U.S. markets close in 1 hour 13 minutes
  • S&P 500

    4,536.58
    +0.39 (+0.01%)
     
  • Dow Jones

    35,510.81
    -98.53 (-0.28%)
     
  • Nasdaq

    15,171.40
    +49.73 (+0.33%)
     
  • Russell 2000

    2,288.86
    -0.90 (-0.04%)
     
  • Petróleo

    82.57
    -0.85 (-1.02%)
     
  • Oro

    1,781.10
    -3.80 (-0.21%)
     
  • Plata

    24.15
    -0.30 (-1.23%)
     
  • dólar/euro

    1.1627
    -0.0026 (-0.22%)
     
  • Bono a 10 años

    1.6800
    +0.0440 (+2.69%)
     
  • dólar/libra

    1.3785
    -0.0041 (-0.29%)
     
  • yen/dólar

    113.8980
    -0.4310 (-0.38%)
     
  • BTC-USD

    62,704.55
    -3,870.81 (-5.81%)
     
  • CMC Crypto 200

    1,486.22
    -48.43 (-3.16%)
     
  • FTSE 100

    7,190.30
    -32.80 (-0.45%)
     
  • Nikkei 225

    28,708.58
    -546.97 (-1.87%)
     

Cristina Porta hace volar por los aires la casa de 'Secret Story'

·5  min de lectura

Cuando uno es espectador de reality quiere acción, si no, ¿para qué? Por eso ver a una desconocida como Cristina Porta dando el cante y poniendo histéricos a todos en la casa de Secret Story se merece una ovación. Si no fuese por ella aquello serían las montañas de Heidi o un retiro espiritual. En apenas una semana la periodista ha sacado de quicio a la mayoría de sus compañeros en la casa y ha dado la vidilla que necesitamos. Y lo mejor de todo, lo ha hecho sin gritos pero con muchas miradas que hablan solas. Eso sí que tiene mérito.

Enrique Cidoncha; cortesía de Mediaset
Enrique Cidoncha; cortesía de Mediaset

Ya lo hemos dicho más de una vez, los realities de Telecinco necesitan apostar por savia nueva. Y con Cristina Porta tenemos la confirmación de que fichar a alguien que no sea asiduo a los pasillos de la cadena puede traer gratas sorpresas. Para bien o para mal, este jueves todos alucinamos y nos sorprendimos con la periodista deportiva. Y dentro de la casa también. Todavía no sabemos por qué, pero lo cierto es que cae fatal a una gran parte de sus compañeros. Sobre todo a Fiama, Emmy y Sandra Pica.

Sin embargo, los ataques injustificados a Cristina por decir lo que piensa y pensar lo que dice sobraron bastante. La chica es guapa, divertida y tiene carácter, no se calla ante lo que le parece injusto y se ha robado las miradas de los chicos guapos de la casa como Luca o Canales. Nadie se esperaba que la gran desconocida del concurso brillara más que el resto en menos de una semana. Y para mí esa es la única razón por la que Fiama and cía, incluyendo a Cynthia, le hayan hecho un vacío más que evidente.

La presentadora de 31 años llegó por la puerta de atrás y en el último minuto del primer día de la gala. Casi ni hubo presentación y todos nos quedamos a cuadros cuando la vimos. ¿Quién es esa? Nos preguntamos la mayoría. Ahora ya lo sabemos. La colaboradora de espacios como Punto Pelota (Intereconomía) o Los Inflitrados (GolTV), entre otros programas, tiene a las chicas desquiciadas. Ella no ha entrado a su juego de cuchicheos de la casa y encima se ha ganado la amistad de un peso fuerte de la casa como Miguel Frigenti. A día de hoy son Zipi y Zape, no se separan y han formado un equipo muy fuerte. A ellos se suman el hermano de Gianmarco, los gemelos y también Bigote Arrocet. El resto la miran todavía con desconfianza o como la 'who' del reality. Mal hecho, esa gran desconocida es hoy una de las piezas clave del nuevo reality de Mediaset.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un post de Instagram no disponible por tus preferencias de privacidad

Ella fue, junto con Frigenti, la gran protagonista y estrella de la noche, cuya gala arrasó en audiencia con más de un 18% de cuota. Lo más divertido de todo es que fue la reina indiscutible sin dar ni un grito, no insultó a nadie y les puso los puntos sobre las íes a todos, empezando por Fiama y terminando por Lucía, la mamma de Alba Carrillo. En realidad los conflictos fueron por cosas insignificantes. Que si no me hablas, que si tienes cara de mujer altiva, que si nos miras por encima del hombro... Esos son los argumentos que tienen contra ella. Yo lo interpreto de otra forma. Lo que le pasa a Cristina es que no pelotea a nadie, no busca la aprobación de los demás y, sobre todo, es una mujer muy segura de sí misma. Y eso parece que habría tocado mucho las narices

Como suele ocurrir en estos realities donde entran siempre viejos conocidos, las alianzas se producen desde el día uno entre los amiguitos de turno dejando a un lado a los nuevos. Lo hemos visto con Luis Rollán, Isabel Rábago y Sofía Cristo y, por supuesto, Pica, Fiama, Emmy y Cynthia. Hasta cierto punto esa unión entre quienes son colegas es entendible, pero el rechazo al otro y la falta de empatía no se entiende. Quizás Cristina no sea la simpatía personificada ni ande riendo las gracias a las que tienen un master en esto de la telerrealidad, pero eso no la hace peor ni menos importante. Lo que personalmente más me gusta es que ni siquiera le importa que pasen de ella. Tiene claro quién es, a lo que va y no mendiga atención.

La amistad de la participante con el colaborador de Sálvame tampoco le está ayudando mucho a su integración. Frigenti tiene varios frentes abiertos con unos cuantos de la casa como Rábago, quien cuenta con un arsenal de compañeros que la respaldan y defienden. Así que eso hace que una gran parte haya decidido también rechazarla junto al periodista. Una razón más para aplaudirla porque podría haberse separado de Frigenti y unirse al resto para evitar estar en el grupo minoritario y repudiado de la casa, y no lo ha hecho. 

A quien sí parece haber convencido es a la audiencia quien la salvó con más de un 70% de los votos. Después de las mil broncas con sus compañeros y tras una semana de mucha polémica, todos creían que se iba. Tenía todas las papeletas. Sobre todo porque su contrincante, Chimo Bayo había permanecido calladito y sin dar mucha guerra. La entrada triunfal de Cristina a la casa tras su salvación dio pistas de que esta chica gusta y mucho. A partir de ahí, algunos de los que la criticaron, como Luis, Sofía y Lucía, empezaron a estar con ella como la seda. Típico falserío estratégico de reality.

La casa ya tiene bandos y divisiones, la paz ha desaparecido y ya todos tiene sus pasos claros. Todo muy aceptable en esto del juego. Pero yo me quedo, al menos de momento, con la autenticidad y lo real, que para eso es un reality. Y por ahora, pues ya sabemos que todo esto puede cambiar, Cristina está convenciendo y dando el contenido que necesitamos. La cosa apenas empieza y ya tengo ganas de más.

Más historias que te puedan interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.