U.S. markets closed
  • S&P 500

    4,397.94
    -84.79 (-1.89%)
     
  • Dow Jones

    34,265.37
    -450.03 (-1.30%)
     
  • Nasdaq

    13,768.92
    -385.08 (-2.72%)
     
  • Russell 2000

    1,987.92
    -36.12 (-1.78%)
     
  • Petróleo

    84.83
    -0.31 (-0.36%)
     
  • Oro

    1,836.10
    +4.30 (+0.23%)
     
  • Plata

    24.34
    +0.02 (+0.10%)
     
  • dólar/euro

    1.1351
    +0.0033 (+0.30%)
     
  • Bono a 10 años

    1.7470
    -0.0860 (-4.69%)
     
  • dólar/libra

    1.3549
    -0.0051 (-0.38%)
     
  • yen/dólar

    113.6580
    -0.4420 (-0.39%)
     
  • BTC-USD

    35,404.55
    +325.71 (+0.93%)
     
  • CMC Crypto 200

    870.86
    +628.18 (+258.85%)
     
  • FTSE 100

    7,494.13
    -90.88 (-1.20%)
     
  • Nikkei 225

    27,522.26
    -250.64 (-0.90%)
     

Izquierdista opositora aventaja en conteo elecciones presidenciales Honduras

·5  min de lectura

Por Gustavo Palencia y David Alire Garcia

TEGUCIGALPA, 28 nov (Reuters) -La candidata opositora Xiomara Castro aventajaba el conteo de votos de las elecciones presidenciales en Honduras celebradas el domingo, según resultados preliminares, lo que la acerca a convertirse en la primera mujer gobernante del país centroamericano.

Con los votos de más del 35% de las actas escrutadas, Castro, la esposa del expresidente Manuel Zelaya, tenía un 53.43% de los sufragios, mientras que Nasry Asfura, candidato del gobernante Partido Nacional (PN), contaba con el 34.12%, de acuerdo a datos del Consejo Nacional Electoral (CNE).

De confirmarse la tendencia, una victoria de Castro pondría fin a 12 años de gobierno conservador y devolvería a la izquierda hondureña al poder por primera vez desde que Zelaya fue depuesto en un golpe de Estado en 2009.

"Revertimos el autoritarismo y revertimos el continuismo", dijo Castro, de 62 años, a sus seguidores en la sede de su partido en la capital Tegucigalpa la noche del domingo tras divulgarse los primeros resultados preliminares.

"Vamos a formar un gobierno de reconciliación en nuestro país, un gobierno de paz y un gobierno de justicia", añadió.

Los simpatizantes de Castro celebraron los primeros resultados y los consideraron una prueba del triunfo. Sin embargo, tanto el PN como el Partido Libertad y Refundación (Libre) de Castro se habían proclamado vencedores tras una jornada de votación en la que se registró una participación histórica, según el CNE.

Durante meses, Castro ha buscado unificar a la oposición contra el presidente saliente, Juan Orlando Hernández, quien ha negado acusaciones de tener vínculos con el crimen organizado. Hay una investigación abierta en Estados Unidos que presuntamente lo vincula con el narcotráfico.

Después de aliarse con quien obtuvo el segundo lugar en las elecciones presidenciales de 2017, un popular presentador de televisión, la mayoría de las encuestas reforzaron la condición de Castro como favorita.

PUNTO DE TENSIÓN

Las elecciones son el último punto de tensión política en Centroamérica, una de las principales fuentes de migrantes que llegan a Estados Unidos huyendo del desempleo crónico y la violencia del crimen organizado. Honduras es uno de los países más violentos del mundo, aunque las tasas de homicidio han descendido recientemente.

Centroamérica es también un punto de tránsito clave para el tráfico de drogas y donde ha aumentado la preocupación por los gobiernos cada vez más autoritarios.

La votación también ha provocado un estira y afloja diplomático entre Pekín y Washington después de que Castro dijera que establecería relaciones diplomáticas con China, restando importancia a los lazos con Taiwán, que cuenta con el apoyo de Estados Unidos.

El principal rival de Castro entre los 13 aspirantes a la presidencia es Asfura, un acaudalado empresario y alcalde de la capital por dos mandatos, quien ha intentado distanciarse del impopular mandatario.

Tras depositar su voto, Asfura dijo que respetaría el veredicto de los votantes. "Lo que el pueblo hondureño quiera al final yo lo respeto", afirmó. El candidato no se había pronunciado tras los resultados preliminares que daban la ventaja a Castro.

Algunos votantes consultados por Reuters expresaron más temprano descontento con su elección al sufragar, pero muchos otros tenían claros favoritos.

"Estoy en contra de tanta corrupción, pobreza y hasta narcotráfico", dijo José González, de 27 años, un mecánico que estaba formado afuera de un centro de votación acompañado de su pequeña hija. Afirmó que votaría por Castro.

"ESTO ES HONDURAS"

La controvertida reelección de Hernández en 2017 y sus consecuencias cobran ahora gran importancia. Los informes generalizados de irregularidades en los comicios de hace cuatro años provocaron protestas que cobraron la vida de más de dos docenas de personas, pero la victoria del presidente fue finalmente aprobada.

Alexa Sánchez, una estudiante de medicina de 22 años, descansaba en una banca mientras escuchaba música en sus auriculares y dijo que votó a regañadientes por Castro.

"Honestamente, no era como que había tantas buenas opciones", dijo, y agregó que era muy escéptica sobre el voto limpio. "No lo creo", afirmó. "Esto es Honduras".

Numerosos observadores electorales nacionales e internacionales siguieron de cerca la votación del domingo, incluyendo una misión de 68 miembros de la Unión Europea (UE).

La jefa de observadores de la UE, Zeljana Zovko, dijo más temprano a periodistas que su equipo había observado una votación mayormente tranquila con una alta participación, aunque la mayoría de las mesas de votación no abrieron a tiempo.

"La campaña ha sido muy dura", dijo Julieta Castellanos, socióloga y exrectora de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras, especialmente después de que Castro selló en octubre una alianza de oposición con quien ocupó el segundo lugar en los comicios de 2017 que, según ella, "generó una gran expectativa".

Castellanos dijo que la violencia después de estas elecciones es posible si la contienda es especialmente reñida, si se presentan un mayor número de denuncias y dan lugar a sospechas de fraude a gran escala, o si los candidatos se declaran victoriosos de forma prematura.

Además de la presidencia, los hondureños también votaron por la composición del Congreso unicameral de 128 miembros, más funcionarios de unos 300 gobiernos locales.

En el barrio de clase trabajadora Kennedy de Tegucigalpa, el contador José de 56 años, quien prefirió no dar su apellido, dijo que se quedaría con el partido gobernante.

"Tengo esperanza que Tito Asfura pueda cambiar todo esto", dijo, usando el apodo del alcalde. "Mire, aquí la corrupción es de todos los gobiernos", agregó.

(Reporte de David Alire García y Gustavo Palencia. Editado por Simon Cameron-Moore, Daniel Flynn, Lisa Shumaker, David Gregorio y Daniel Wallis. Editado en español por Miguel Angel Gutiérrez y Adriana Barrera)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.