U.S. markets close in 5 hours 48 minutes
  • S&P 500

    3,946.78
    +5.30 (+0.13%)
     
  • Dow Jones

    31,961.39
    +32.77 (+0.10%)
     
  • Nasdaq

    11,283.36
    +18.91 (+0.17%)
     
  • Russell 2000

    1,775.37
    +10.55 (+0.60%)
     
  • Petróleo

    110.62
    +0.85 (+0.77%)
     
  • Oro

    1,846.70
    -18.70 (-1.00%)
     
  • Plata

    21.84
    -0.22 (-1.01%)
     
  • dólar/euro

    1.0667
    -0.0071 (-0.66%)
     
  • Bono a 10 años

    2.7630
    +0.0030 (+0.11%)
     
  • dólar/libra

    1.2520
    -0.0012 (-0.10%)
     
  • yen/dólar

    127.1620
    +0.3330 (+0.26%)
     
  • BTC-USD

    29,692.57
    +895.13 (+3.11%)
     
  • CMC Crypto 200

    661.63
    -9.38 (-1.40%)
     
  • FTSE 100

    7,526.22
    +41.87 (+0.56%)
     
  • Nikkei 225

    26,677.80
    -70.34 (-0.26%)
     

God Only Knows: una de las melodías más bellas surgidas de una mente perturbada

·7  min de lectura
Brian Wilson, en 2007
Brian Wilson, en 2007

Hay canciones que surgen de un rapto de inspiración, del enamoramiento, de una traición, de un desencuentro. Hay temas que surgen de una noche de excesos. Hay otros que son resultado de un proyecto muy bien diseñado que se combina con el talento, aunque ese proceso tenga en el medio algo de tortuoso.

En la música hay muchos ejemplos. “God Only Knows” (”Solo Dios sabe”) que se conoció en el álbum de 1966 Pet Sounds, de The Beach Boys , puede ser un claro ejemplo de talento, objetivos claros y trastornos que surgen del detrás de escena de la creación.

La génesis de una canción atípica

Brian Wilson, el compositor en cuestión (alma mater y cerebro de The Beach Boys) es el responsable de cada nota y, de algún modo, de cada palabra de esa canción. Porque si bien la letra no le pertenece en exclusiva, fue quien buscó a la persona que debía coescribir con él los versos de esa bella melodía, cuyo diseño armónico era poco habitual para esa década beat y pop.

Y entre tantas cosas inesperadas que Brian Wilson ha hecho en su vida, una de ellas fue buscar para esa tarea al inglés Tony Asher. No quiso a un californiano como él, buscó a un poeta y publicista del otro lado del Atlántico (como los músicos de The Beatles).

Los Beach Boys en  la histórica sesión de fotos que derivó en la tapa de Pet Sounds
Gentileza EMI Music


Los Beach Boys en la histórica sesión de fotos que derivó en la tapa de Pet Sounds (Gentileza EMI Music/)

La idea funcionó y el tema le terminó dando un giro especial al repertorio de esos muchachos que surgieron en la industria musical a principios de los sesenta, con canciones alegres de surfers. La banda estaba integrada por los hermanos Wilson (Brian, Carl y Dennis), su primo Mike Love y un amigo que Brian había conocido en la escuela, Al Jardine.

Asher jamás terminó de resolver el enigma de por qué se fijó en él y no en otro letrista, pero la intuición de Wilson fue más que acertada y entre finales de 1965 y principios del 1966, ambos escribieron juntos la mayoría de los temas de Pet Sounds, entre ellos “Wouldn’t It Be Nice”, ese gran hit que abre el disco, y aquella rareza llamada “God Only Knows” que comienza con el estigma de un tango: “No sé si siempre te ame”. ¿Es una frase para comenzar una canción que se transformará en un gran éxito y en una de las más bellas? Todo es posible.

En ese tiempo, la introspección de Wilson iba camino a su cumbre (esa cumbre llamada Smile). Entre finales de 1964 y mediados de 1966 pasaron cosas. Sí, muchas cosas. El 7 de diciembre del 64 se casó con Marilyn Royell. La boda fue en medio de una gira de conciertos que no pudo soportar. Los ataques de nervios no le permitieron dar varios conciertos y por ese motivo fue reemplazado primero por Glen Campbell y, más tarde -cuando la banda tenía compromisos europeos- por Bruce Johnston. En enero de 1965 dijo “hasta aquí llegué” y se refugió en el estudio para convertirse (aunque no por mucho tiempo) en la usina de canciones, ideas y nuevos sonidos de sus compañeros que sí seguían subiendo a los escenarios.

Wilson y su fascinación por The Beatles

Probablemente Wilson haya visto en The Beatles una especie de alter ego o de rival que siempre llegaba antes adonde él quería llegar . Cada carrera en la que se vio como segundo en la línea de meta fue la excusa para plantearse un nuevo desafío.

Cuando escuchó el Rubber Soul de la maquinaria Beatle quedó fascinado, llamó a Asher y perfeccionó las ideas que tenía para su disco Pet Sounds. La jugada no le salió mal porque de allí surgió “God Only Knows”.

Puede que no siempre te haya amado. Pero mientras haya estrellas encima de ti, nunca necesitarás dudar de eso (…) Solo dios sabe lo que sería sin ti”

Un año después, cuando escuchó “Strawberry Fields Forever” sintió algo parecido. La historia es más o menos conocida. La contó Michael Vosse, periodista, agente de prensa y asistente de Wilson a finales de 1966, quien aseguró que iba en el auto con Wilson cuando escucharon la canción de The Beatles. “Sólo movió la cabeza y dijo: ‘Ya lo hicieron’. Y yo le pregunté: ‘¿Ellos hicieron qué?’. Y él dijo: ‘Lo que yo quería hacer’, con una sonrisa. ’Tal vez sea demasiado tarde’”.

Cuando Wilson escuchó la nueva invención Beatle de aquellos años, Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band (octavo álbum de estudio de la banda británica), directamente se apartó de The Beach Boys y el gran álbum que estaba preparando, Smile, tardó 30 años en conocerse de manera oficial.

Brian Wilson
Mark Seliger


Brian Wilson (Mark Seliger/)

Esa admiración por la banda británica tuvo un gesto de reciprocidad desde el otro lado del Atlántico. Como devolución de gentilezas o por sentimiento sincero, Paul McCartney dijo una vez que “God Only Knows” era una de sus canciones favoritas. “Es muy profunda, muy emocional. Está en lo alto de mi lista, debo decir... “God Only Knows” tiene versos que son geniales”, afirmó. También se refirió a esta canción durante una entrevista con Ron Wood (para The Ronnie Wood Show), y durante un especial realizado por Radio 1 de la BBC, donde aseguró: “ Es una de las pocas canciones que me lleva hasta las lágrimas cada vez que la escucho. No deja de ser una canción de amor, pero es muy brillante. Se muestra el genio de Brian, de hecho, cuando la toqué con él durante la prueba de sonido me quebré. Era demasiado para estar allí cantando esta canción”.

Sin falsa modestia, Wilson más de una vez se refirió a su tema: “Si es la canción más grande jamás escrita, entonces yo nunca voy a escribir algo tan bueno otra vez. Y si no puedo escribir de nuevo algo tan bueno, entonces estoy acabado”.

Asher quedó sorprendido por la música cuando Wilson se la hizo escuchar: “Esta es la única de las que hicimos que yo pensé que sería un éxito, porque es increíblemente bella. Me preocupaba que quizás la letra no estuviera al mismo nivel que la música: ¿Cuántas canciones de amor comienzan con una frase: ‘¿Quizás no siempre te ame?’ Me gusta ese giro inesperado. Sabía que funcionaría porque en la segunda parte de la canción dice: ‘Yo te amaré hasta que el sol se apague’, que es como decir ‘Te amaré por siempre’. Supongo que al final ‘God Only Knows’ es la canción que la mayor parte de la gente recuerda”.

Influencias y reversiones

Brian Wilson aseguró que había una inspiración bachiana en la introducción del tema. Comienza con el sonido de un clave y un corno que, luego, cuando se escucha la letra, termina siendo el contratema de la melodía. Pero también hay otras curiosidades en la canción, como una estructura armónica poco convencional para el simplificado pop y rock de aquellos años o con interludios de un par de compases inesperados, que parecen el puente que lleva a la canción a otro lugar cuando, en realidad, la devuelve a su tema original.

The Beach Boys
The Beach Boys


The Beach Boys

Para Brian, la delicada voz de Carl sería mucho mejor que la suya para llevarla adelante. Y otra vez, el jefe de los Wilson no se equivocaba. Tampoco con la resolución coral.

Bruce Johnston, que había ingresado a la banda para reemplazar la ausencia de Wilson en los escenarios, contó: “Brian realmente trabajó mucho en ‘God Only Knows’, y en cierto momento, él tenía a todos los Beach Boys, a Terry Melcher y dos de las hermanas Rovell en la grabación. Pero quedó demasiado sobrecargado”.

Y como ya había sucedido con tantas otras situaciones de su vida, decidió rearmar los coros. “Yo en el extremo superior –decía Johnston-, Carl en el medio y Brian en el fondo. En ese punto, la decisión correcta para Brian era conseguir algo más sutil. Tenía una canción muy tierna. Es una pequeña obra maestra, y tenía razón en despegar todas las voces y terminar solo con tres. De hecho, es probablemente la canción más conocida de The Beach Boys que tiene solo tres voces”.

La canción trascendió por su belleza y sobrevivió por las versiones que se realizaron en distintas épocas. Pedro Aznar realizó una excelente traducción al castellano que mantiene el espíritu de los versos. Se publicó como “Solo Dios Sabe” en el disco Tango 4, que Aznar editó en 1991 junto a Charly García. También hay versiones de Pitingo de manera sinfónica en el álbum Soul, bulería y más (2016). Pero en este caso se tomó la letra de Aznar.

En 2014 la BBC realizó un proyecto benéfico a partir de esta canción, que incluyó, además de su compositor, a 27 cantantes: Stevie Wonder, Chris Martin, Kylie Minogue, Elton John, Dave Grohl, One Direction, Brian May, Jamie Cullum, Pharrell Williams y Paloma Faith, entre otros.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.