U.S. markets closed
  • S&P 500

    4,397.94
    -84.79 (-1.89%)
     
  • Dow Jones

    34,265.37
    -450.02 (-1.30%)
     
  • Nasdaq

    13,768.92
    -385.10 (-2.72%)
     
  • Russell 2000

    1,987.92
    -36.12 (-1.78%)
     
  • Petróleo

    84.83
    -0.72 (-0.84%)
     
  • Oro

    1,836.10
    -6.50 (-0.35%)
     
  • Plata

    24.34
    -0.37 (-1.50%)
     
  • dólar/euro

    1.1348
    +0.0031 (+0.27%)
     
  • Bono a 10 años

    1.7470
    -0.0860 (-4.69%)
     
  • dólar/libra

    1.3555
    -0.0045 (-0.33%)
     
  • yen/dólar

    113.6500
    -0.4500 (-0.39%)
     
  • BTC-USD

    34,844.38
    -1,083.07 (-3.01%)
     
  • CMC Crypto 200

    870.86
    +628.18 (+258.85%)
     
  • FTSE 100

    7,494.13
    -90.88 (-1.20%)
     
  • Nikkei 225

    27,522.26
    -250.67 (-0.90%)
     

Franco Mercuriali: “Llegó la oportunidad de mostrarme tal cual soy, con lo que pienso”

·7  min de lectura
Entrevista al periodista y conductor Franco Mercuriali en Radio Berlín
Fabian Marelli

Con un estilo distintivo entre las voces de la radio y la televisión argentina, Franco Mercuriali ha sabido conquistar una audiencia propia. El periodista y conductor acompaña cada día a miles de oyentes desde detrás del micrófono a primera hora desde Radio Berlín, conduce por las tardes TN Central y despide la jornada por la misma señal con información en TN de Noche y reflexiones y entretenimiento en El Pase de la 1.

Sus jornadas son maratónicas: radio de 7 a 10, reuniones, informativo vespertino, vuelta a casa en Tigre para cenar en familia, regreso a la señal de noticias para informar desde el detrás de cámara y protagonizar los momentos más divertidos antes de dar paso al programa Re Despiertos y vuelta al hogar entrada la madrugada. “Llego al viernes muerto, pero es un año bárbaro”, cuenta a LA NACIÓN.

El Pase, espacio televisivo que ya suma cuatro años al aire y que se volvió un boom en las noches de pandemia, invita “a relajar de las noticias después de un día cargado de información”, dice. Es en este segmento donde el conductor se permite ser quien es: ha llegado a bailar, a veces actúa, juega. “Mucha gente creía que yo era re contra serio pero cuando me toca divertirme, lo hago, y soy mucho más el de ese horario de lo que la gente creía. Uno tiene ese prejuicio de que el periodista no se divierte”, opina. Y agrega: “A veces, en medio de tanta información compleja, ese ratito en un canal de noticias es distensión. Creo que debe valorarse el dar información y comprometerse tanto como el hacer reír a alguien. Va por ahí”.

El periodista conduce Buenos días Berlín, en las mañanas de lunes a viernes por Radio Berlín
Fabian Marelli


El periodista conduce Buenos días Berlín, en las mañanas de lunes a viernes por Radio Berlín (Fabian Marelli/)

El comunicador de 47 años explica que su romance con el periodismo empezó -y continuó, sin interrupción- en la radio, a sus 20, tras cursar la carrera de Comunicación en la UBA y estudiar locución. Su primera parada fue en Radio Palermo. Inicialmente, generaba sus propios programas en señales de baja potencia y rápidamente creció y se unió a otras emisoras, como Radio Belgrano. Este año, compartió programa en Mitre junto a Sandra Borghi, y Luis Majul lo convocó para la conducción de Buenos Días Berlín en las mañanas de esta señal, propuesta que encara con gran entusiasmo. “Estamos felices con Radio Berlín. Es una FM nueva y los números dicen que crece mucho, cada día más”, expresó Luis Majul respecto de esta señal que mantiene la fórmula de acompañar con música no invasiva las noticias.

“Está siendo un lindo año de experiencia de radio, y con un espacio para la música: se pasan temas de los 90 y los 2000. Por eso enganchó tanto, porque a muchas generaciones estas canciones las llevan a un lugar: aparecen Charly, Spinetta, Roxette, Alanis Morissette, INXS”, agrega Mercuriali.

La música forma parte de la vida del periodista desde su juventud, cuando pensó en dedicarse a ello. Toca el bajo y la guitarra, e integraba por aquel entonces la banda Expreso Imaginario. Cuando en una emisión de El Pase los conductores mostraron sus talentos ocultos, Franco apareció con el bajo y pensó en cantar, pero Micaela Grinza, su mujer, también periodista y locutora, se lo advirtió: “‘¿Estás loco vos, querés convertirte en meme?’”, repite el conductor con humor las palabras de su compañera. La primera incursión del comunicador en la TV abierta llegó con Info Campo, por Canal 9. Entre sus referentes del medio, Mercuriali menciona a Nelson Castro. “Me gusta por su manera de hacer periodismo y por lo excelente compañero que es”, dice, y destaca asimismo la confianza que hoy recibe de muchas personas del medio. “Estoy agradecido por el lugar y por la libertad que me han dado para decir lo que uno piensa”, señala.

El conductor se caracteriza justamente por su estilo directo. “Desde que estoy a la noche, me di cuenta de que debía contar más lo que yo pensaba. Cuando hacíamos un pase en Radio Belgrano, Chiche Gelblung me dijo algo así como que yo tenía que terminar de explotar lo mío, lo que yo era como periodista, y eso me quedó dando vueltas. Justo estaba empezando en la noche que para mí era un cambio, porque toda la vida había hecho periodismo a la mañana, pero a los seis meses empecé a encontrar el tono y me di cuenta de que estaba buenísimo. A partir de eso, llegó la oportunidad de mostrarme tal cual soy, con lo que pienso y lo que veo, más allá de que a alguno pueda no gustarle. Y también de aceptar que hay gente a la que no le guste”, señala.

¿Cómo ves hoy a nuestra televisión?

Creo que es un reflejo de lo que pasa en el país. Se ponen mucho esfuerzo y ganas pero falta mucho presupuesto. No es la tele de hace unos años. Sí hay mucho empuje y se trabaja como nunca para ser competitivo con respecto a las audiencias, porque la competencia no es solo televisiva sino que también está en YouTube, en las redes sociales, en Netflix. La gente tiene que elegir verte. Es un desafío extra que hace unos años no teníamos. Por eso es tan absurdo cuando el kirchnerismo sigue levantando la bandera de los medios hegemónicos y todo ese verso, porque la libertad que tiene la gente para apagarte o elegir otra cosa es impresionante, por eso el esfuerzo todos los días para que la gente nos elija. Más allá de la falta de presupuesto, que creo que pasa por la crisis económica, la televisión argentina siempre ha sido líder en la región.

¿Cómo te informás diariamente?

Abro todos los portales de noticias que se te ocurran, todos, todas las mañanas. En mí es permanente el consumo de información: estoy en las redes, whattsapeo… Solo dejo el teléfono lejos cuando ceno.

¿Qué te enseñó la profesión?

Lo mejor es encontrar que uno puede ayudar a gente que tiene necesidades y la posibilidad de que la denuncia o la información que muchos no quieren que se sepa sirva para cambiar las cosas.

¿Cuáles mencionarías como los momentos de mayor disfrute en tu recorrido periodístico?

Hubo coberturas importantes, como el Foro de Davos en 2016, en el que pude entrevistar a otros presidentes. También me encantó poder cubrir en Brasil la salida de Dilma Rousseff o estar en vivo cuando se eligió al Papa Francisco.

¿Qué te gustaría cubrir?

Me encantan las coberturas con viajes y las elecciones: estar y analizar el después. El resultado electoral para mí es un mundial.

¿Cuál es tu lectura del escenario político que se abrió tras las elecciones?

El gobierno ha decidido negar hacia afuera la derrota electoral, pero internamente saben que la elección la perdieron. El peronismo sabe contar votos. Tienen que gobernar dos años con una unidad muy frágil. Cristina aún no habló y no creo que piense que ganaron. Perdió el control del Senado. Aunque no se nos puede escapar que en apenas dos años salieron en libertad 21 funcionarios y empresarios ‘K’ detenidos por corrupción. Ahora solo le falta que la justicia le cumple a ella con sus causas. El gobierno construye un relato de un apoyo popular que en realidad no existe. El acto del ‘día del militante’ confirma que van a continuar gobernando para un sector de la población y no para todos. Lo que viene, lamentablemente, es más grieta.

¿De qué disfrutás en tu vida personal?

Me gusta mucho el deporte: el tenis, andar en bici, estar en movimiento todos los días. Tengo dos hijos hermosos, Pedro y Romeo, de 16 y de 12, y Lola, nuestra perra, que es parte de la familia. Con mi mujer estamos juntos hace 20 años, y muy felices. Nos enamoramos al lado del micrófono y con ella se habla mucho de periodismo en casa. Ella me ayuda muchísimo.

En ocasiones, se refieren a vos como ‘sugar dady’, ¿cómo te llevás con el apodo?

Me divierte. La gente lo dice siempre con mucha dulzura. En las redes sociales me mandan mensajes y lo dicen con mucho cariño.

Aficionado a la música y el deporte, el periodista y conductor se luce cada noche en El Pase de la 1, por TN
Fabian Marelli


Aficionado a la música y el deporte, el periodista y conductor se luce cada noche en El Pase de la 1, por TN (Fabian Marelli/)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.