U.S. markets close in 2 hours 26 minutes
  • S&P 500

    3,832.16
    -68.63 (-1.76%)
     
  • Dow Jones

    30,778.04
    -475.09 (-1.52%)
     
  • Nasdaq

    11,112.23
    -276.27 (-2.43%)
     
  • Russell 2000

    1,734.29
    -41.93 (-2.36%)
     
  • Petróleo

    112.67
    +0.46 (+0.41%)
     
  • Oro

    1,840.50
    -0.70 (-0.04%)
     
  • Plata

    21.67
    -0.24 (-1.09%)
     
  • dólar/euro

    1.0551
    -0.0037 (-0.35%)
     
  • Bono a 10 años

    2.7810
    -0.0740 (-2.59%)
     
  • dólar/libra

    1.2470
    -0.0005 (-0.04%)
     
  • yen/dólar

    127.7990
    +0.0050 (+0.00%)
     
  • BTC-USD

    28,819.90
    -1,241.86 (-4.13%)
     
  • CMC Crypto 200

    642.08
    -31.30 (-4.65%)
     
  • FTSE 100

    7,389.98
    +87.24 (+1.19%)
     
  • Nikkei 225

    26,739.03
    +336.19 (+1.27%)
     

Escaló la pelea de la salud: el Gobierno obliga a las prepagas a dar marcha atrás para evitar copagos

·4  min de lectura
Conflicto entre las prestadoras de salud y las prepagas y obras sociales
Conflicto entre las prestadoras de salud y las prepagas y obras sociales

El sector de la salud atraviesa una situación compleja y no se debe justamente a la pandemia. La falta de ingresos generó una ruptura en las cadenas de pago, que se vio agravada este fin de semana con la decisión de las instituciones de salud de comenzar a cobrar un copago del 9% sobre las prestaciones. Los detonantes fueron tres comunicados que les enviaron las principales empresas de medicina prepaga y obras sociales de dirección, en las cuales indicaron que no van a actualizarles los pagos el próximo mes, como se había acordado de palabra.

La Superintendencia de Salud, por su parte, comunicó hoy que aplicará “las sanciones correspondientes” a las empresas financiadoras -prepagas y obras sociales- si no cumplen con “el acta acuerdo pertinente”. Mañana se espera una reunión entre las tres partes en el Ministerio que conduce Carla Vizzotti, después de postergar el encuentro de hoy.

Dólar blue hoy: a cuánto cotiza el lunes 27 de diciembre

Las empresas financiadoras -entre las que se encuentran Cemic, Femedica, Galeno Argentina, Medife, Swiss Medical Group, Medicus SA, Omint SA, Obra Social Luis Pasteur, y Osde- fueron autorizadas en julio por la Superintendencia de Salud para aplicar un incremento de 41,2% en sus cuotas, repartido en cuatro tramos iguales de 9%, para financiar la paritaria de 45% del sector. Sin embargo, debido a que estas compañías no llegan a cubrir sus propios costos, indicaron que no van a trasladar a las prestadoras de salud el último incremento de 9% correspondiente al próximo mes.

Como las clínicas, sanatorios, hospitales privados, centros de diagnóstico, tratamientos ambulatorios y emergencias médicas, entre otras instituciones, ya acordaron el incremento salarial, para obtener los ingresos suficientes decidieron aplicar el copago de 9%. Esto puede generar, por lo tanto, que los clientes de las prepagas y obras sociales tengan un aumento doble a partir del año próximo, ya que subirá la cuota y se encarecerán las prestaciones en particular.

Ante esta situación, el Ministerio de Salud convocó a una reunión al sector para “resolver la situación”. Si bien el encuentro se pospuso un día, la Superintendencia advirtió hoy que puede aplicar “las sanciones correspondientes con todas las herramientas vigentes y aquellas que la autoridad de aplicación defina a toda entidad que no se encuadre en el ordenamiento de la mencionada disposición conforme al compromiso asumido por las entidades del sector en el acta acuerdo pertinente”. Y agregaron: “De esta forma, resguardamos el derecho de los y las ciudadanas a acceder a los servicios necesarios sin tener que incurrir en el pago directo para ello”.

En la práctica, el sistema de copago ya está establecido en el último tiempo, aunque no es una práctica institucionalizada. Muchos clientes ven que los servicios que antes tenían cobertura médica total, ahora tienen que pagar una tarifa extra para obtener la misma prestación. También se agravó en los últimos meses la salida de profesionales médicos de las plantillas de las empresas prepagas, porque prefieren trabajar como independientes debido a que los ingresos que reciben de las financiadoras no les alcanza para cubrir sus costos.

Las empresas de medicina prepaga y obras sociales de dirección, por su parte, dicen que el problema del sistema de salud es que los ingresos están regulados, mientras que los egresos, no. “Se tiene que pedir autorización para aumentar las cuotas, mientras que hay incrementos de insumos, paritarias, medicamentos e impuestos. Desde diciembre de 2019 a la fecha, la suba autorizada por Superintendencia fue del 50%, mientras que la inflación acumulada fue del 100%. Los aumentos de los precios de los medicamentos, en tanto, fueron del 500%”, dicen en el sector.

El sistema general de copago no es nuevo. Durante la época de Guillermo Moreno como secretario de Comercio Interior también se implementó, cuando el exfuncionario presionaba a las empresas de salud para mermar los incrementos de las cuotas. Sin embargo, en ese entonces, el servicio no estaba regulado. Recién pasó a depender la actualización de los ingresos de la Superintendencia de Salud a partir de enero de 2012.

Desde ese año, las empresas dicen que la cuota de la medicina prepaga aumentó 1759%, mientras que el costo de la salud subió 3546%; el dólar oficial, 2555%, y el salario de las enfermeras, 1932%. También admiten que los prestadores tuvieron una suba menor de 1496%.

El sistema privado de salud pierde por mes $24.500 millones por mes, si se toma como base los 10 años de regulación con los aumentos otorgados y el incremento de los costos. En este rubro contabilizamos las nuevas leyes por enfermedad y tratamiento, la discapacidad social y el envejecimiento poblacional, en otras complejidades”, explicó Hugo Magonza, director del Cemic y presidente de la Asociación Civil de Actividades Médicas Integradas (Acami).

Según datos del sector, 33 millones de personas se atienden en el sistema privado de salud. Sin embargo, solo 6 millones de personas se atienden a través de la medicina prepaga. De ese total, 4,5 millones son empleados en relación de dependencia que derivan sus aportes, mientras que 1,5 millones de personas paga el contrato de manera directa.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.