Anuncios
U.S. markets close in 6 hours 1 minute
  • S&P 500

    4,991.08
    +23.85 (+0.48%)
     
  • Dow Jones

    38,057.11
    +70.71 (+0.19%)
     
  • Nasdaq

    15,393.32
    +111.31 (+0.73%)
     
  • Russell 2000

    1,949.88
    +2.22 (+0.11%)
     
  • Petróleo

    82.55
    -0.59 (-0.71%)
     
  • Oro

    2,352.20
    -61.60 (-2.55%)
     
  • Plata

    27.46
    -1.38 (-4.80%)
     
  • dólar/euro

    1.0636
    -0.0025 (-0.23%)
     
  • Bono a 10 años

    4.6390
    +0.0240 (+0.52%)
     
  • dólar/libra

    1.2311
    -0.0060 (-0.48%)
     
  • yen/dólar

    154.7400
    +0.1780 (+0.12%)
     
  • Bitcoin USD

    66,177.88
    +1,213.87 (+1.87%)
     
  • CMC Crypto 200

    1,391.70
    -14.29 (-1.02%)
     
  • FTSE 100

    8,024.83
    +128.98 (+1.63%)
     
  • Nikkei 225

    37,438.61
    +370.26 (+1.00%)
     

Un dirigente de la Fed dice que no es necesario bajar los tipos preventivamente

Foto de archivo de la sede de la Reserva Federal en Washington

Por Ann Saphir

26 feb (Reuters) - El gobernador del Banco de la Reserva Federal de Kansas City, Jeffrey Schmid, aprovechó el lunes su primer discurso sobre política monetaria para señalar que sigue centrado en la amenaza de una inflación elevada y que no tiene prisa por recortar los tipos de interés.

"Con una inflación por encima del objetivo, unos mercados laborales que no muestran signos de relajación y una demanda que muestra un impulso considerable, mi opinión es que no hay necesidad de ajustar preventivamente la política monetaria", dijo Schmid en sus primeras declaraciones públicas desde que asumió el cargo el pasado mes de agosto. "En lugar de ello, creo que lo mejor es ser pacientes, seguir observando cómo responde la economía al endurecimiento de la política monetaria que se ha llevado a cabo, y esperar a que haya pruebas convincentes de que se ha ganado la guerra contra la inflación".

El enfoque de Schmid sugiere una perspectiva agresiva en sintonía con los recientes gobernadores de la Fed de Kansas City; de hecho, dijo al Club Económico de Oklahoma que tanto Esther George como Thomas Hoenig son "amigos queridos".

PUBLICIDAD

Su enfoque también coincide, al menos por ahora, con el mensaje de otros dirigentes monetarios de la Fed en las últimas semanas, que señalan que quieren mantener el tipo de interés oficial en su actual rango del 5,25%-5,5% hasta que tengan mayor confianza en que la inflación se dirige hacia el objetivo del 2% de la Fed.

Las interrupciones del transporte marítimo en el mar Rojo podrían volver a presionar al alza los precios de los bienes, dijo Schmid, y una inflación de los precios al consumo más elevada de lo esperado en enero, especialmente en el caso de los servicios, aconseja "cautela" sobre las expectativas de una mayor desinflación.

"Podría ser necesaria una mayor moderación de la demanda para controlar las presiones sobre los precios y los salarios", afirmó.

Schmid también se mostró poco inclinado a concesiones en la cuestión del balance de la Reserva Federal. Afirmó que "no tiene prisa" por detener la reducción en curso del tamaño del balance, y que no es partidario de un "enfoque excesivamente cauto" en la segunda vuelta.

Algunos dirigentes monetarios de la Fed han argumentado que podría llegar pronto el momento de ralentizar esas reducciones para dar tiempo a la Fed a evaluar hasta dónde puede reducir su cartera sin agitar los mercados.

"Debería tolerarse cierta volatilidad de los tipos de interés mientras seguimos reduciendo nuestro balance", dijo Schmid. La reducción del balance y de la huella de la Reserva Federal en los mercados financieros debería ser una prioridad, añadió.

Además, según Schmid, los bancos deberían tratar la ventanilla de descuento de la Reserva Federal, el mecanismo del banco central estadounidense para conceder préstamos de emergencia, como parte de su estrategia habitual de financiación y no sólo en tiempos de crisis.

(Reporte de Ann Saphir; editado en español por José Muñoz)