U.S. markets closed
  • F S&P 500

    4,071.00
    -4.50 (-0.11%)
     
  • F Dow Jones

    34,437.00
    -22.00 (-0.06%)
     
  • F Nasdaq

    12,002.75
    -7.50 (-0.06%)
     
  • RTY=F

    1,893.80
    -0.60 (-0.03%)
     
  • Petróleo

    81.61
    +1.63 (+2.04%)
     
  • Oro

    1,812.50
    +2.90 (+0.16%)
     
  • Plata

    23.46
    +0.21 (+0.90%)
     
  • dólar/euro

    1.0546
    +0.0016 (+0.15%)
     
  • Bono a 10 años

    3.5060
    -0.0230 (-0.65%)
     
  • Volatilidad

    19.06
    -0.78 (-3.93%)
     
  • dólar/libra

    1.2295
    -0.0002 (-0.01%)
     
  • yen/dólar

    134.6610
    +0.3900 (+0.29%)
     
  • BTC-USD

    17,235.77
    +274.60 (+1.62%)
     
  • CMC Crypto 200

    408.04
    +6.62 (+1.65%)
     
  • FTSE 100

    7,556.23
    -2.26 (-0.03%)
     
  • Nikkei 225

    27,786.63
    +8.73 (+0.03%)
     

Esta propiedad en Windermere tiene 18 acres, está frente al lago y puede ser suya por $ 30 millones

Esta propiedad en Windermere tiene 18 acres, está frente al lago y puede ser suya por $ 30 millones

Una mansión estilo colonial de 50,000 pies cuadrados en Lake Down en Windermere, considerada la casa más grande de Orlando, está nuevamente en el mercado. Y aunque el precio inicial de $30 millones es familiar, la estrategia de ventas es diferente.

Mick Night y John Pinel, agentes de Premier Sotheby International Realty, están mercadeando la propiedad de 18 acres como una oportunidad de desarrollo, según un informe de GrowthSpotter.

Un sitio web dice que las “opciones disponibles para desarrollar aún más esta propiedad son infinitas en la expansión/construcción de más estructuras, varias formas de subdividir, parcelar en un complejo familiar o continuar disfrutándola como una propiedad privada frente al lago masivo como se utiliza actualmente.”

La propiedad en 9508 Windy Ridge Road tenía planes de subdivisión aprobados cuando el fundador de Gelcorp, Jeff Gelman, y su esposa, Christine, la compraron en 2010 y construyeron su hogar personal dentro del recinto amurallado y cerrado con 15 dormitorios, 14 baños, dos medios baños, y una galería de arte y biblioteca.

La residencia principal consta de 25,000 pies cuadrados de espacio habitable con techos altos, una escalera flotante de caoba, una cocina gourmet y un elevador comercial que conduce al segundo piso, donde encontrará cuatro amplios dormitorios en suite, que incluyen un área para los propietarios y un Salón de 85 pies resaltado por techos de 20 pies, estanterías y un bar con fregadero.

También hay un cobertizo para botes y 625 pies de frente en Lake Down en Butler Chain of Lakes y una piscina olímpica juvenil.

Un corredor conecta la casa con un albergue de 5,600 pies cuadrados con su propio bar privado y cocina para catering. Los edificios de garaje separados son lo suficientemente grandes como para acomodar un autocar de tamaño completo y una colección de 50 automóviles.

La casa se completó en 2011 y los Gelman la pusieron a la venta en 2015 por $30 millones. Desde entonces, ha estado dentro y fuera del mercado a precios que van desde los $40 millones hasta los $28.5 millones. La cotización se eliminó en julio de 2021 y se volvió a cotizar hace una semana.

En 2020, los Gelman recibieron la aprobación del Condado de Orange que despejaría el camino para rezonificar la propiedad como Urbanización Planificada. El plan de Hall Development Services habría mantenido intacta la casa principal y dividido los 4.4 acres del este en un lote separado con derechos para 14 casas unifamiliares.

La pareja nunca siguió adelante con la rezonificación, sino que optó por poner toda la propiedad en el mercado.

Esta es la primera vez que Knight y Pinel comercializan la propiedad de Gelman, pero tienen un largo historial de ventas de lujo exitosas, incluida la venta de $10.65 millones el año pasado de una mansión propiedad de otro desarrollador de bienes raíces, el difunto Robert Picerne, en Lake Virginia en Winter Park.

Vaya a GrowthSpotter.com y suscríbase para leer más sobre los problemas de desarrollo en Florida Central.

Esta historia fue publicada en el Orlando Sentinel por Laura Kinsler. Fue traducida por el periodista José Javier Pérez.