U.S. Markets open in 8 hrs 16 mins

El regalo de Navidad más insólito de una empresa: una pistola a cada empleado

Como si se tratara de un cheque extra o de una cesta con turrones, champaña y golosinas, una empresa tuvo la grandiosa idea de regalarle por Navidad a cada uno de sus empleados una pistola completamente nueva.

Esto ha ocurrido en Wisconsin, en el Medio Oeste estadounidense, donde la pequeña empresa llamada BenShot tuvo la iniciativa de premiar a sus 16 empleados con un revólver.

Los empleados de BenShot. Foto: Facebook/BenShot

Para Ben Wolfgram, propietario de la prensa, su acto no es sino una manera bien certera de promover la seguridad personal de cada uno de sus trabajadores, en un país donde el porte de un arma está avalado por la Constitución.

“Creo que será muy bueno tener a todo nuestro personal armado”, apuntó Wolfgram, cuya empresa abrió en 2015 en el corazón de Hortonville, a unas 100 millas al noroeste de Milwaukee.

BenShot es una pequeña empresa dedicada a la producción de artículos de vidrio, uno de ellos con la novedad de ser una especie de jarra que posee una bala incrustada en su interior, de acuerdo con Appleton Post-Crescent.

A pesar de que en Estados Unidos hay más armas en circulación que habitantes, y que la cifra de muertes por disparos cada año es más alarmante, a Ben Wolfgram no le preocupa que quienes trabajan para él a tiempo completo tengas sus propias armas.

“Nuestro equipo es pequeño y todos se conocen bien”, aclaró.

Sin embargo, para recibir semejante regalo, Wolfgram ha exigido que cada uno de los agasajados superen un examen de seguridad en el manejo de armas de fuego, inclusive los veteranos del ejército, que no escasean en la empresa.

Tras pasar por esa breve instrucción en el manejo de las armas, hasta los dos empleados que inicialmente rechazaron el regalo ahora están reconsiderando su primera decisión, según informó el propio Wolfgram.

En palabras del mismo propietario, la idea forma parte de un esfuerzo para promover la seguridad personal y la formación de equipos.

Ahora que se aproxima la temporada de fiestas y regalos, esta noticia sale a la luz además luego de las cruentas masacres en una sinagoga en Pittsburg, Pensilvania, y más recientemente en un bar de Thousand Oaks en el suroeste de California.

Por ahora, Ben Wolfgram garantiza que todos sus trabajadores están muy contentos con su regalo.

Artículo relacionado que te puede interesar:

Los miles de millones de dólares que mueve el negocio de las armas en EEUU