U.S. markets close in 2 hours 16 minutes
  • S&P 500

    4,006.50
    -65.20 (-1.60%)
     
  • Dow Jones

    34,001.74
    -428.14 (-1.24%)
     
  • Nasdaq

    11,267.10
    -194.40 (-1.70%)
     
  • Russell 2000

    1,842.84
    -50.00 (-2.64%)
     
  • Petróleo

    78.01
    -1.97 (-2.46%)
     
  • Oro

    1,781.40
    -28.20 (-1.56%)
     
  • Plata

    22.43
    -0.82 (-3.53%)
     
  • dólar/euro

    1.0503
    -0.0028 (-0.26%)
     
  • Bono a 10 años

    3.5920
    +0.0860 (+2.45%)
     
  • dólar/libra

    1.2188
    -0.0108 (-0.88%)
     
  • yen/dólar

    136.5610
    +2.2900 (+1.71%)
     
  • BTC-USD

    17,090.38
    -22.11 (-0.13%)
     
  • CMC Crypto 200

    403.87
    -7.35 (-1.79%)
     
  • FTSE 100

    7,567.54
    +11.31 (+0.15%)
     
  • Nikkei 225

    27,820.40
    +42.50 (+0.15%)
     

Florida cuenta los daños tras devastación y las Carolinas se alistan para Ian

Miami, 30 sep (EFE).- Socorristas y soldados trabajan arduamente en Florida este viernes para restablecer la normalidad tras el azote de Ian, que se perfila como el huracán más devastador de la historia del estado y que deja hasta ahora daños incalculables en infraestructura, mientras se mantiene la incertidumbre sobre el número de muertos.

Con un solo fallecido confirmado dos días después de tocar tierra el ciclón, y 20 aún por determinar, Ian se degradó rápidamente a un sistema postropical este viernes poco después de tocar tierra en Carolina del Sur (EE.UU.).

Según el último parte del Centro Nacional de Huracanes (NHC) estadounidense, Ian, sin embargo, continúa ofreciendo "marejada ciclónica peligrosa, inundaciones repentinas y vientos fuertes" para Las Carolinas y el oeste de Virginia.

Las Carolinas se apresuran con los últimos preparativos tras ver la senda de destrucción que dejaron en Florida los vientos, la marea ciclónica y las inundaciones por lluvias, devastación que el gobernador Ron DeSantis llegó a catalogar de bíblica en algunos lugares de la costa oeste.

"Solo porque la tormenta haya pasado, no piense que no hay peligros allí", dijo DeSantis este viernes por la tarde en una conferencia de prensa en San Agustín (este) en referencia a los peligros de líneas eléctricas caídas y escapes de gas.

La prioridad ahora es llegar a todas las personas que permanecen aún aisladas en zonas inundadas, con la vista puesta en la incertidumbre de cuál será el balance de fallecidos por causa directa del huracán, que golpeó la península con categoría 4.

El gobernador De Santis aclaró este viernes que solo había un muerto confirmado ante información de una veintena más dada por medios de comunicación el día anterior y argumentó que es muy pronto saberlo porque no hay acceso a algunos centros sanitarios.

Además, la Guardia Costera informó hoy del hallazgo de un cadáver de una veintena de balseros que venían de Cuba y naufragaron durante el huracán en las costas de Florida. Otros nueves han sido rescatados con vida.

Según insistió el gobernador, los forenses son los que tienen la tarea de determinar la causa de la muerte en días venideros.

ÁREAS INCOMUNICADAS RECIBEN RESCATE EN HELICÓPTEROS

Las condiciones son muy complicadas aún en muchas áreas, la incomunicación agrava el rescate y además 1,7 millones de abonados continúan hoy sin servicio eléctrico, según datos de PowerOutage, una web especializada en apagones.

Miles de personas continúan atrapadas por las inundaciones en sus casas y algunas carreteras están intransitables, en especial en la costa oeste, que esperan la ayuda enviada por el Gobierno federal a través de los soldados de la Guardia Nacional desplazados a unos 20 de los 67 condados de Florida.

Un equipo con drones también ayuda en la evaluación de daños y rescate a cargo de unos 7.000 soldados de la Guardia Nacional de Florida y otros estados, y están aterrizando también helicópteros para operaciones de rescate en islas que quedaron totalmente incomunicadas.

DeSantis señaló que los helicópteros respondieron a Captiva, Sanibel y otras islas que hacen de barrera natural para trasladar hasta tierra firme a sobrevivientes varados por la rotura de los puentes.

"Tenemos una tarea a largo plazo", dijo DeSantis y mencionó al menos 10 días.

LA RECONSTRUCCIÓN PUEDE LLEVAR AÑOS

En Florida, la situación en las zonas afectadas es una incógnita, las imágenes de televisión muestran sobrevivientes con los pocos enseres que rescataron caminando entre las inundaciones en medio de escombros de casas, árboles, postes y embarcaciones.

La Guardia Costera de EE.UU. se centra en la labores de rescate en la costa oeste, socavada por la marejada ciclónica, con embarcaciones llegadas de otros puntos del país.

El condado Lee, en la costa oeste, fue uno de los más afectados el ciclón, que con categoría 4 tocó tierra el miércoles muy cerca de la localidad de Cayo Costa.

Allí, los vientos huracanados provocaron que casas prefabricadas a lo largo de la localidad de Fort Myers se derrumbaran completamente y cayeran muros, por lo que se mantienen abiertos aún los 15 refugios abiertos previo a la llegada del huracán para aquellos que se quedaron sin techo.

Según dijo DeSantis, "Fort Myers y Naples ni siquiera estaban en el cono" de trayectoria del huracán, añadiendo que lo que estaba previsto era que entrara por Tampa.

Entre tanto, el presidente de EE.UU., Joe Biden, admitió este viernes que la reconstrucción puede llevar "años".

Biden aprobó una declaración de zona de desastre para nueve condados de Florida afectados por el huracán Ian que permitirá aumentar la ayuda federal para paliar los daños de Ian.

La calificadora Fitch Ratings calculó en una primera evaluación realizada a partir de las propiedades aseguradas, que los daños de Ian en Florida pueden fluctuar entre los 25.000 y los 40.000 millones de dólares.

Fitch Ratings recordó que el huracán Katrina que devastó Nueva Orleans en 2005 originó daños por 65.000 millones de dólares y el huracán Ida, 36.000 millones en 2021.

Por su parte, la primera dama de Florida, Casey DeSantis, anunció hoy que las donaciones para el Fondo de Desastres de Florida superaron ya los 10 millones de dólares.

(c) Agencia EFE