U.S. Markets open in 7 hrs 16 mins

Este es, posiblemente, el accidente más raro sufrido jamás por un Tesla

Redacción El HuffPost / El HuffPost

Los coches de Tesla se han visto involucrados en los últimos meses en algunos accidentes extraños que han generado cierta polémica sobre la seguridad de los coches autónomos.

Pero, esta vez, el vehículo tuvo poca culpa del percance. Es más, su seguridad fue clave para que sus ocupantes no sufrieran daños de consideración.

Lo que ocurrió se explica tan rápido que tendrás que leerlo dos veces para creerlo: una avioneta cayó sobre el vehículo. El dueño del Tesla es el empresario Oniel Kurup, que circulaba con su Model X por las afueras de Houston cuando se le precipitó encima una avioneta de la agencia antidroga de EEUU.

El vehículo volador estaba en una misión de entrenamiento cuando sufrió un problema técnico. El piloto trató de aterrizar en la carretera, pero en su trayectoria se llevó por delante líneas eléctricas y acabó irrumpiendo en el tráfico.

Kurup, que viajaba con su hijo en el momento del accidente, ha compartido en Facebook las fotos de cómo quedó su coche y ha escrito un texto explicando cómo ocurrió todo.

"Quiero que todos mis amigos y familiares sepan que Aarav y yo estamos completamente bien. Dios y este coche nos han salvado hoy. No tenemos ni un rasguño. Nadie me creyó cuando llamé para avisar de que un avión se había estrellado contra mí. La gente de Tesla pensó que era una broma. Mi esposa se rió de mí al principio... Bromas aparte, esto es un asunto serio, vi mi vida pasar por delante de mis ojos en ese momento. Un segundo es todo lo que hace falta. #Dios #Tesla #Oraciones #Elonmusk", escribió.

El propio fundador de Tesla, reaccionó en Twitter escribiendo: "Wow, me alegro de que estén bien".


Sigue leyendo en El HuffPost