U.S. markets close in 4 hours 49 minutes
  • S&P 500

    3,787.09
    +18.84 (+0.50%)
     
  • Dow Jones

    30,921.71
    +107.45 (+0.35%)
     
  • Nasdaq

    13,101.15
    +102.65 (+0.79%)
     
  • Russell 2000

    2,147.94
    +24.74 (+1.17%)
     
  • Petróleo

    53.02
    +0.66 (+1.26%)
     
  • Oro

    1,838.90
    +9.00 (+0.49%)
     
  • Plata

    25.25
    +0.39 (+1.56%)
     
  • dólar/euro

    1.2137
    +0.0054 (+0.45%)
     
  • Bono a 10 años

    1.1060
    +0.0090 (+0.82%)
     
  • dólar/libra

    1.3621
    +0.0035 (+0.25%)
     
  • yen/dólar

    103.8800
    +0.1930 (+0.19%)
     
  • BTC-USD

    37,671.73
    +1,230.00 (+3.38%)
     
  • CMC Crypto 200

    745.06
    +29.87 (+4.18%)
     
  • FTSE 100

    6,733.21
    +12.56 (+0.19%)
     
  • Nikkei 225

    28,633.46
    +391.25 (+1.39%)
     

Quiénes están detrás de QAnon, la teoría de la conspiración contra la que Youtube acaba de tomar medidas

M. J. Arias
·6  min de lectura

Youtube ha anunciado que todas aquellas teorías conspirativas que señalen directamente a personas o grupos concretos y justifiquen la violencia en el mundo real se han acabado en su plataforma. En ese saco entran las ideas promulgadas por QAnon, eliminada también en Facebook e Instagram por ser considerada “peligrosa”. Pero, ¿qué es QAnon? ¿Por qué se le considera un peligro y quiénes están detrás de ella? Asociada a la derecha en Estados Unidos, apoya a Donald Trump y promueven una serie de teorías de la conspiración sin prueba alguna.

El símbolo de QAnon está siendo recurrente en algunos mítines de Donald Trump, según señalan en The New York Times. (Foto: AP Photo/Matt Rourke)
El símbolo de QAnon está siendo recurrente en algunos mítines de Donald Trump, según señalan en The New York Times. (Foto: AP Photo/Matt Rourke)

En The New York Times la definen como una “teoría de conspiración en internet” y avisaban en agosto de que “está creciendo y que ha atraído a algunos de los simpatizantes del presidente estadounidense, Donald Trump”.

Su teoría madre, la más extendida y promulgada, es que el mundo está gobernado por un grupo de pedófilos adoradores de Satán que, además, controlan una red de tráfico sexual de menores a nivel mundial. Y ahí meten a demócratas como Hillary Clinton, Barack Obama y George Soros, pero también a nombres reconocidos del mundo del espectáculo y la televisión como Oprah Winfrey, Tom Hanks y Ellen DeGeneres. Hasta han señalado al Papa y al dalái lama​. La figura de Trump surge como el elegido para acabar con esta red pedófila que conspira contra él para apartarlo de la Casa Blanca y de sus loables objetivos.

Al principio, hace unos años, se trataba de algo casi anecdótico, surgido en un foro con la publicación de un anónimo bajo el pseudónimo Q que ha acabado por dar nombre a todo el movimiento. QAnon es la abreviación de Q más anónimo. No se sabe, a día de hoy, quién o quiénes exactamente publicaron ese mensaje que encendió la mecha, pero cada vez cuenta con más seguidores y promulgadores de sus ideas sin fundamento. Quien sea que escribió el mensaje en el foro 4chan aseguraba ser un “alto funcionario de inteligencia con acceso a información clasificada” sobre esa pugna que defienden que mantiene Trump con la organización pedófila.

En los últimos meses su actividad se ha multiplicado y con ella las teorías que circulan en su entorno. Se ha dicho, por ejemplo, que los incendios forestales que azotaron este verano Estados Unidos fueron provocados por activistas del movimiento Black Lives Maters. Se propagan informaciones falsa sobre la pandemia y se han intentando vincular a otras causas como antivacunas.

Lo que preocupa es no solo el creciente número de seguidores, sino que sus acciones han comenzado a saltar del mundo virtual de las redes sociales y los foros al real. Ver su símbolo en mítines en Trump no es raro y varios creyentes de estas teorías han sido relacionados con actos violentos. Como el joven detenido en Nueva York a comienzos de año acusado de matar al jefe mafioso Gambino y el arrestado en abril por amenazas de muerte a Joe Biden, el candidato demócrata a la presidencia.

Sus actividades han hecho que el FBI se fije en ellos desde hace tiempo y, como señalan en The New York Times, los consideren una amenaza potencial. Algo que no ha servido para que desde la Casa Blanca, su máximo responsable les desacredite. Él mismo es ha dado alas compartiendo en Twitter algunas informaciones relacionadas con QAnon y no tachando sus teorías de la conspiración de falsas.

Es más, hace solo unos días, cuando Marjorie Taylor Greene, miembro de esta comunidad, se impuso en la primarias republicanas en su distrito de Georgia, el presidente de Estados Unidos se refirió a ella como “futura estrella republicana”.

Saber quién o quiénes están realmente detrás del alias Q es complicado. Ha cambiado varias veces de foro y hay quien cree que Q no tiene una única identidad, sino que el pseudónimo va cambiando de manos. Cada mensaje que publica es tomado por sus seguidores como un boletín o un mensaje con información en clave que hay que descifrar. Algo que también hacen con los discurso de Trump, donde buscan supuesto mensajes ocultos que les estaría enviando su figura de referencia.

En la NBC rastrearon la actividad de estos foros y quienes amplificaban su voz y dan cobertura a sus contenidos, publicaciones y teorías. En esa investigación señalaron a Tracy Diaz y los moderadores Pamphlet Anon (a quien han asociado la identidad de Coleman Rogers) y BaruchtheScribe. Los dos primeros han negado ser ellos mismos Q o saber quién es en realidad.

Ellos no han sido los únicos señalados. La cadena ABC publicaba hace unas semanas un perfil en el que daba algunos nombres como posibles identidades. Así, recordaba que dos de los nombres que llevan siendo asociados a este pseudónimo desde los inicios son el de James Arthur Watkins, de 56 años, y su hijo, Ronald Watkins. El primero era quien controlaba en 2015 el foro 8chan al que emigró Q del primero en el que se manifestó. Y su hijo es el administrador del heredero de aquel foro, 8kun. Ninguno ha admitido haber plantado la semilla de QAnon. Es más, lo han negado. Ambos viven en Filipinas.

Fredrick Brennan es el creador de uno de los foros que ha utilizado Q para propagar su mensaje. (Foto: TED ALJIBE/AFP via Getty Images)
Fredrick Brennan es el creador de uno de los foros que ha utilizado Q para propagar su mensaje. (Foto: TED ALJIBE/AFP via Getty Images)

Sin embargo, Fredrick Brennan, creador de 8chan, ha declarado que si su antiguo socio [Watkins padre] no es, sí “puede averiguar quién es 'Q' en cualquier momento”. Además, también ha señalado que es la única persona que puede comunicarse directamente con él si así lo quiere.

QAnon es eminentemente estadounidense, pero desde BBC Mundo han señalado que se están produciendo ramificaciones en América Latina habiendo localizado páginas bautizadas como QAnon Costa Rica y Q Anon en Argentina con miles de seguidores. Estos serían los más recientes, pero también los hay en México, Guatemala, Panamá, Brasil y Uruguay.

En ellos, señalan en el citado medio, no solo comentan la teoría de Trump contra la organización pedófila, sino que también se propagan teorías antivacunas, se cuestiona la pandemia, el cambio climático y se pone en cuestión a políticos locales.

Hace solo unas, desde RTVE rastrearon la presencia de QAnon en España y, aunque es minoritaria, sí señalan el hecho de que más que teorías relacionadas con la política su nombre ha aparecido vinculado minoritariamente al terreno de la desinformación sanitaria promovida por algunos grupos anti confinamiento, anti mascarillas o anti vacunas. De momento, aunque activos, estos grupos son minoritarios y con pocos seguidores.

EN VÍDEO | A Demi Lovato no le importa si su canción anti-Trump arruina su carrera