U.S. markets closed
  • F S&P 500

    3,711.25
    +21.00 (+0.57%)
     
  • F Dow Jones

    29,668.00
    +130.00 (+0.44%)
     
  • F Nasdaq

    11,370.75
    +85.00 (+0.75%)
     
  • RTY=F

    1,726.50
    +11.60 (+0.68%)
     
  • Petróleo

    83.65
    +0.02 (+0.02%)
     
  • Oro

    1,705.10
    +3.10 (+0.18%)
     
  • Plata

    20.81
    +0.22 (+1.05%)
     
  • dólar/euro

    0.9832
    +0.0005 (+0.05%)
     
  • Bono a 10 años

    3.6510
    -0.1530 (-4.02%)
     
  • Volatilidad

    30.10
    -1.52 (-4.81%)
     
  • dólar/libra

    1.1311
    -0.0009 (-0.08%)
     
  • yen/dólar

    144.8400
    +0.2200 (+0.15%)
     
  • BTC-USD

    19,578.64
    +398.84 (+2.08%)
     
  • CMC Crypto 200

    445.23
    +9.88 (+2.27%)
     
  • FTSE 100

    6,908.76
    +14.95 (+0.22%)
     
  • Nikkei 225

    26,840.75
    +624.96 (+2.38%)
     

El colmo para los mexicanos en Qatar 2022: la Guardia Nacional los tendrá que cuidar

·3  min de lectura
Guardia Nacional cuidará de la afición mexicana. (Getty Images)
Guardia Nacional cuidará de la afición mexicana. (Getty Images)

El anuncio de que la Guardia Nacional viajará al Mundial de Qatar 2022 puede leerse de muchas formas. La principal, desde luego, tiene que ver con los formalismos expuestos por el canciller Marcelo Ebrard. “¿Por qué es tan importante la Guardia Nacional si no van a tener funciones de jurisdicción, si no te pueden detener, portar armas ni uniforme? Vamos a coadyuvar para que haya un puente entre la afición mexicana, nuestra lengua y costumbres con las autoridades qataríes. Es importantísimo y puede ser decisivo para miles o cientos de personas".

En resumidas cuentas, lo que pretenden es cuidar a los aficionados mexicanos. O mejor dicho: cuidar a Qatar de lo que pueden llegar a provocar los aficionados mexicanos. En total, serán sólo diez los elementos de la Guardia Nacional los que viajarán a suelo mundialistas. La idea, como explicó Ebrard, es que brinden apoyo, acompañamiento y disuadan todo tipo de altercado que puedan protagonizar los paisanos. ¿Serán suficientes diez elementos para conseguirlo?

La peculiar medida ya ha merecido todo tipo de comentarios. Como siempre, hay quien ve en esto un gasto completamente inútil y otros más que consideran necesario que exista cuando menos una medida de contención para los fans mexicanos. Todos tienen una parte de razón. Finalmente, si los gastos de las personas que viajan a Qatar son voluntarios, también deberían hacerse cargo de cualquier posible falta o delito que se pueda presentar. Pero siendo sinceros no está mal la idea de aminorar la posibilidad de ver nuevos ridículos en el evento más grande del Globo.

Motivos hay de sobra: en cada Copa del Mundo, los fans mexicanos han dejado una impronta de mal comportamiento que, precisamente, sirve para justificar la decisión de la Cancillería mexicana. Se puede decir, aunque ellos no lo digan de esa forma y quieran ser más cuidadosos, que quieren evitar nuevos capítulos bochornosos protagonizados por los fans futboleros. Dichas vergüenzas, al final del día, son endosadas al país entero y, a juzgar por la experiencia, no queda duda de que esa imagen es la que más ha repercutido para el país en las Copas del Mundo (a falta de hazañas dentro del campo, hay que buscarlas fuera).

Desde la llama eterna que fue apagada en París, pasando por la activación de la alarma del tren bala en Japón, hasta llegar a la simulación de una relación sexual con la bandera de Alemania, México se ha convertido en todo un experto en ese arte de llamar la atención del mundo por motivos extrafutbolísticos. Siempre se deja alguna postal que lamentar. En ese sentido, los resultados del país son mucho más destacados que los del equipo tricolor. Con ellos ya sabemos que el límite son los Octavos de Final; con los fans, no tememos certeza alguna: siempre terminan por sorprender. Para mal, pero lo hacen.

Fans mexicanos en Brasil 2014. REUTERS/Murad Sezer
Fans mexicanos en Brasil 2014. REUTERS/Murad Sezer

Quizá la venta "reducida" de alcohol podría ser un lamento para quienes sustentan su divertimento en ponerse ebrios, pero de todas maneras habrá forma de conseguirlo antes y después; por lo tanto, y si alguien añoraba los desfiguros nacionales, habrá tela de dónde cortar por más que la decena de guardias nacionales —vestidos de civiles, cabe recalcar— intenten asesorar, dar información y cumplir con todo aquello que les fue encomendado.

En el futuro puede ser que las cosas tengan que ser así siempre: necesitar que alguien cuide todo el tiempo a los nacionales que viajan a eventos de este tipo. Si eso llegara a pasar, quizá la cantidad de episodios lamentables podría llegar a su fin. Pero por ahora no hay garantía de eso: no hay que contar lo que será Qatar si México le llega a hacer un gol a Argentina.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

El destrozo que dejó un tráiler a su paso para huir de un choque.