U.S. Markets closed

El “troleo” épico de una marca de zapatos baratos a varios influencers

¿Pagamos cantidades exageradas de dinero por algunos productos debido a su calidad o por puro “postureo”? Una marca de zapatos ha querido demostrar que hay mucho de lo segundo y para ello ha llevado a cabo una divertida jugarreta.

Santa Monica, en California, ha sido el lugar elegido para una acción comercial que tiene mucho de experimento social y en la que hemos tenido ocasión de ver a varios influencers pagar por unos zapatos hasta 30 veces más de lo que costaban.

[Te puede interesar: No te vas a creer quién ha escrito este emotivo anuncio: ¡no es un humano!]

“Payless” es una marca de calzado que se caracteriza por ofrecer a los clientes unos precios muy asequibles. Pero, ¿significa esto que sus zapatos son cutres? La marca ha querido demostrar que la economía no está reñida con el diseño y la calidad y ha puesto a prueba su producto de una manera ingeniosa.

Lo que hicieron fue montar una boutique de lujo a la que llamaron, jugando con sus propias letras, “Palessi” y la surtieron con varios modelos de la colección normal de Payless. En lugar de exhibir los precios reales, decidieron comprobar cuánto estaba dispuesta a pagar la gente por un par de zapatos sin saber de qué marca eran de verdad.

El resultado no deja de ser divertido aunque sea esperable. Los paladares más refinados de la moda, incluyendo a varios influencers, llegaron a pagar hasta 600 dólares por unos zapatos de 19,99 y se deshicieron en halagos acerca de los materiales y lo elegante del diseño. La cara que se les quedó cuando les contaron la verdad no tiene ningún desperdicio.

A pesar de que, finalizado el experimento, se les devolvió a los compradores el importe que habían pagado -y se llevaron un par de zapatos gratis, por las molestias- , el daño a la honrilla no va a ser tan fácil de restituir. Y es que en Internet ha habido bastantes risas con la jugada y comentarios del estilo de  “hay gente que piensa que el estatus se puede comprar”. ¿Habrá conseguido Payless que los influencers se pasen a su marca o se habrá ganado su odio eterno?

Imagen de la campaña