Anuncios
U.S. markets close in 2 hours 38 minutes
  • S&P 500

    5,063.24
    -7.31 (-0.14%)
     
  • Dow Jones

    38,410.52
    -93.17 (-0.24%)
     
  • Nasdaq

    15,697.30
    +0.67 (+0.00%)
     
  • Russell 2000

    1,988.33
    -14.32 (-0.71%)
     
  • Petróleo

    82.58
    -0.78 (-0.94%)
     
  • Oro

    2,341.60
    -0.50 (-0.02%)
     
  • Plata

    27.33
    -0.03 (-0.12%)
     
  • dólar/euro

    1.0697
    -0.0007 (-0.06%)
     
  • Bono a 10 años

    4.6480
    +0.0500 (+1.09%)
     
  • dólar/libra

    1.2452
    0.0000 (-0.00%)
     
  • yen/dólar

    155.1210
    +0.3330 (+0.22%)
     
  • Bitcoin USD

    64,893.54
    -1,779.48 (-2.67%)
     
  • CMC Crypto 200

    1,400.24
    -23.86 (-1.68%)
     
  • FTSE 100

    8,040.38
    -4.43 (-0.06%)
     
  • Nikkei 225

    38,460.08
    +907.92 (+2.42%)
     

¿Silenciar o dejar de seguir? Algunos consejos de expertos para una estrategia consciente en redes sociales

Quizá es una pareja feliz, que mete los dedos de los pies en la arena durante unas vacaciones en la playa en Grecia. O son los integrantes de esa familia que siempre parecen hacer senderismo juntos y ninguno se queja del sol abrasante o cuánto tiempo tomará regresar al auto. Tal vez incluso es esa comida perfecta, emplatada al parecer por un experto en una noche ajetreada entre semana.

Estas imágenes de satisfacción y positividad pueden dejar a quienes las vean en Instagram, TikTok o Facebook con una sensación de que todos los demás disfrutan la vida con mayor plenitud.

El director general de sanidad de Estados Unidos, Vivek Murthy, advirtió esta semana que aunque las redes sociales pueden ser benéficas para algunas personas, la evidencia indica que representan un “riesgo de daño profundo” para la salud mental y el bienestar de niños y adolescentes.

Expertos en salud mental afirman que hay estrategias que todos pueden usar (algunas prácticas, otras más filosóficas) para interactuar con las redes sociales de un modo más saludable y limitar el daño.

PUBLICIDAD

Date cuenta de qué te hace sentir mal.

Dawn Bounds, una enfermera practicante psiquiátrica y de salud mental quien fue miembro de un consejo asesor de la Asociación Estadounidense de Psicología sobre redes sociales y salud mental de los adolescentes, aseguró que piensa dos veces las cuentas a las que sigue y los videos que ve.

Bounds, que también es profesora asistente en la Facultad de Enfermería Sue y Bill Gross en la Universidad de California, campus Irvine, manifestó que le agrada seguir a cuentas de personas que promueven la salud mental y la justicia social, lo que dijo: “Me llena y me inspira”. A Bounds, quien es una mujer negra, también le gusta el contenido que la hace reír, tales como la cuenta Black People and Pets en Instagram.

Agregó que, al mismo tiempo, evita videos que circulan en línea en los que la policía dispara contra personas desarmadas, lo cual puede ser traumático. Además, como hay tantos troles y personas nefastas en línea, señaló: “No tengo problema en dejar de seguir, silenciar y bloquear a personas que no quiero en mis hilos”.

Bounds opinó: “En realidad, se trata de curar la experiencia para ti mismo y no dejarlo por completo en manos de estos algoritmos, porque estos algoritmos no necesariamente tienen en mente tus mejores intereses. Tú eres tu mejor protector”.

Piensa en el “porqué” y si te está quitando cosas del resto de tu vida.

Jacqueline Nesi, una profesora asistente de Psiquiatría y Conducta Humana en la Universidad Brown, señaló que el uso de tus redes sociales podría ser excesivo si se está interponiendo en otras actividades como salir, ejercitarte, hablar con familiares y amigos y, tal vez lo más importante, dormir.

Nesi recomendó un enfoque más “consciente”, lo que involucra “dar un paso atrás y reflexionar sobre qué estoy viendo”. Precisó que si el contenido te hace sentir mal, sencillamente dejes de seguir o bloquees la cuenta.

Nesi aseveró que ser conscientes de cómo usamos las redes sociales es desafiante, porque algunas aplicaciones están diseñadas para ser usadas de manera inconsciente, para mantener a la gente desplazándose por una cascada interminable de videos y contenido dirigido (venta de ropa, de maquillaje y de productos de bienestar) que parecen alimentar nuestros deseos.

Nina Vasan, una profesora clínica asistente de Psiquiatría y Ciencias del Comportamiento en la Universidad de Stanford relató que cuando las personas usan sus teléfonos, a veces ayuda ser “curioso” y preguntarse: “¿Qué causó que hiciera eso?”.

En un correo electrónico, Vasan escribió: “¿Estoy buscando una conexión porque me siento solo? ¿O estoy intentando distraerme de un sentimiento difícil?”.

Sugirió preguntarte: “¿Qué necesito en este momento y podría satisfacer esta necesidad sin recurrir a las redes sociales?”.

Trata de hacer una limpieza anual de redes sociales.

Vasan indicó que después de que las personas analizan por qué revisan sus teléfonos, deben dejar de seguir las cuentas que los hacen sentir ansiosos y deprimidos o que afectan su autoestima.

Al mismo tiempo, deberían seguir más cuentas que los hagan sentir bien, mejoren su estado de ánimo y los hagan reír, por ejemplo tal vez sean videos de cocina con ingredientes y pasos sencillos o fragmentos relajantes de limpieza de piscinas, que han acumulado millones de reproducciones en TikTok.

Vasan sugirió: “Piensa en estas acciones como la limpieza anual. Puedes hacerla hoy y después, deberías repetir ese comportamiento de manera periódica conforme, tal vez, nuevas cosas surgen en las noticias o en tu vida que te están detonando” o a medida que tus pasiones cambian.

Ten en consideración límites y restringe las notificaciones.

Nesi recomendó que las personas pongan a cargar sus teléfonos fuera de la habitación durante la noche, no usarlo una hora antes de irse a dormir y, en general, fijar tiempos sin tecnología en el día en los que pongan fuera de alcance sus celulares. Murthy sugirió que los tiempos de comer en familia se lleven a cabo sin dispositivos.

Los expertos también recomendaron que las personas desactiven las notificaciones que les avisan cuando hay actualizaciones de una cuenta que siguen. También pueden eliminar aplicaciones de redes sociales de sus teléfonos y usarlas solo en sus computadoras de escritorio o portátiles. Eso podría reducir las posibilidades de sufrir un caso grave de FOMO (sigla en inglés del miedo a perderse algo).

Bounds dijo que eliminó Facebook e Instagram de su teléfono después de que su hijo, de 20 años, eliminó Instagram en su celular. Le ayudó a reducir la cantidad de tiempo que perdía en línea. Puntualizó: “Lo hice cuando estaba escribiendo subvenciones. Era una táctica que necesitaba para concentrarme”.

c.2023 The New York Times Company