Mercados cerrados

Mashmello, el DJ golosina que cobra 21 millones de dólares al año

Se esconde tras un cubo blanco con una cara sonriente y factura 21 millones de dólares año. De Marshmello, nombre que hace honor a las golosinas que queman los excursionistas en Estados Unidos, tal vez no conozcamos su identidad, pero sí que puesto ocupa en la lista Forbes: el artista es ahora el octavo discjockey que más cobra del mundo.

Su ascenso ha sorprendido a más de uno, ya que son muchos los expertos que critican su estilo (“estúpido y merengoso”, según Agust Brown, de ‘Los Ángeles Times’). Sin embargo, el gran número de sesiones que ha concedido este último año, unido a que su salario no baja de las seis cifras por cada una, lo han catapultado a la fama. Tomorrowland, Coachella o Dreambeach son sólo algunos de los festivales a los que Marshmello ha acudido este año, por lo que es uno de los DJ más demandados del momento.

En cuanto a su identidad, es todo un misterio. Muchos aseguran que se trata de Dotcom, cuyo auténtico nombre es Chris Comstock. Ambos comparten agente y día de cumpleaños; además, Skrillex lo llamó “Chris” durante una entrevista. En cualquier caso, el anonimato es una baza que ya han utilizado otros artistas, como Daft Punk o Sia, y parece que a Marshmello le está funcionando.

También te puede interesar: