U.S. markets closed
  • S&P 500

    3,585.62
    -54.85 (-1.51%)
     
  • Dow Jones

    28,725.51
    -500.10 (-1.71%)
     
  • Nasdaq

    10,575.62
    -161.89 (-1.51%)
     
  • Russell 2000

    1,664.72
    -10.21 (-0.61%)
     
  • Petróleo

    79.74
    -1.49 (-1.83%)
     
  • Oro

    1,668.30
    -0.30 (-0.02%)
     
  • Plata

    19.01
    +0.30 (+1.62%)
     
  • dólar/euro

    0.9801
    -0.0018 (-0.19%)
     
  • Bono a 10 años

    3.8040
    +0.0570 (+1.52%)
     
  • dólar/libra

    1.1166
    +0.0043 (+0.38%)
     
  • yen/dólar

    144.7200
    +0.2770 (+0.19%)
     
  • BTC-USD

    19,292.76
    -116.97 (-0.60%)
     
  • CMC Crypto 200

    443.49
    +0.06 (+0.01%)
     
  • FTSE 100

    6,893.81
    +12.22 (+0.18%)
     
  • Nikkei 225

    25,937.21
    -484.84 (-1.83%)
     

‘Para Miami Lakes no es un día de celebración’: Descontento al otro lado del puente con Hialeah

·4  min de lectura

La Ciudad de Miami Lakes hizo todo lo que tenía a su alcance para evitar que la conexión con Hialeah, a través de los puentes de NW 154th St. y NW 170th St., se convirtiera en una realidad: demandas, rechazo en las votaciones municipales y construcción de un parque en la conexión con NW 154th St.

Sin embargo, tras décadas de disputa y desacuerdos políticos, hoy el acceso más al norte está abierto para el tránsito vehicular entre los municipios vecinos.

Para ”Miami Lakes no es un día de celebración. Los residentes no están entusiasmados con la apertura del puente, creemos que generará más tráfico en la comunidad”, dijo al Nuevo Herald Manny Cid, alcalde de la ciudad.

Sin embargo, el alcalde cree que fue el menor de los males. “Negociamos que se abriera el puente de la 170 porque con el litigio que teníamos, sin duda perderíamos ambos puentes. Lo más importante para nosotros es que el puente de la 154th St. seguirá cerrado. Tenemos un acuerdo que no es ideal para Miami Lakes pero al menos no perdimos el puente de la 154”, sentenció.

Por su parte, Esteban Bovo Jr., alcalde de Hialeah, estima que “había pleitos, la Ciudad de Miami Lakes había iniciado demandas, las tensiones entre las dos ciudades no eran buenas y nadie estaba ganando con esa situación. Los residentes de Hialeah que pedían que se abrieran los puentes no tenían solución, los residentes de Miami Lakes estaban pagando un costo bastante alto con estas demandas y se la estaban jugando”.

De acuerdo con Bovo, Cid también estaba viendo a largo plazo “cómo ahorrarles dinero a sus contribuyentes para llegar a un acuerdo, que era lo que yo quería. Creo que se logró mucho cuando se involucró al condado en estas negociaciones”, afirmó.

Miami Lakes, además de presentar demandas contra la apertura de los puentes, es hogar de residentes comprometidos con el tema, quienes han recaudado firmas en la plataforma Change.org para rechazar cualquier negociación.

Hace seis meses se abrió una petición para exigir que se mantuviese cerrado el puente de NW 154th St. que ha recaudado 4,305 firmas, liderada por Bryan Morera.

Sobre el puente de NW 170th St., que finalmente abrió su acceso, también existe una petición para mantenerlo cerrado desde hace tres años pero ha recaudado menos de 100 firmas.

De acuerdo con la información que reseña la campaña en Change, el organizador de esta petición, Juan Barrios, considera que este puente “empeorará el tráfico que ya es insoportable en la zona, donde no hay posibilidades de mejora en la 87, ya que es imposible hacer seis carriles. Es horrible pensar en las consecuencias de la apertura del puente”.

Elvira Fernández, residente de Miami Lakes, vive en los alrededores de NW 170th St. y asegura que “ya el tráfico ya es una locura antes de abrirse el puente. La mayoría de las personas que transitan por el área ni siquiera son de la zona vecindario. Para mi sería mejor que se abriera el acceso por NW 154th St., no el de la 170” lamentó.

Por su parte, Federico Torrealba se muestra preocupado con la comunidad. “El tráfico ya es una pesadilla en Miami Lakes, la apertura de más opciones de conexiones dejará a esta comunidad como ninguna otra. Los niños ya no podrán pasear en bicicleta ni jugar en sus comunidades”, dijo.

En ese mismo sentido, Cid explicó que “en este momento no existe ningún beneficio de este puente para los residentes de Miami Lakes. En el futuro cuando haya una conexión con la Turnpike, cuando se abra el shopping center (American Dream Miami) será una oportunidad para los residentes. De lo contrario, los habitantes de Miami Lakes no tienen una razón para viajar más allá”.

El puente de NW 154th St. no estará abierto para el tránsito vehicular pero sí tendrá acceso peatonal, de bicicletas y vehículos de emergencia.

Para que sea abierto hay tres requisitos que el Condado Miami-Dade y la Ciudad de Hialeah deben cumplir:

  • Completar NW 97th Ave. hasta NW 186th St. y conectarla a la rampa de la I-75, en un periodo de 2 años.

  • El Condado deberá agregar dos carriles para girar a la izquierda en la vía hacia el norte de avenida 87th hasta la avenida 186th.

  • El Condado deberá terminar la ruta de la 170 desde la I-75 hasta la autopista Turnpike.

Dependerá de que el Condado haga los arreglos de calles y de un comité de profesionales que puedan determinar si se puede abrir o no, pero “eso puede ocurrir de aquí a 10 años, quizá los mismos residentes de Miami Lakes van a pedir que se abra, pero por ahora se abrirá el de NW 170th St.”, sentenció Bovo.