U.S. Markets close in 5 hrs 10 mins

Tres cambios sorprendentes en la economía de Trump

Desde el mes de enero, la economía de Trump tiene una B en el Trumponomics Report Card de Yahoo Finanzas (Balance Trumponomics de Yahoo Finanzas). Sin embargo, se han producido algunos cambios notables en los elementos subyacentes a la economía de Trump. Dos son negativos y uno positivo, por lo que si esta tendencia continúa, es posible que represente un problema para la reelección del presidente Donald Trump en 2020.

Sorprendentemente, el cambio positivo ha sido un fuerte crecimiento del empleo en el sector de la manufacturación. Nuestro Trumponomics Report Card utiliza los datos de Moody's Analytics para comparar seis factores clave de la economía bajo el gobierno de Trump con la de los presidentes anteriores en el mismo momento de su mandato, una comparación que se remonta a la presidencia de Jimmy Carter en la década de 1970. En lo que respecta al empleo en la industria manufacturera, Trump ocupa el segundo lugar entre los siete presidentes, con la creación hasta el momento de 471 000 empleos en la industria manufacturera durante su gobierno.

Fuente: Moody's Analytics, Yahoo Finanzas

A Carter le fue mejor en la década de 1970, creó 1,7 millones de empleos en el sector de la manufacturación durante sus primeros 28 meses en el cargo. Bill Clinton se acercó a la cifra de Trump, generando 468 000 nuevos empleos en la industria de la manufactura durante el mismo período de tiempo. Sin embargo, si tenemos en cuenta el cambio en este sector durante los últimos 40 años, el cual se ha movido hacia una economía de servicio, la recuperación de los empleos en la industria de la manufacturación es un punto importante. Sin embargo, es preciso hacer una aclaración metodológica: nuestros datos no tienen en cuenta el crecimiento de la población, lo que significa que la comparación tiene un sesgo a favor de Trump.

No obstante, existen otras dos áreas que resultan más preocupantes para Trump. En cuanto al crecimiento de las exportaciones, Trump ocupó el primer lugar entre los cuatro presidentes en septiembre de 2017. Vale aclarar que esta información solo se remonta a 1993, lo que limita la comparación establecida a los presidentes Barack Obama, George W. Bush y Clinton. Sin embargo, ahora Trump es el tercero de los cuatro, colocándose por detrás de Obama y Clinton. Las exportaciones se han debilitado bajo el gobierno de Trump debido a un fortalecimiento del dólar durante los últimos 18 meses, lo cual hace que los productos estadounidenses sean más costosos en el extranjero, y a la desaceleración que han sufrido las otras economías. Es obvio que el debilitamiento de las exportaciones contradice la promesa de Trump de reducir los déficits comerciales de Estados Unidos con otros países.

Las calificaciones de Trump en la economía desde 2017. Fuente: Moody's Analytics, Yahoo Finanzas. Gráfico de David Foster

El mercado de valores también se ha debilitado bajo la presidencia de Trump durante los últimos meses. En noviembre de 2018, el desempeño del S&P 500 bajo la presidencia de Trump fue el segundo mejor, solo superado por el desempeño durante el mandato de Obama. Sin embargo, ahora Trump ocupa el quinto lugar en el desempeño del mercado de valores entre los siete presidentes, detrás de Obama, Clinton, George H.W. Bush y Ronald Reagan. A pesar de tantos cambios, el S&P 500 se sitúa básicamente donde se encontraba en enero de 2018, lo cual está preocupando a los inversores, quienes temen que se produzca una desaceleración a nivel global y el daño que pueden llegar a causar las guerras comerciales de Trump.

En otras categorías, Trump ocupa el tercer lugar entre los siete presidentes en el empleo total, el segundo en el crecimiento de las ganancias y el segundo en el crecimiento del PIB. Son unas calificaciones bastante respetables. Sin embargo, todo indica que es más probable que su nota caiga antes que aumente. Los economistas pronostican una desaceleración en el crecimiento del PIB para el resto del año y la caída en los pedidos de fabricación podría afectar el empleo en el sector industrial. Trump tendría que caer tres escalones en las seis categorías para que su nota bajase a B-. Es probable que esto no suceda pronto, pero es un riesgo con el que tendrá que contar para 2020, cuando necesite convencer a los votantes de que su economía es sólida.

Rick Newman