U.S. markets closed
  • S&P 500

    4,117.86
    -46.14 (-1.11%)
     
  • Dow Jones

    33,949.01
    -207.68 (-0.61%)
     
  • Nasdaq

    11,910.52
    -203.27 (-1.68%)
     
  • Russell 2000

    1,942.60
    -30.01 (-1.52%)
     
  • Petróleo

    78.47
    0.00 (0.00%)
     
  • Oro

    1,887.20
    -3.50 (-0.19%)
     
  • Plata

    22.33
    -0.09 (-0.38%)
     
  • dólar/euro

    1.0719
    -0.0012 (-0.11%)
     
  • Bono a 10 años

    3.6530
    -0.0210 (-0.57%)
     
  • dólar/libra

    1.2074
    +0.0022 (+0.18%)
     
  • yen/dólar

    131.3380
    +0.2660 (+0.20%)
     
  • BTC-USD

    22,956.18
    -298.53 (-1.28%)
     
  • CMC Crypto 200

    529.21
    -7.68 (-1.43%)
     
  • FTSE 100

    7,885.17
    +20.46 (+0.26%)
     
  • Nikkei 225

    27,606.46
    -79.01 (-0.29%)
     

Rosácea: qué es y cómo mejorarla

La rosácea es una enfermedad crónica que afecta a la piel. No se trata de una enfermedad grave aunque al ser muy visible puede acarrear importantes consecuencias de autoestima y puede ser hasta invalidante. Principalmente se caracteriza por rubor y rojez en la cara, en la que se enrojece la parte central, en forma de brotes, por lo que se pueden pasar temporadas sin ella y de repente sufrir un brote. La rosácea puede progresar en diferentes estadios dependiendo de la importancia de las lesiones y de la zona de la cara afectada.

Las lesiones pueden ser tanto en la cara como en los ojos, mayoritariamente en mejillas, nariz, barbilla y frente. Pasando desde un enrojecimiento a una inflamación generalizada de la cara. Afecta principalmente a personas de piel clara, mayoritariamente mujeres entre 40 y 50 años y cuando hay importantes cambios hormonales. Aunque esto no condiciona que otras personas no la padezcan.

¿Cuales son los principales síntomas?

En los primeros síntomas, la cara se enrojece fácilmente, se ruboriza frecuentemente, localizándose en el centro de la cara, la frente, nariz, mejillas y barbilla. Puede haber igualmente inflamación y ardor. Aparecen telangiectasias, se ven los capilares dilatados o agrandados debajo de la piel a modo de líneas rojas finitas. Junto con inflamación, aumento de temperatura y enrojecimiento. Aumenta el tamaño del poro.

- Productos imprescindibles en una rutina cosmética

Posteriormente, el enrojecimiento parece permanente y aparece acné en la piel, tanto en forma de pápulas como pústulas (granos con pús). Estos pueden ser dolorosos.Los ojos enrojecen, los parpados se inflaman y enrojecen, aumenta la sequedad en el ojo. Finalmente la nariz se ensancha por engrosamiento de la piel. La nariz tiene la apariencia de una fresa, con el poro muy dilatado, grande, roja y abultada.

Otras partes de la cara también pueden padecer este engrosamiento de la piel y tumefacción de la misma, como la frente, la barbilla o las mejillas. Algunas veces se puede confundir con una simple cuperósis, aunque también existe la denominada cuperosis rosácea, en la que también hay acné, comezón.

Las causas

Es una dolencia altamente visible de la piel, no se conoce exactamente la causa de este problema, aunque algunos factores a los que se relacionan:

  • Factores hereditarios

  • Factores hormonales como el embarazo , menopausia o pre-menopausia

  • Problemas gastrointestinales como la bacteria Helicobacter Pylori

  • Migrañas frecuentes

  • Ácaro en la piel: Dermodex Folliculorum

Factores que pueden empeorar o desencadenar rosácea

Esta dolencia aparece en los primeros estadios en forma de brotes, pero algunas situaciones van a empeorarla o provocar su aparición. Generalmente, en todas las situaciones en las que aumente el flujo sanguíneo o se provoque una vasodilatación cutánea.

  • El calor, saunas, baños de agua caliente

  • La exposición a la luz solar y a los UV

  • Las temperaturas extremas, tanto de mucho frío como mucho calor, incluyendo al viento extremo

  • Alimentación demasiada picante o con especies, igualmente bebidas demasiado calientes

  • El consumo de alcohol

  • La tensión, nerviosismo, el estrés, el ejercicio intenso

  • Algunos cambios hormonales importantes como puede ser el paso a la menopausia o el embarazo

  • Uso continuado de esteroides y corticoides en la cara

Progresión de la rosácea

La rosácea evoluciona y, según su la gravedad, la podemos clasificar en tres diferentes estadios o fases.

Estadio I

La primera etapa o estadio de la rosácea, es la más conocida de los síntomas, rojez moderada, escozor, ardor, sequedad y tirantez de la piel. Puede aparecer igualmente telangectasia, en la superficie de la piel, unas pequeñas venitas. La piel puede ser reactiva a muchos cosméticos, a los cambios de temperatura y sensible a algunos alimentos.

Estadio II

En este momento en que la rosácea ha ido progresando, la rojez es más persistente. La zona afectada de la cara es más grande. Se forman pápulas o pústulas, como si fueran granos, pueden supurar e inflamarse. Los poros de la glándula sebácea, se hacen más grandes y prominentes.

Estadio III

Generalmente, en este estadio la rosácea es menos común, pero las personas que llegan a este estadio sufren los signos de los otros dos anteriores de forma mucho más severa. Pueden cambiar los rasgos faciales y hasta llegar a deformar la cara. Principalmente la nariz, que puede llegar a engrosarse y deformarse.

Denominamos hemangiomas a las áreas afectadas de la piel que aparecen de color rojo mucho más oscuro. En esos casos, las glándulas sebáceas han aumentado muchísimo, por lo que aumenta mucho la rojez y la infamación, pápulas, pústulas e inflamación de los rasgos faciales.

Algunos consejos para minimizar las reacciones de la rosácea

1) No exponerse a la luz directa del sol. La rosácea empeora mucho con la exposición solar. Por lo que si es inevitable, es recomendable usar una filtro de alta protección solar en una crema suave, no demasiada grasa ni oclusiva, es recomendable usar las cremas tipo gel.

2) Evitar rascarse, tocarse o masajear las áreas afectadas, ya que pueden irritar la piel o estimular el riego sanguíneo en esas áreas.

3) Los cosméticos que se usen han de ser siempre suaves y poco grasos, aplicándolos con cuidado de no irritar la piel.

4) Evitar bebidas demasiado calientes, alimentos picantes, bebidas alcohólicas que pueda causar vasodilatación.

5) Proteger la piel de condiciones extremas como el calor o el frio extremo.

6) Evitar cosméticos, jabones y otros tratamientos faciales que contengas, alcohol, mentol y fragancias.

7) Llevar un registro de los medicamentos, alimentos u otras situaciones ambientales que en algún momento han podido provocar la aparición de un brote de rosácea, para poder evitarlos en el futuro.

8) Dormir las horas necesarias, procurar que sean un mínimo de 8 horas.

9) Evitar todas las situaciones en las que hay estrés emocional, situaciones engorrosas o nerviosismo.

10) Mantenerse adecuadamente hidratado.

11) Higiene extrema, tanto de manos como la cara, sobre todo mantener limpias las zonas afectadas, a ser posible con un jabón suave bactericida.

Tratamientos para la rosácea

Realmente no hay un tratamiento general para todas las personas, aunque es recomendable usar tratamientos para evitar la evolución de la misma.

Vía oral

Se suelen recetar antibióticos, como la claritromicina, doxicilina, Minociclina, tetraciclinas en general y hasta la isotretinoina, de forma muy parecida a la que trataríamos un acné vulgar.

- 10 cremas para piel con rosácea

En los ojos

Generalmente es necesario el tratamiento vía oral. Limpiarse a menudo con agua de manzanilla u otro limpiador suave para los ojos sin frotar para no irritar los ojos e incluso utilizar compresas de agua templada (nunca caliente). Según prescripción médica se puede utilizar un colirio antiinflamatorio.

Tratamientos tópicos

  • Antibióticos vía tópica, como la clindamicina, eritromicina.

  • El acido azelaico

  • Metronidazol

  • Sulfacetamida

  • Algunas preparaciones con vitamina C

  • El maquillaje no oclusivo y algunas veces con una base verdosa, ayuda a mitigar y a contra-restar la rojez de la piel

Tratamientos médicos

Láser, electrocirugía y luz pulsada IPL. Con este tratamientos se puede lograr coagular las venas que están produciendo esta cuperosis o capilares, a la vez que disminuir el grosor de la piel en las zonas más problemáticas como puede ser la nariz.

Dermoabrasión por manos expertas, ya que puede provocar una importante irritación momentánea.

Electrocoagulación: se inyecta una pequeña aguja en el capilar de modo que al pasar la corriente eléctrica coagula este, aunque es algo doloroso y pueden quedar cicatrices.

Hace casi ya una decada se aprobó un nuevo fármaco específico para la rosácea. Se trata de Mirvaso m, de los laboratorios Galderma. Es un gel con brimonidina al 0,33%, para adultos, es decir, para más de 18 años. Al aplicarlo, una vez al día, controla el enrojecimiento hasta 12 horas.

Mis recomendaciones

Realmente la piel con rosácea es difícil de tratar y muchas veces desesperante sobretodo cuando cursa con acné, ya que los cosméticos no deben ser en ningún modo comedogénicos, grasos, ni oclusivos. Suelen ir bien los productos específicos para el acné vulgar que no contengan demasiados ácidos que provoquen una segunda irritación a la piel. Es por ello que el sulfuro es uno de los componentes ideales.

También los componentes que ayuden a bajar la inflamación y a apaisar la piel serán útiles, como el agua de hamamelis, el pantenol, el silicio orgánico, el metil-sulfanil-metano y el ácido hialurónico. Evitar los derivados del petróleo como las vaselinas, el alcohol y otros componentes que ya he mencionado.

Un tratamiento ideal para la cura de la rosácea es un jabón suave, que sea antiséptico, posteriormente usar una crema hidratante suave que trate las rojeces.

Algunos productos que aconsejo:

  • ROSACURE REMOVER, laboratorios Neostrata, con agua de hamamelis, MSM y ácido hialurónico.

  • TALIA MINERAL FOAMING CLEANSER, con minerales del mar muerto y extractos botánicos de iris.

  • EAU THERMALE D’AVENE ANTIROUGEURS DERMO-NETTOYANT LACTÉ. Este producto no se aclara con agua, se elimina con un algodón y posteriormente se recomienda poner agua en spray de Avene, posteriormente como tratamientos, usar cremas suaves que traten calmen la inflamación de la piel y disminuyan la rojez.

  • BIODERMA SENSIBIO AR CREMA

  • EAU THERMALE D’AVENE ANTIROUGEURS FORT SOIN CONCENTRÉ ROUGEURS INSTALLES

  • ROSACURE PREVENTIVE, que contienen ácido glucuronico, pantenol, ácido hialurónico, sacaride isomerato.

  • AURIDERM XO CREAM

  • PROSACEA ROSACEA TREATMENT GE

  • THE PURE GUILD ROSACEA AND REDNESS RELIEF