U.S. markets close in 6 hours 22 minutes

Rapero pide investigar incendio de su casa en Guatemala

SONIA PÉREZ D.

CIUDAD DE GUATEMALA (AP) — El rapero guatemalteco René Dionisio Chavajay, más conocido como Tz’utu Kan, denunció la falta de investigación de la reciente quema de su casa en Sololá, al occidente del país centroamericano, y que la fiscalía aún no haya detenido a los responsables.

La casa de la familia de Tz’utu Kan, ubicada en el municipio de Santa María Visitación, fue incendiada la madrugada del 10 de mayo en medio del toque de queda impuesto por el gobierno debido al coronavirus, por lo que poco pudo hacerse para salvar la pertenencias del músico.

El artista, que rapea en el idioma maya tz’utujil, dijo el miércoles a la AP que la casa, donde no vivía nadie, funcionaba también como un proyecto de gestión cultural donde le enseñaba a niños y jóvenes locales la historia y costumbres de la cultura tz’utujil a través del baile y la música.

Explicó que debido a la pandemia, la fiscalía aún no realiza un reconocimiento de los restos de la casa, que quedó reducida a cenizas.

“El 10 de mayo los vecinos me fueron a despertar porque la casa se estaba quemando. Cuando cruzamos la cuadra pude ver una gran columna de fuego. Vecinos intentaron apagar el fuego, pero no había agua", dijo Tz’utu Kan y agregó que se quemó el maíz, el frijol, los árboles alrededor.

“El fuego fue provocado”, afirmó. “Lo que queremos es que la fiscalía investigue qué pasó y detenga a los responsables. Tenemos algunos sospechosos. En el lugar encontramos papeles de la municipalidad y una placa de polícia, todo muy extraño”.

La fiscalía no ha respondido a consultas hechas sobre la investigación de los hechos.

Junto a M.C.H.E. o Yefry Pacheco, Dr. Nativo o Juan Martínez y Danilo Rodríguez, Tz’utu Kan integra un grupo de hip hop que une sonidos y la cultura maya en comunidades en Quetzaltenango y San Marcos y San Pedro La Laguna, en Sololá, al oeste de la capital guatemalteca.

En 2015 debutaron con “Tributo a los 20 nawuales”, un álbum en el que combinaron el tz’utujil y español con sonidos como el canto de los pájaros, los tonos de la marimba y el correr del agua del río.