U.S. markets close in 53 minutes

La producción industrial de Japón se desploma mientras la economía se hunde en la recesión

FOTO DE ARCHIVO: Un empleado con mascarilla y un protector facial trabaja en la línea de ensamblaje de automóviles en la fábrica de Kawasaki de Mitsubishi Fuso Truck and Bus Corp., propiedad de la empresa alemana Daimler AG, en Kawasaki, al sur de Tokio, Japón

TOKIO, 30 jun (Reuters) - La producción industrial de Japón cayó por cuarto mes consecutivo en mayo al nivel más bajo desde la crisis financiera mundial y la tasa de desempleo alcanzó su nivel más alto en tres años, poniendo de relieve el amplio castigo económico causado por el coronavirus.

La tercera economía más grande del mundo se prepara para su peor recesión de la posguerra, afectada por las medidas de confinamiento para frenar la pandemia en el país y en el extranjero, que han alterado las cadenas de suministro, mantenido las empresas cerradas y reducido el gasto de los consumidores.

Los datos del Ministerio de Economía, Comercio e Industria (METI) publicados el martes mostraron que la producción de las fábricas cayó un 8,4% intermensual en mayo hasta 79,1, un nivel no visto desde marzo de 2009, cuando la crisis financiera hundió la demanda mundial.

"La economía probablemente sufrió una gran contracción en abril-junio debido a la débil demanda interna y externa", dijo Taro Saito, investigador ejecutivo del Instituto de Investigación del NLI Research Institute.

"La demanda interna puede tirar hacia arriba a partir de junio, pero las exportaciones seguirán siendo muy débiles, lo que supondrá un lastre para la recuperación económica general", dijo, y añadió que el empeoramiento de la economía se trasladará al mercado laboral.

El deterioro de las condiciones económicas ha desencadenado un aumento de la tasa de desempleo y una disminución del número de puestos de trabajo disponibles, al tiempo que alimenta el temor a las quiebras.

La tasa de desempleo desestacionalizada subió al 2,9% en mayo desde el 2,6% en abril, según datos gubernamentales que se publicaron por separado, la tasa más alta desde mayo de 2017.

Aunque la tasa de desempleo se mantuvo por debajo del 3% y es inferior a la de muchas economías desarrolladas, los economistas creen que la cifra real es más alta porque hay mucha gente en programas de despido temporal y trabajadores cansados de buscar trabajo.

Las secuelas del coronavirus han llevado a la quiebra a 290 empresas desde finales de febrero, muchas de ellas del sector servicios, como restaurantes y hoteles, según datos de la empresa privada de análisis crediticio Teikoku Databank.


(Información de Tetsushi Kajimoto; editado en español por Javier Leira y Jose Elías Rodríguez)