Mercados cerrados

Mercedes abandona la gasolina y el diesel: todos sus coches serán eléctricos o híbridos en 2022

Los coches eléctricos han dejado de ser el futuro para convertirse por completo en el presente. Así lo parece si atendemos a las noticias que provienen del sector del automóvil: prácticamente cada mes una gran casa constructora anuncia una fecha a partir de la cuál dejará de hacer coches completamente dependientes del petróleo. Y la última en hacerlo ha sido nada más y nada menos que Mercedes.

La marca alemana, una de las más prestigiosas del mundo del automóvil, ha declarado que a partir del año 2022 toda su gama de vehículos será o eléctrica o híbrida. 

El EQA es uno prototipo de modelo eléctrico de Mercedes. (Sean Gallup/Getty Images)

Dieter Zetsche, CEO de la compañía Daimler, asegura que en apenas un lustro el catálogo de Mercedes contará con un mínimo de 50 vehículos eléctricos. Y no será la única marca de la empresa en hacerlo: Smart será totalmente eléctrica pero dos años antes, en 2020.

De esta forma Mercedes se une a un club en el que ya están Volvo -que ha hecho la misma promesa pero para 2019- y la serie Lincoln de Ford -que también ha elegido 2022 como fecha límite-. Por su parte, el grupo Volkswagen AG también se unió a esta tendencia estableciendo como fecha límite el año 2030.

El problema para los alemanes es la baja rentabilidad que de momento tienen los coches eléctricos. Para intentar subir los márgenes, Daimler también ha establecido un nuevo objetivo de reducción de costes para compensar esta situación. La compañía planea ahorrar 4.000 millones de euros.

El anuncio de Mercedes no tiene nada de inocente. Se produce pocas jornadas después de que las autoridades chinas informaran de que el país va a prohibir la venta de vehículos que dependan en exclusiva de los combustibles fósiles.

Esta postura del mercado más apetecible del planeta ha precipitado los acontecimientos y ha hecho que Daimler suba en bolsa: si a finales de agosto se pagaban por sus acciones 60 euros, ahora mismo están a 65. Un subidón de casi el 10% que básicamente se explica por los rumores sobre la electrificación de su gama que finalmente se han hecho realidad.

China no va a ser la única nación que prohiba la venta de los solo diesel y gasolina. Francia y Reino Unido han asegurado lo mismo e incluso se han atrevido a dar una fecha concreta: para 2040 se acabará todo. Parece que el fin de la dependencia del petróleo está más cerca de lo esperado.