Anuncios
U.S. markets closed
  • S&P 500

    5,473.17
    -13.86 (-0.25%)
     
  • Dow Jones

    39,134.76
    +299.90 (+0.77%)
     
  • Nasdaq

    17,721.59
    -140.64 (-0.79%)
     
  • Russell 2000

    2,017.39
    -7.84 (-0.39%)
     
  • Petróleo

    82.34
    +0.77 (+0.94%)
     
  • Oro

    2,373.60
    +26.70 (+1.14%)
     
  • Plata

    30.78
    +1.22 (+4.13%)
     
  • dólar/euro

    1.0705
    -0.0043 (-0.40%)
     
  • Bono a 10 años

    4.2540
    +0.0370 (+0.88%)
     
  • dólar/libra

    1.2658
    -0.0063 (-0.50%)
     
  • yen/dólar

    158.8960
    +0.9140 (+0.58%)
     
  • Bitcoin USD

    65,075.93
    +85.62 (+0.13%)
     
  • CMC Crypto 200

    1,361.46
    -21.20 (-1.53%)
     
  • FTSE 100

    8,272.46
    +67.35 (+0.82%)
     
  • Nikkei 225

    38,633.02
    +62.26 (+0.16%)
     

Perspectivas económicas de la OCDE: se espera un crecimiento mundial estable para 2024 y 2025

La economía global da signos de mejora, aunque continúa creciendo a un "ritmo modesto", según la OCDE, que vaticina un aumento "constante" del PIB mundial del 3.1% en 2024 (tal como en 2023), y del 3.2% para 2025.

Los datos corresponden al informe semestral publicado este jueves por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).

"El impacto de unas condiciones monetarias más estrictas continúa, especialmente en los mercados inmobiliario y crediticio, pero la actividad global está demostrando ser relativamente resistente, la inflación está cayendo más rápido de lo inicialmente proyectado y la confianza del sector privado está mejorando", dice el informe.

La OCDE también destacó que los desequilibrios entre la oferta y la demanda en los mercados laborales se están atenuando y el desempleo se mantiene en mínimos históricos o cerca de ellos.

PUBLICIDAD

"Los ingresos reales han comenzado a mejorar a medida que la inflación se modera y el crecimiento del comercio se vuelve positivo. La evolución continúa divergiendo entre países, con resultados más débiles en muchas economías avanzadas, especialmente en Europa, compensados por un fuerte crecimiento en Estados Unidos y muchas economías de mercados emergentes".

Se espera que la inflación general en los países de la OCDE caiga al 5% en 2024, desde el 6,9% en 2023, y disminuya aún más hasta el 3,4% en 2025. Se prevé que para finales de 2025, la inflación en la OCDE se acerque al objetivo del 2% de la mayoría de los bancos centrales. Es probable que esto se deba a la caída de los precios de la energía y los bienes, así como a políticas monetarias más rígidas.

La previsión de crecimiento para España es del 1.8% en 2024

Es probable que el crecimiento del G20 y de otras naciones desarrolladas quede muy por detrás del de las naciones en desarrollo. Se estima que el Reino Unido experimentará un crecimiento de solo el 0,4% en 2024, y que aumentará al 1% en 2025.

Los pronósticos apuntan a que la eurozona experimentará un crecimiento del 0,7% en 2024 y del 1,5% en 2025, mientras que también es probable que Francia experimente un crecimiento del 0,7% este año y del 1,3% en 2025.

España sale bien parada y vuelve a destacar sobre el resto de economías grandes de Europa, ya que la OCDE revisó al alza sus previsiones para el país, con un crecimiento del 1.8% para este año, mientras que mantiene su pronóstico del 2% para 2025.

Se espera que Italia crezca un 0,7% este año, saltando al 1,2% en 2025, mientras que para Alemania, considerada durante mucho tiempo el “hombre enfermo” de Europa, se espera un desempeño decepcionante este año, con un crecimiento muy modesto del 0,2%. Sin embargo, las cosas podrían parecer mucho más positivas para el país el próximo año, y la OCDE espera un aumento del 1,1%.

Por otro lado, se espera que India crezca a un ritmo constante del 6,6% tanto para 2024 como para 2025, mientras que Indonesia podría experimentar un aumento del 5,1% en 2024, pasando al 5,2% en 2025.

Sin embargo, se espera que China, que todavía lucha con los efectos persistentes de una economía incierta, el alto coste de vida y la disminución de la demanda pospandémica, aumente un 4,9% este año, pero solo un 4,5% el próximo.

En febrero de 2024, la tasa de desempleo de la OCDE se situó en el 4,9%, cerca de su nivel más bajo desde 2001.

El secretario general de la OCDE, Mathias Cormann, dijo en un comunicado: “La economía global ha demostrado ser resistente, la inflación ha disminuido a la vista de los objetivos del banco central y los riesgos para las perspectivas se están volviendo más equilibrados. Esperamos un crecimiento global estable para 2024 y 2025, aunque se prevé que el crecimiento se mantenga por debajo de su promedio de largo plazo".

“Las medidas políticas deben garantizar la estabilidad macroeconómica y mejorar las perspectivas de crecimiento a mediano plazo. La política monetaria debe seguir siendo prudente, con margen para reducir las tasas de interés oficiales a medida que la inflación disminuye, la política fiscal debe abordar las crecientes presiones sobre la sostenibilidad de la deuda, y las reformas políticas deben impulsar la innovación, la inversión y las oportunidades en el mercado laboral, particularmente para las mujeres, los jóvenes y trabajadores mayores”, añadió.