Wall St.: se recuperan bonos (aunque falta)

Desde que el Tribunal de Apelaciones neoyorquino dejó en suspenso el cumplimiento del fallo que condena a la Argentina a pagarles u$s 1.330 millones a fondos buitre, los bonos no dejaron de subir, especialmente aquellos emitidos con legislación Nueva York. El caso más contundente es el del Global 2017, el título que surgió de la reestructuración de la deuda de 2010: había caído hasta los u$s 70,3 el 28 de noviembre. Pero tras conocerse la suspensión de la aplicación de la pena, tuvo un fuerte salto que lo llevó a ganar un 24,1% en apenas tres semanas. Tras subir un 1%, ayer cerró a u$s 87,3.

La caída del rendimiento es el reflejo de esta gran mejora de los precios. Este título, que es el que hoy se toma como referencia de la deuda argentina emitida en el exterior, llegó a rendir un 18,8%, lo que representaba una brecha (o «spread») sobre los bonos del Tesoro estadounidense de 1.837 puntos básicos. Pero con la mejora de las últimas semanas, ese rendimiento cayó notoriamente, hasta llegar al 12,5% ayer. Claro que la tasa sigue elevada y la brecha en relación con los títulos norteamericanos también, ya que asciende a 1.202 puntos básicos.

¿Qué chance hay de que este tipo de bonos tenga una suba adicional, disminuyendo al mismo tiempo el riesgo-país? Todo indica que el espacio aún es muy amplio. Como referencia, el mismo título rendía a fines de septiembre pasado un 9,25% y cotizaba a u$s 98,07, aunque ese mismo mes había llegado a rozar los u$s 100, lo que implica una tasa inferior al 9%.

En aquel momento, todavía no se habían producido los dos episodios que generaron un fuerte ruido en la deuda local: la pesificación de la deuda chaqueña el 5 de octubre y luego el fallo en segunda instancia contra la Argentina en la Justicia neoyorquina, un par de semanas más tarde. Ambos episodios provocaron una brusca caída en los papeles argentinos, particularmente aquellos que cotizan en Nueva York.

Considerando aquellos valores que habían tocado en noviembre, surge que el margen hasta llegar a esos niveles aún es significativo. Pero al mismo tiempo demuestra que para los inversores todavía no se han despejado todas las incógnitas en relación con la situación argentina. En realidad, todo quedó en un gran compás de espera hasta el 27 de febrero, que es cuando se debe expedir el Tribunal de Apelaciones de Nueva York en relación con la forma en que la Argentina debe cumplir con los fondos buitre. Para el mercado, lo más importante es que los fondos que utiliza el Gobierno para cumplir con el pago de esa deuda no sean interceptados, como en su momento propuso el juez Thomas Griesa.

La mejora de la deuda argentina, por otra parte, se produce en un contexto global de mayor optimismo de los mercados, con importantes subas tanto en Wall Street como en mercados emergentes. Este factor también podría ayudar para que la recuperación sea incluso más sostenida que lo que se vio hasta ahora.

Un aspecto notorio es que se eliminó la brecha que favorecía a los bonos en dólares emitidos con legislación argentina. Estos títulos pasaron a rendir hasta 200 puntos básicos (un 2% anual) por debajo de los colocados con ley Nueva York, un hecho inédito. Esta diferencia desapareció, pero por ahora bonos como el Global 2017, Discount y Par en dólares bajo legislación Nueva York no se han despegado de títulos equivalentes emitidos con ley argentina. Seguramente esto sucederá recién si el fallo neoyorquino favorece los intereses de la Argentina.

Cargando...

 
Cotizaciones recientes
Símbolo Precio Variación % Cmb 
Los teletipos visualizados más recientemente aparecerán aquí automáticamente si escribe el teletipo en el campo "Ingresar símbolo/compañía" en la parte inferior del módulo.
Debe activar los cookies de su explorador para ver sus citas más recientes.
 
Inicia sesión para ver las cotizaciones en tus portafolios.