Mercados abrirán en 7 h 19 min

Cinco errores en las redes sociales que podrían hacer que no encuentres un trabajo

Si estás buscando un trabajo, no creas que tu CV es lo único que tu posible empleador va a mirar.

Es absolutamente común que los reclutadores vean los perfiles en las redes sociales, no solo LinkedIn, sino Twitter, Facebook y otros.

Siete de cada diez reclutadores dicen que han rechazado gente debido a información disponible sobre ella en Internet.

Todos sabemos que las fotos de noches salvajes no van a ayudar, pero hay errores menos obvios que podrían significar tu sentencia a la hora de conseguir un nuevo trabajo.

Para asegurarte de no caer en ellos, aumenta tu privacidad en Facebook (aquí encontrarás una guía de Yahoo para hacerlo) y borra viejos perfiles cuando puedas.

Tener un perfil ‘silencioso’

Muchos somos sabedores de los riesgos de hablar mucho en las redes sociales, pero un perfil “silencioso”, en el que no dices nada, también puede levantar sospechas en los empleadores.

Para algunos reclutadores, un perfil “silencioso” ‒como una cuenta de Twitter que solo usas para leer, en lugar de publicar‒ es un indicador de que no te esfuerzas lo suficiente con tu marca personal.


@UndercoverRec Nada. Tu perfil es tu huella digital y tu marca. Es mejor no tener #Algunos perfiles a tener uno silencioso.

Hablar de política

En la era del Brexit y de Trump, mucha gente parece usar las redes sociales para poco más que hablar de política, pero es algo que echa para atrás a muchos reclutadores.

Los reclutadores simplemente pueden aparcar tu postulación si creen que tu pensamiento político puede resultar ofensivo.

Un estudio de 2014 realizado por Jobvite descubrió que uno de cada seis reclutadores consideraría las publicaciones políticas como un problema para los postulantes.

Las secciones de inclinación religiosa o política están disponibles en muchas redes sociales, incluido Facebook, pero pueden asustar a los empleadores, según un informe de Norton.

Solo déjalos en blanco, aconseja Norton.

Quejarte de tu trabajo

Muchos lo hemos hecho, especialmente en Facebook, con un tono más “personal”, pero es un punto en contra para los posibles empleadores.

El reclutador Burton Bolton Rose dice lo siguiente: “Ningún potencial empleador va a apreciar las quejas de un trabajo pasado o actual”.

En 2016, una joven empleada de Yelp escribió una carta abierta al director general de la compañía en la que se quejaba de su salario.

La carta rápidamente se hizo viral en Internet, y fue despedida en dos horas.

Imágenes extravagantes

¿Se parece tu foto de perfil a algo que podrías imaginar en un tablón de anuncios de trabajo? ¿No?

Si la respuesta es no, tendrías que cambiarla antes de postularte a un trabajo.

Un caso notorio fue el de una maestra estadounidense llamada Ashley Payne que fue despedida por una foto de perfil en la que aparecía con una copa de vino en una mano y una cerveza en la otra.

Asegúrate de que las imágenes que usas te representan como una persona profesional, pues los posibles empleadores las podrían ver.

Que ‘te gusten’ las cosas equivocadas en Facebook

Que “te gusten” las cosas equivocadas en Facebook podría valerte el despido, y si aparece que te gusta algo polémico, eso podría dejarte sin conseguir un trabajo.

En un caso reciente, un trabajador británico fue despedido por darle a me gusta en una foto de un forro polar con el estampado de un lobo, porque fue visto como acoso a quien lo llevaba puesto.

Tus “me gusta” en realidad son muy visibles en Facebook sin necesidad de hurgar en tu perfil, y (dependiendo de tu configuración de privacidad) puede ser buscado.

Así que si te han gustado algunas cosas atrevidas o poco convencionales en el pasado, puede que sea el momento de revisar tu perfil y eliminarlas.

Michael Shulman
Yahoo Finance Canadá