U.S. markets open in 6 hours 39 minutes
  • F S&P 500

    4,084.25
    +3.00 (+0.07%)
     
  • F Dow Jones

    34,575.00
    -24.00 (-0.07%)
     
  • F Nasdaq

    12,048.00
    +5.75 (+0.05%)
     
  • RTY=F

    1,894.20
    +6.70 (+0.35%)
     
  • Petróleo

    80.17
    -0.38 (-0.47%)
     
  • Oro

    1,792.20
    +32.30 (+1.84%)
     
  • Plata

    22.44
    +0.66 (+3.05%)
     
  • dólar/euro

    1.0436
    +0.0028 (+0.27%)
     
  • Bono a 10 años

    3.7030
    0.0000 (0.00%)
     
  • Volatilidad

    20.58
    -1.31 (-5.98%)
     
  • dólar/libra

    1.2094
    +0.0032 (+0.27%)
     
  • yen/dólar

    136.3050
    -1.7750 (-1.29%)
     
  • BTC-USD

    17,116.50
    +228.89 (+1.36%)
     
  • CMC Crypto 200

    405.34
    +4.65 (+1.16%)
     
  • FTSE 100

    7,573.05
    +61.05 (+0.81%)
     
  • Nikkei 225

    28,226.08
    +257.09 (+0.92%)
     

Fórmula 1 en Singapur: una novela de escándalo, desvergüenza y represalia

Nelson Piquet Jr. estrella el auto contra el muro en la Curva 17 del circuito callejero de Marina Bay de Singapur y con su accidente promueve la estrategia que pidió Flavio Briatore, el entonces jefe de Renault
Nelson Piquet Jr. estrella el auto contra el muro en la Curva 17 del circuito callejero de Marina Bay de Singapur y con su accidente promueve la estrategia que pidió Flavio Briatore, el entonces jefe de Renault

Dos décadas atrás, Bernie Ecclestone, el ex presidente y director ejecutivo de Fórmula One Managment y Fórmula One Administration, descubría mucho antes que el resto hacia dónde viraría el negocio. El inglés fue un adelantado que exploró y explotó los nuevos destinos de la Fórmula 1 y el hombre de negocios que abrió la puerta a los emergentes mercados asiáticos y árabes. Un negocio brillante y un desafío para los grandes premios clásicos, en desventaja frente a los desembolsos millonarios de los magnates y los jeques árabes que deseaban enseñarse al mundo a través del glamour del Gran Circo.

Bahréin fue quien tomó las riendas en 2004, una cita que se mantiene vigente y un escenario que se adueñó también de los tests de pretemporada; luego irrumpió Turquía, aunque su permanencia en el calendario fue cíclica: siete temporadas desde su estreno en 2005, el regreso en 2020 y nuevamente su salida del almanaque este año. Singapur se posicionó en 2008 y fue una prueba singular: la primera carrera nocturna de la F1 y su presentación tuvo ribetes cinematográficos, envuelta por el escándalo, la venganza y la condena. Este fin de semana retorna y Max Verstappen (Red Bull Racing) tiene la primera oportunidad de consagrarse bicampeón.

El podio de Singapur 2008: Fernando Alonso, entre Nico Rosber y Lewis Hamilton; a la izquierda del piloto británico, Flavio Briatore
El podio de Singapur 2008: Fernando Alonso, entre Nico Rosber y Lewis Hamilton; a la izquierda del piloto británico, Flavio Briatore

Doce veces la F1 visitó Singapur y todos los ganadores tienen un sello: son pilotos campeones del mundo. Sebastian Vettel fue el último en celebrar, en 2019, y quien más triunfos logró: cinco festejos, repartidos entre los tres con Red Bull Racing y los dos con Ferrari; luego se posicionan Lewis Hamilton (Mercedes), cuatro; Fernando Alonso, uno con Renault y el restante con la Scuderia, y Nico Rosberg (Mercedes), en una oportunidad, en 2016, año en el que obtuvo el título.

Verstappen sumó dos podios –segundo en 2018 y tercero al año siguiente- y una victoria lo haría ser parte del grupo selecto y, además, alimentar las posibilidades de revalidar la corona. Para eso necesitará de una combinación: triunfar y marcar la vuelta rápida, pero que Charles Leclerc (Ferrari) finalice octavo o por debajo de esa posición y que Sergio Checo Pérez (RBR) lo haga en el cuarto lugar o por detrás. También será bicampeón si vence y Leclerc es noveno y si Pérez es cuarto, pero no marca la mejor vuelta de la carrera.

Flavio Briatore con Fernando Alonso y Nelson Piquet Jr antes de la temporada 2008
Flavio Briatore, junto con Fernando Alonso y Nelson Piquet Jr., en la presentación de los pilotos de Renault para la temporada 2008

Pero los monarcas también se vieron envueltos en un escándalo y en esa página oscura estuvo el nombre de Alonso, aunque la investigación absolvió al ovetense y castigó a Flavio Briatore –jefe del equipo Renault- y a Pat Symonds, jefe técnico de la escudería. Los sancionados fueron los ideólogos del crashgate, una campanada que se conoció un año después de la carrera.

En la temporada 2008, Renault intentaba recuperarse de la oscilante campaña del año anterior, donde Giancarlo Fisichella y Heikki Kovalainen no lograron sumar victorias. Pero tampoco tenía festejos el equipo que había recuperado a Alonso, luego de su tormentoso paso por McLaren, y Singapur se presentaba como una carrera auspiciosa: el asturiano había enseñado tiempos como para firmar la pole, aunque un problema de combustible en la Q2 lo derrumbó y finalizó 15to en la grilla. Ahí empezó a gestarse el crashgate.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver este contenido si te aparece no disponible debido a tus preferencias de privacidad

Antes de la carrera, Briatore y Symonds se reunieron con Nelson Piquet Jr., el restante piloto del equipo, y le pidieron que provocara un accidente para favorecer a Alonso. El plan ofreció las primeras rarezas cuando el español ingresó en el giro 12 a los boxes y dos vueltas después, en la Curva 17, el brasileño se estampó contra el muro del circuito callejero. Con el ingreso del Safety Car, Alonso recuperó tiempo, se reagrupó y sacó rédito de las detenciones que ensayaron los pilotos que los adelantaban en el clasificador hasta escalar hasta el primer lugar y ganar en la histórica noche de Singapur; Rosberg (Williams) y Hamilton (McLaren) completaron el podio.

En 2008, y tras regresar a Renault, Fernando Alonso ganó los grandes premios de Singapur y de Japón
En 2008, y tras regresar a Renault, Fernando Alonso ganó los grandes premios de Singapur y de Japón - Créditos: @Carmen Jaspersen

Nadie sospechó sobre el alcance de aquel accidente de Piquet Jr., porque la estrategia se hizo hasta sin el conocimiento de Alonso. Pero casi un año más tarde, cuando Renault despidió al brasileño, el piloto decidió declarar ante la Federación Internacional del Automóvil (FIA), a través de su padre Nelson –tricampeón de la F1- y contó su versión sobre lo que ocurrió el 28 de septiembre de 2008 en Marina Yas.

En la presentación, aseguró haberse sentido coaccionado por Briatore, porque su renovación del vínculo todavía estaba pendiente y sintió miedo de perder la butaca en Renault. La FIA abrió un expediente y llamó a declarar a los implicados.

Flavio Briatore y Toto Wolff, durante el Gran Premio de España 2022; el ex jefe de Renault fue amnistiado por la Fórmula 1 en esta temporada y también declarado Embajador de la F.1
Flavio Briatore y Toto Wolff, durante el Gran Premio de España 2022; el ex jefe de Renault fue amnistiado por la Fórmula 1 en esta temporada y también declarado Embajador de la F.1 - Créditos: @Eric Alonso

El resultado de la investigación tuvo secuelas gravísimas para Briatore, que recibió la prohibición de acudir a cualquier evento relacionado con la F1 de por vida, mientras que para Symonds el castigo tuvo una duración de cinco años. Alonso y Piquet Jr. quedaron impunes: el asturiano, porque no se descubrió manera de relacionarlo con la estrategia dolosa, mientras que el brasileño recibió inmunidad, un acuerdo que logró su padre a cambio de que atestiguara sobre el escandaloso hecho que pergeñó el jefe de Renault y su director técnico. Catorce años después, la FIA levantó el castigo sobre Briatore y lo nombró Embajador de la F1.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

Elemento de la Guardia Nacional es exhibido recibiendo 100 pesos de “mordida”