U.S. markets closed
  • S&P 500

    3,934.38
    -29.13 (-0.73%)
     
  • Dow Jones

    33,476.46
    -305.02 (-0.90%)
     
  • Nasdaq

    11,004.62
    -77.39 (-0.70%)
     
  • Russell 2000

    1,796.66
    -21.63 (-1.19%)
     
  • Petróleo

    71.59
    +0.13 (+0.18%)
     
  • Oro

    1,809.40
    +7.90 (+0.44%)
     
  • Plata

    23.68
    +0.43 (+1.87%)
     
  • dólar/euro

    1.0545
    -0.0014 (-0.14%)
     
  • Bono a 10 años

    3.5670
    +0.0760 (+2.18%)
     
  • dólar/libra

    1.2250
    +0.0012 (+0.10%)
     
  • yen/dólar

    136.5700
    -0.0600 (-0.04%)
     
  • BTC-USD

    17,151.21
    -58.09 (-0.34%)
     
  • CMC Crypto 200

    402.11
    -4.14 (-1.02%)
     
  • FTSE 100

    7,476.63
    +4.46 (+0.06%)
     
  • Nikkei 225

    27,901.01
    +326.58 (+1.18%)
     

Sector de las telecomunicaciones mexicano espera ansioso que regulador adopte el rápido Wi-Fi 6

Un hombre mira su teléfono celular en el centro de México

Por Aida Pelaez-Fernandez

CIUDAD DE MÉXICO, 30 sep (Reuters) - El retraso en la autorización por parte del regulador mexicano de las telecomunicaciones que abra el camino al Wi-Fi 6, una nueva tecnología inalámbrica que ya funciona en Brasil, está privando a los hogares y empresas mexicanas de un aumento "histórico" de la velocidad de Internet, según los expertos del sector.

Wi-Fi 6 forma parte de una nueva generación de innovaciones, como la tecnología 5G, que ofrece velocidades de conexión más rápidas y un mayor ancho de banda. Opera en la radiofrecuencia entre 5925 y 7125 megahercios (MHz), generalmente llamada espectro de 6 gigahercios (GHz).

Mientras que otros países de la región, como Brasil, Chile y Guatemala, ya han otorgado concesiones para el espectro de 6 GHz, el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) de México aún está en proceso de adjudicar las licencias para este espectro.

El presidente Andrés Manuel López Obrador se ha comprometido desde su campaña electoral en 2018 a llevar el acceso a Internet a todo México, sin embargo, solo alrededor del 60% de los hogares del país están conectados, según los últimos datos del IFT.

El acceso a Internet es un reto para la mayoría de los países de América Latina, donde gran parte de la población vive en zonas rurales.

La utilización del segmento de 6 GHz permitiría disponer de más frecuencias, lo que supondría un aumento de la velocidad de los dispositivos conectados a las redes Wi-Fi.

Los reguladores, sin embargo, todavía están rezagados con respecto a los avances tecnológicos, dijo Carlos Rebellón, un ejecutivo del fabricante de chips estadounidense Intel.

"Wi-Fi 6 es una tecnología novedosa, disruptiva, y por lo tanto es un cambio que resulta interesante para startups o empresas de innovación, que ya están listas para implementarlo, pero los reguladores no están listos", dijo Rebellón, y añadió que la tecnología supondrá el mayor salto de velocidad en los 20 años de historia de Wi-Fi.

Wi-Fi 6 sólo está disponible para los teléfonos y dispositivos que con compatibles con esta conexión. Los últimos lanzamientos de Apple, Samsung y Huawei ya funcionan con esta tecnología, al igual que de los nuevos portátiles de Asus, Dell y HP.

Perseguir una transformación digital a través del 5G y el Wi-Fi es un reto y demanda pasos para anclar la tecnología y hacerla disponible para toda la población, dijo el Dr. José Luis Solleiro, del Instituto de Ciencias Aplicadas y Desarrollo Tecnológico (ICAT) de México.

"Es necesario invertir en investigación e innovación, no solo en torres", añadió Solleiro.

El IFT puede aprobar la nueva banda de frecuencias para que sea destinada al Wi-Fi 6 en su totalidad o utilizar parte de ella para ampliar los servicios 5G.

Estados Unidos asignó su espectro de la banda de 6 GHz únicamente para servicios Wi-Fi, mientras que Chile decidió que la banda se compartirá entre el uso libre, Wi-Fi, y el uso con licencias, lo que deja espacio para el 5G.

(Reporte de Aida Peláez-Fernández y Cassandra Garrison; editado por Juana Casas)