U.S. markets open in 1 hour 54 minutes
  • F S&P 500

    3,854.50
    +9.50 (+0.25%)
     
  • F Dow Jones

    31,160.00
    +64.00 (+0.21%)
     
  • F Nasdaq

    13,356.50
    +62.25 (+0.47%)
     
  • RTY=F

    2,165.20
    +7.50 (+0.35%)
     
  • Petróleo

    53.07
    -0.24 (-0.45%)
     
  • Oro

    1,870.60
    +4.10 (+0.22%)
     
  • Plata

    25.96
    +0.19 (+0.75%)
     
  • dólar/euro

    1.2152
    +0.0037 (+0.30%)
     
  • Bono a 10 años

    1.0900
    0.0000 (0.00%)
     
  • Volatilidad

    21.25
    -1.99 (-8.56%)
     
  • dólar/libra

    1.3730
    +0.0075 (+0.55%)
     
  • yen/dólar

    103.3590
    -0.2110 (-0.20%)
     
  • BTC-USD

    32,141.81
    -1,360.29 (-4.06%)
     
  • CMC Crypto 200

    632.39
    -68.22 (-9.74%)
     
  • FTSE 100

    6,748.27
    +7.88 (+0.12%)
     
  • Nikkei 225

    28,756.86
    +233.60 (+0.82%)
     

Los nuevos cierres hunden la confianza de los consumidores de Alemania y Francia

Por Richard Lough y Riham Alkousaa
·3  min de lectura
FOTO DE ARCHIVO: Transeúntes en una calle comercial de Berlín, Alemania, el 24 de octubre de 2020

Por Richard Lough y Riham Alkousaa

PARÍS/BERLÍN, 26 nov (Reuters) - La confianza de los consumidores franceses y alemanes se desplomó en noviembre, ya que las nuevas restricciones contra el coronavirus aplastaron cualquier perspectiva de un rápido regreso a la normalidad en las dos principales economías de la zona euro, según mostraron los datos publicados el jueves.

Restaurantes, bares, hoteles y lugares de ocio tuvieron que cerrar este mes en ambos países por las nuevas restricciones para contener una segunda ola de infecciones de COVID-19.

Aunque las tiendas permanecieron abiertas en Alemania, en Francia tuvieron que cerrar aquellos establecimientos no esenciales, que podrán reabrir el sábado bajo estrictos protocolos sanitarios.

Las últimas restricciones reprimirán el gasto de los hogares de cara a la temporada navideña, retrasando las perspectivas de una recuperación económica liderada por el consumo el año que viene.

En Francia, que el 30 de octubre fue sometida a uno de los cierres más estrictos de Europa, la confianza de los consumidores cayó este mes a su nivel más bajo desde diciembre de 2018, por debajo incluso de los niveles marcados en marzo y abril durante el primer confinamiento, que fue aún más duro.

El organismo oficial de estadísticas de Francia, el INSEE, dijo que su índice de confianza de los consumidores cayó cuatro puntos hasta 90, peor que el nivel de 92 que esperaba de media uno sondeo con economistas de Reuters.

La confianza fue la más baja desde el estallido de las violentas protestas callejeras contra el Gobierno durante el movimiento de los "chalecos amarillos", que obligó a muchos comercios a cerrar en el centro de París.

En Alemania, los datos de una encuesta mostraron que la confianza de los consumidores cayó todavía más en noviembre, después que entrasen en vigor nuevas restricciones para frenar la segunda ola de la pandemia, mermando las expectativas de ingresos de los hogares, así como su disposición a comprar, según una encuesta publicada el jueves.

El índice del sentimiento de los consumidores, realizado por el instituto GfK y basado en una encuesta de alrededor de 2.000 alemanes, cayó a -6,7 en noviembre desde un -3,2 revisado en el mes anterior.

La lectura fue peor que la media de previsiones recogida por Reuters, que apuntaba a -5,0.

El experto en consumo del instituto GfK, Rolf Buerkl, dijo que aunque los comercios se han mantenido abiertos hasta ahora, el cierre de restaurantes, bares, hoteles y lugares de ocio desde el 2 de noviembre nubló el ánimo de los consumidores.

Además, el aumento en el número de contagios por COVID-19 está aumentando la incertidumbre, por lo que los alemanes se aferran más a sus propios ahorros, añadió Buerkl.

"Las esperanzas de una rápida recuperación que surgieron a principios de verano se han visto definitivamente frustradas", sentenció.

La canciller Angela Merkel acordó con los líderes de los 16 estados federales de Alemania extender y endurecer las medidas contra el coronavirus al menos hasta el 20 de diciembre, pero relajarlas durante las vacaciones de Navidad para permitir que familias y amistades se reúnan.

El martes, el presidente Emmanuel Macron dijo que Francia comenzaría a flexibilizar gradualmente el confinamiento este fin de semana, aunque se mantendrán muchas restricciones.

Algunos epidemiólogos dicen que Francia podría no volver a un modo de vida normal hasta el próximo otoño, siempre que los programas de vacunación funcionen.

(Escrito por Leigh Thomas; traducido por Andrea Ariet y Jose Elías Rodríguez)