U.S. markets closed
  • F S&P 500

    3,929.00
    +6.50 (+0.17%)
     
  • F Dow Jones

    32,002.00
    +86.00 (+0.27%)
     
  • F Nasdaq

    13,312.25
    +10.25 (+0.08%)
     
  • RTY=F

    2,297.70
    +12.60 (+0.55%)
     
  • Petróleo

    63.51
    +0.29 (+0.46%)
     
  • Oro

    1,798.10
    +0.20 (+0.01%)
     
  • Plata

    28.12
    +0.27 (+0.95%)
     
  • dólar/euro

    1.2165
    -0.0003 (-0.02%)
     
  • Bono a 10 años

    1.3890
    +0.0270 (+1.98%)
     
  • Volatilidad

    21.34
    -1.77 (-7.66%)
     
  • dólar/libra

    1.4134
    -0.0007 (-0.05%)
     
  • yen/dólar

    106.0770
    +0.1950 (+0.18%)
     
  • BTC-USD

    50,803.20
    +1,063.53 (+2.14%)
     
  • CMC Crypto 200

    1,014.79
    -0.13 (-0.01%)
     
  • FTSE 100

    6,658.97
    +33.03 (+0.50%)
     
  • Nikkei 225

    30,169.44
    +497.74 (+1.68%)
     

La complicada tarea que Trump heredó a Biden para frenar a las tecnológicas

Shira Ovide
·4  min de lectura
El presidente Joe Biden hereda complicadas situaciones tecnológicas que incluyen temas como idear una manera de frenar a las poderosas superestrellas digitales, qué hacer con la tecnología china y cómo lograr que más estadounidenses se conecten a internet. (Seba Cestaro/The New York Times)
El presidente Joe Biden hereda complicadas situaciones tecnológicas que incluyen temas como idear una manera de frenar a las poderosas superestrellas digitales, qué hacer con la tecnología china y cómo lograr que más estadounidenses se conecten a internet. (Seba Cestaro/The New York Times)

El presidente Joe Biden hereda complicadas situaciones tecnológicas que incluyen temas como idear una manera de frenar a las poderosas superestrellas digitales, qué hacer con la tecnología china y cómo lograr que más estadounidenses se conecten a internet.

A continuación, ofrecemos un vistazo a las oportunidades y desafíos de la política tecnológica para el nuevo gobierno de Biden:

Restricción de los poderes tecnológicos

Durante el gobierno de Trump, hubo investigaciones, demandas y ruidosas disputas sobre el poder de Google, Facebook, Amazon, Apple y otras empresas tecnológicas. Los gigantes tecnológicos pueden esperar más de lo mismo con Biden, además de un Congreso controlado por los demócratas con un margen muy reducido.

Las demandas gubernamentales que acusaban a Google y Facebook de infringir la ley para tener éxito o mantenerlo pasarán a manos de la nueva administración, que se espera que las continúe. También podrían llegar más demandas, lo que posiblemente dificulte que las grandes compañías tecnológicas sigan como hasta ahora.

El martes, un abogado del Departamento de Justicia nombrado por el expresidente Donald Trump estuvo de acuerdo con muchas de las conclusiones de los demócratas del Congreso que dijeron que las cuatro principales superpotencias tecnológicas de Estados Unidos son monopolios dañinos. El discurso demostró que odiar a las grandes empresas tecnológicas es una de las pocas áreas de acuerdo bipartidista.

La expresión en internet

Esta era una disputa central en internet mucho antes de que Facebook y Twitter bloquearan las cuentas de Trump por incitar a una turba. La cuestión de qué debe hacer el gobierno, si es que debe hacer algo, con respecto a la expresión en línea es cada vez más complicada.

Esta lucha política se ha enfocado en una ley fundamental de internet de 1996, la Sección 230 de la Ley de Decencia en las Comunicaciones, que da a los sitios web cierta protección legal por lo que hacen sus usuarios. Esto significa que Yelp puede dejar que la gente deje sus opiniones y filtrarlas en busca de fraude o maldad, sin tener que rendir cuentas legalmente a los propietarios de restaurantes insatisfechos por las críticas. Sin embargo, la ley también protege a los sitios web donde las personas publican fotografías sexualmente explícitas de sus ex sin permiso.

Tanto demócratas como republicanos tienen dudas sobre la Sección 230, pero no por las mismas razones. Los de derecha han dicho que la ley da a las empresas de internet demasiado margen de maniobra para intervenir en lo que dice la gente en línea. Los demócratas, incluyendo a Biden, han dicho que esas compañías tienen demasiada cobertura para no intervenir en las publicaciones perjudiciales.

El malestar con la Sección 230 aumenta la probabilidad de al menos algunas modificaciones. Estas podrían incluir la anulación de las protecciones legales para los sitios que alojan información errónea sobre el voto u obligar a las empresas a ser claras sobre cómo se moderan sus publicaciones.

Tecnología y China

La torpeza del gobierno de Trump sobre las aplicaciones chinas, incluida TikTok, fue una oportunidad perdida para abordar una cuestión importante: ¿qué debe hacer el gobierno de Estados Unidos con respecto a la tecnología de importancia mundial procedente de países que no comparten los valores estadounidenses?

Biden parece estar de acuerdo con las preocupaciones del gobierno de Trump sobre las ambiciones de China en materia de tecnología y otras áreas, pero no ha hecho más que apuntar a una política más consistente y coherente. El presidente también ha expresado su apoyo a una mayor inversión gubernamental en tecnología esencial de Estados Unidos para contrarrestar las ambiciones tecnológicas de China.

Brecha digital

La pandemia evidenció una brecha persistente entre los estadounidenses que pueden acceder a un servicio de internet y pagarlo y los millones que no pueden, especialmente en los hogares de bajos ingresos o rurales.

Las prioridades de Biden mencionan la "banda ancha universal", pero no ha especificado cómo lograrlo. The Washington Post informó que los asesores de Biden quieren mejorar E-Rate, un programa para ayudar a las escuelas y bibliotecas a proporcionar acceso a internet.

¿Qué más?

El plan de reactivación económica de Biden incluye sugerencias para "lanzar el esfuerzo más ambicioso jamás realizado" con el fin de modernizar las ciberdefensas de Estados Unidos. ¿Quizá este sea el año de una ley federal de privacidad de datos? Además, hay desavenencias entre los demócratas sobre el tema de un modelo laboral especial para los trabajadores de la economía colaborativa.

Las prioridades más urgentes para el nuevo gobierno son acabar con la pandemia y ayudar a los estadounidenses a recuperarse de la crisis. Sin embargo, la forma en que el gobierno de Estados Unidos maneje estas complejas cuestiones tecnológicas también tendrá un gran efecto en los estadounidenses y en otros países del mundo.

Noticias relacionadas

VIDEO | Las primeras medidas con las que Biden empieza a revertir las políticas de Trump

This article originally appeared in The New York Times.

© 2021 The New York Times Company