma Kevin Altieri, guionista y productor de Batman: The Animated Series, que estableció el modelo para la animación de DC en la década de 1990. "Cuando llegué a Warner Bros. y vi la maqueta que Bruce [Timm] había hecho incorporando todos esos trucos y técnicas, dije: 'espera, ¡estamos haciendo Supermans de Fleischer!' y me dijeron: sí, ése es el mandato de arriba".

PUBLICIDAD

"La primera vez que vi un dibujo animado de Superman de Max Fleischer, bueno, decir que cambió mi vida es a la vez exacto y un eufemismo", dijo John Semper, que produjo la premiada Spider-Man: The Animated Series a mediados de los 90, entre otras cosas en sus 40 años de carrera. "Era la personificación de todo lo que quería ver en un dibujo animado, todo lo que quería hacer algún día en forma de dibujo animado. Era brillante e impresionante. Es un caso raro de algo que se hace y que es perfecto en ese momento".

"Estos dibujos animados de Superman tenían el aspecto fluido y de mayor calidad de los grandes dibujos animados de Disney", dijo el historiador de cómics y animación Arlen Schumer, que produjo un seminario web sobre la serie.

"Más tarde me enteré de que era el resultado de la combinación de la animación cel minuciosamente pintada a mano y la rotoscopia (animación sobre película de acción real) de los Fleischer. Así que podías sentir a Superman esforzándose para ejercer su superfuerza, luchando contra oponentes más grandes; podías sentir su esfuerzo físico cuando literalmente saltaba edificios altos de un solo salto. Y volaba como imaginábamos que volaba en nuestros sueños, con gracia y dinamismo. Estaba anclado en nuestra realidad reconocible. Era cercano".

Como pasaron a ser de dominio público cuando el propietario de Superman, DC (entonces National Comics), no renovó los derechos de autor, han estado circulando durante décadas en formatos de calidad muy diversa, a menudo en cintas y DVD de oferta. Sin embargo, la empresa matriz de DC, Warner Bros. Discovery, posee los derechos de los negativos de cámara originales.

Según la empresa, el avanzado proceso de remasterización comenzó con un escaneado 4K de 16 bits del negativo original de 35 mm de exposición sucesiva de Fleischer. Manteniéndose fiel a la relación de aspecto original de 1,37 a 1, se escaneó la imagen en bruto de mayor calidad y se introdujo en el proceso de recombinación, utilizando un software especial patentado para fusionar los negativos Technicolor de exposición sucesiva en una única imagen en color RGB. Warner Bros. Discover afirma que «el resultado final son unos cortometrajes de animación prístinos que han sido restaurados con la calidad de producción que los animadores pretendían originalmente». De hecho, son tan claros y nítidos que pueden parecer casi chocantes para los espectadores acostumbrados a las versiones degeneradas que circulaban desde los años cincuenta.

"Como alguien que ha trabajado durante décadas en dibujos animados de superhéroes, descubrir las animaciones de Superman de Fleischer en mi juventud tuvo un profundo efecto en mí", dijo Shannon Eric Denton, guionista y productor que ha trabajado en series de animación con personajes de DC y Marvel. "Aunque empecé en los cómics, pasé rápidamente a la animación, donde creo que he estado persiguiendo ese subidón que Max y sus Fleischer Studios me dieron hace tantos años"».

"Estas cosas eran simplemente joyas raras", dijo Semper. "No podía creer que existieran. Así que imagina mi mente de niño pequeño sentado frente a una pantalla de televisión, en blanco y negro. Y de repente aparece uno de esos magníficos dibujos animados de Superman de Max Flesher, y era como algo de otro planeta. Era difícil incluso entender cómo se hacían".

"Influyeron en todo el mundo. Disney, Miyazaki, todo lo que ha salido de Warner Bros. y DC desde los años 90", dice Altieri.

El DVD incluye varias secciones especiales sobre la historia, la producción y la influencia de los dibujos animados de Superman. Se incluyen los 17 cortometrajes teatrales para completar la historia, incluidos varios producidos durante la Segunda Guerra Mundial que reflejan las actitudes de la época.

"Estoy encantado con la edición de Warners", afirma Semper. "Los dibujos animados tienen mejor aspecto que cualquier versión anterior que haya visto. Lo único que lamento es que no me entrevistaran para los extras".

 

*Publicada en Forbes US