Anuncios
U.S. markets open in 5 hours 19 minutes
  • F S&P 500

    5,333.25
    +1.50 (+0.03%)
     
  • F Dow Jones

    39,947.00
    +3.00 (+0.01%)
     
  • F Nasdaq

    18,753.50
    -9.50 (-0.05%)
     
  • E-mini Russell 2000 Index Futur

    2,109.20
    -0.70 (-0.03%)
     
  • Petróleo

    78.93
    -0.87 (-1.09%)
     
  • Oro

    2,423.10
    -15.40 (-0.63%)
     
  • Plata

    31.90
    -0.53 (-1.64%)
     
  • dólar/euro

    1.0867
    +0.0006 (+0.05%)
     
  • Bono a 10 años

    4.4370
    +0.0170 (+0.38%)
     
  • Volatilidad

    12.30
    +0.15 (+1.24%)
     
  • dólar/libra

    1.2708
    +0.0001 (+0.01%)
     
  • yen/dólar

    156.1740
    -0.0220 (-0.01%)
     
  • Bitcoin USD

    70,971.38
    +3,989.05 (+5.96%)
     
  • CMC Crypto 200

    1,525.79
    +37.25 (+2.50%)
     
  • FTSE 100

    8,385.36
    -38.84 (-0.46%)
     
  • Nikkei 225

    38,946.93
    -122.75 (-0.31%)
     

La música, otra vía para buscar la paz —10 canciones sobre este tema

Pixabay

La invasión de Rusia a Ucrania acentuó los problemas mundiales para conciliar la paz, pero hay canciones que apuestan por no claudicar en forjar un mundo mejor.

A través de la música, y durante años, los artistas han buscado ser una aliciente en un aparente mundo «en llamas», donde los acontecimientos atroces están a la orden del día.

Seleccionamos una serie de melodías que apuestan por la concordia y el cuidado de nuestros derechos y vidas; varios de ellos nacieron a partir de dictaduras, guerras y diversos tipos de conflictos.

1. «Canción sin miedo»

Vivir Quintana presentó esta melodía en 2020; forma parte del disco homónimo. En ella hace dueto con Mon Laferte.

PUBLICIDAD

Junto con «Un violador en tu camino», del colectivo chileno LASTESIS, es un himno para el movimiento feminista de Latinoamérica.

Hace énfasis en los feminicidios, las desapariciones forzadas de niñas y mujeres y la injusticia tanto en México como en el resto de países de habla hispana.

Sin embargo, busca la unión de la población, especialmente de las mujeres, y el no dejar de luchar por los derechos y la rendición de cuenta ante los crímenes perpetrados contra ellas.

«Yo todo lo incendio, yo todo lo rompo
Si un día algún fulano te apaga los ojos.
Ya nada me calla, ya todo me sobra;
Si tocan a una, respondemos todas», menciona la melodía.

2. «Give me love (Give me peace on earth)»

En 1973, George Harrison lanzó «Living in the material world», su segundo disco como solista, y en él venía esta composición, una de las canciones más conocidas para pedir la paz.

En «Give me love (Give me peace on earth)», el exintegrante de The Beatles explora no solo la posibilidad de un entorno mejor, sino su lado espiritual.

De acuerdo con lo declarado por el artista en «I, me, mine», su biografía, la letra surgió porque «a veces abres la boca y no sabes lo que vas a decir; lo que sale es el punto de partida. Si eso sucede y tienes suerte, por lo general puede ser convertido en una canción. Esta canción es una oración y una declaración personal entre el Señor, yo y quien quiera».

«Give me light;
Give me life;
Keep me free from birth.
Give me hope;
Help me cope, with this heavy load.
Trying to, touch and reach you with;
Heart and soul», cantaba Harrison.

3. «Solo le pido a Dios»

León Gieco lanzó «Solo le pido a Dios» en 1978; está incluido en el disco «4º LP».

Esta es una de las canciones más importantes en el tema de la paz. Fue creada tan solo dos años después del inicio de la dictadura militar en Argentina y en el punto más álgido del Conflicto del Beagle, donde el país y Chile disputaron la soberanía de varias islas e islotes en ese canal.

Pero esta composición duró muy poco en la radio y televisión argentinos; fue prohibida por el gobierno. Sin embargo, al ocurrir la Guerra de las Malvinas (1982), fue permitida e impulsada en medios de comunicación.

«Es algo muy desagradable. Esa canción estuvo prohibida durante la dictadura y después cuando perdimos la Guerra de Malvinas la declararon de interés nacional. Me dio repugnancia por la gente que lo hizo, los militares, y dejé de cantarla por tres años hasta 1985 que regreso haciendo (el proyecto) ‘De Ushuaia a La Quiaca’. Eso me pasó con ‘Solo le pido a Dios’ me sentí usado. Son las estupideces que hicieron estos dictadores», indicó a TN.

Hay varias versiones de «Solo le pido a Dios»; la han cantado desde Joan Manuel Serrat y Ana Belén hasta el trío danés Outlandish y el artista paquistaní Waqas Qadri.

Pero la más famosa es la de Mercedes Sosa, con quien Gieco hizo un dueto.

4. «Give peace a chance»

Otro Beatle aparece en este listado; se trata de John Lennon con «Give peace a chance». El tema se publicó en julio de 1969 y está disponible en cuatro álbumes: «Power to the people –The hits», «Live peace in Toronto 1969»,
«Live in New York City» y «John Lennon Anthology».

Este se grabó durante el penúltimo día de la protesta de Lennon con la artista plástica Yoko Ono; ellos estuvieron en cama en el Hotel Queen Elizabeth de Montreal, Canadá.

Es un canto contra los conflictos bélicos. En ese instante se gestaba la Guerra de Vietnam, que concluyó hasta 1975.

«La actuación contó con una variedad de invitados, incluidos el ‘gurú’ del LSD Timothy Leary y su esposa Rosemary; el poeta Allen Ginsberg; la cantante Petula Clark y el DJ de radio estadounidense Murray the K. También estuvieron presentes miembros de la rama canadiense del Templo Radha Krishna, que cantaban y tocaban la percusión», expone The Beatles Bible.

«Hit it!
C’mon, everybody’s talking about
Ministers, sinisters, banisters and canisters;
Bishops and Fishops and Rabbis and Popeyes and bye-bye, bye-byes.
All we are saying is give peace a chance;
All we are saying is give peace a chance», interpretaba Lennon.

Su excompañero Paul McCartney suele cantarla en sus giras. En México la interpretó en sus presentaciones de 2012 y 2017.

5. «Que canten los niños»

Durante la década de 1980, la música del cantautor español José Luis Perales se escuchaba en la radio y televisión de Hispanoamérica, por lo que el éxito de «Que canten los niños» llegó rápidamente.

Esta melodía, que presentó en 1986 dentro del disco «Con el paso del tiempo», se realizó para rendir homenaje a Aldeas SOS.

«Durante una gira por América, José Luis Perales conoció la labor de Aldeas Infantiles SOS, los hogares tutelados que se hacen cargo de la atención y cuidados de niños y niñas en situación de desamparo. La canción fue compuesta para promover el trabajo (en ese sitio)», explica Amnistía Internacional.

Posteriormente, el también intérprete de éxitos como»¿Qué pasará mañana?» y «Un velero llamado ‘Libertad'» cedió los derechos del tema a ese proyecto.

«Que canten los niños que viven en paz,
y aquellos que sufren dolor;
que canten por esos que no cantarán
porque han apagado su voz», decía Perales.

6. «We are the world»

Para continuar con las canciones para y sobre la paz está «We are the world».

La composición fue creada por Michael Jackson y Lionel Richie; se lanzó en 1985 en el marco de Live Aid, impulsado por Bob Geldof, músico e integrante de The Boomtown Rats, y el músico Harry Belafonte.

El proyecto fue para recaudar fondos con el fin de paliar la hambruna en África Oriental, especialmente en Etiopía y Somalia.

Quincy Jones fue el productor de «We are the world»; es artífice de los discos más conocidos de la década de 1980 (por ejemplo, «Thriller»). Él convocó a 45 artistas, entre los que destacan Cindy Lauper, Tina Turner, Bruce Springsteen y Bob Dylan.

La grabación arrancó el 28 de enero de 1985, «el grupo estableció el coro y los solos antes del amanecer del día 29, y ‘We are the world’ estuvo en las tiendas y en las ondas de radio solo cinco semanas después», de acuerdo con History. El éxito fue tal que recaudaron más de 147 millones de dólares, expone La Nación.

El tema cuenta con dos Premios Grammy, por Mejor canción del año y Mejor álbum (está en el material «USA for Africa»). Además, estuvo en el primer lugar de las listas de Billboard Hot 100 y R&B Singles Chart.

«There’s a choice we’re making
We’re saving our own lives
It’s true we’ll make a better day, just you and me», interpretaron los artistas.

7. «La muralla»

Volvemos con una composición que está en la historia de Latinoamérica desde 1969. Se trata de «La muralla», interpretada por Quilapayún; está en «Basta», quinto disco de esta agrupación chilena.

La composición es una versión musicalizada del poema del escritor, activista y periodista cubano Nicolás Guillén. Hace énfasis en construir una barrera de paz, amor y solidaridad, sin dejar que los conflictos y el enemigo entren.

«Al corazón del amigo,
abre la muralla.
Al veneno y al puñal,
cierra la muralla.
Al mirto y la hierbabuena,
abre la muralla.
Al diente de la serpiente,
cierra la muralla.
Al ruiseñor en la flor,
abre la muralla», interpreta la legendaria agrupación.

Una de las versiones más famosas de este tema es la realizada por Ana Belén y Víctor Manuel. Forma parte del disco «Mucho más que dos», presentado en 1995.

8. «Blowin’ in the wind»

Bob Dylan reaparece en la selección de canciones para la paz con una de sus composiciones clásicas: «Blowin’ in the wind», que está en el álbum «The Freewheelin’ Bob Dylan», de 1963.

De acuerdo con Far Out Magazine, el artista escribió el tema en 10 minutos y no tenía la intención de convertirse en una melodía de protesta.

«Rápidamente se convirtió en un himno del movimiento de derechos civiles que luego alcanzó su punto máximo. Dylan la cantó él mismo en un mitin de registro de votantes en Greenwood, Mississippi, en la primavera de 1963. Peter, Paul & Mary la interpretaron en los escalones del Monumento a Lincoln en agosto de ese año, unas horas antes de que Martin Luther King pronunciara su histórico discurso. Y Peter Yarrow recuerda haberla cantado durante la marcha de Selma a Montgomery», refiere el sitio NPR.

Es un tema que marcó a las generaciones que vivieron la Guerra de Vietnam y otros conflictos.

«How many times must a man look up
Before he can see the sky?
Yes, ’n’ how many ears must one man have
Before he can hear people cry?
Yes, ’n’ how many deaths will it take till he knows
That too many people have died?
The answer, my friend, is blowin’ in the wind
The answer is blowin’ in the wind», menciona Dylan.

9. «Himno a la alegría»

Este es uno de los temas más recordados de la historia. Lo presentó Miguel Ríos dentro de su disco «Despierta», editado en 1970.

El tema, cuya letra fue escrita por Amado Regueiro Rodríguez y musicalizada por Waldo de los Ríos, se basa en el cuarto movimiento de la Sinfonía #9 (conocida como «Coral») de Ludwig van Beethoven. El compositor alemán la creó entre 1822 y 1824; es la última de su carrera.

En voz de Ríos, el «Himno a la alegría» ha musicalizado eventos como el Teletón de Chile, realizado en 1978, así como diversas campañas a favor de la paz.

La composición tiene diversas versiones; El Consorcio, José Luis Rodríguez «El Puma» y el proyecto «El gusto es nuestro», conformado por Ana Belén, Víctor Manuel, Joan Manuel Serrat y Ríos son solo algunos de sus intérpretes.

«Ven, canta, sueña cantando;
Vive soñando el nuevo Sol;
En que los hombres
Volverán a ser hermanos», reza la composición.

Como dato curioso: «Coral», en su modo original, es el himno de la Unión Europea. Lo adoptó el Consejo de Europa en 1972 y tras la conformación del bloque económico, musicaliza la región.

10. «Yo vengo a ofrecer mi corazón»

«¿Quién dijo que todo está perdido? Yo vengo a ofrecer mi corazón». Así inicia la última de las canciones por la paz; fue escrita por Fito Páez en 1985 y está en el álbum «Giros».

Es «una imagen bíblica, de entrega, para una generación que asoma a la democracia, y contra todos os años de inquina, guerra y odios, superpone la entrega del corazón por sobre todas las cosas», explica el periodista Gastón García Marinozzi en el libro «¿Quién dijo que todo está perdido? Biografía de una canción», donde indaga sobre este tema.

Aunque es un himno y «arropó» tanto a Argentina como a otras naciones con gobiernos dictatoriales, Páez dejó de cantarla tras la muerte de su padre y el asesinato de su abuela, tía y la mujer que trabajaba haciendo las labores de la casa perpetrado tan solo unos años después.

En 1987, aseguró que las personas sobredimensionaban su composición.

«Unos años después, en un camerino de la discoteca Cemento, se encontró con el Indio Solari, el cantante de Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota. Le dijo que era una canción muy hermosa y que no se merecía que dijera esas cosas. Fito dice que le dio la perspectiva y el valor por lo que había escrito y no podía negarlo. Fue su manera de reconciliarse con una de sus canciones más importantes», agrega García Marinozzi.

Tiene más de 60 versiones; una de las más famosas es la de Mercedes Sosa.

«Yo vengo a ofrecer mi corazón» ha musicalizado también las marchas a raíz de la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa y «tendido lazos» para la unidad durante la pandemia de Covid-19.

«Y hablo de países y de esperanzas.
Hablo por la vida, hablo por la nada.
Hablo por cambiar esta, nuestra casa;
De cambiarla por cambiar nomás», dicta la melodía.

AHORA LEE: 6 datos que debes saber sobre la cultura de Ucrania

TAMBIÉN LEE: Conflicto Ucrania vs Rusia: así puedes ayudar a la población afectada

Descubre más historias en Business Insider México

Síguenos en FacebookInstagramLinkedInTwitter y Youtube

AHORA VE: