U.S. Markets closed

La ropa, la gran olvidada de los españoles al reciclar

La preocupación por el medio ambiente y la búsqueda de una economía mundial sostenible es ya uno de los principales puntos de acción de las agendas internacionales. La Unión Europea apuesta firmemente por la ‘economía circular’, es decir, la economía de la reutilización, del reciclaje y que permite reducir de manera drástica los residuos generados. Este compromiso no queda solo en palabras de voluntad: el año pasado el Parlamento Europeo fijó que todos los países miembros deberán reciclar el 55% de los residuos municipales a partir de 2025.

Esta medida es tan necesaria como difícil de cumplir, por lo menos para España. A pesar de que, como informa Ecoembes, en 2018 se recicló el 78,8% de los envases de plástico, papel, cartón, latas y briks, la realidad es distinta. Según Eurostat, cada español genera de media 442 kilos de residuos al año, de los cuales solo el 29,7% se recicla. Mientras, los vertederos acogen el 56,7% de residuos restantes y el otro 13,6% es incinerado.

También te puede interesar: El futuro de la moda: vestidos y camisas de madera

La ropa es uno de los materiales olvidados a la hora de reciclar y son ingentes las cantidades de prendas de vestir que se tiran todos los años a la basura. Foto: Getty Images.

Este porcentaje cercano al 30% se encuentra muy alejado del 55% que será de cumplimiento obligatorio en tan solo seis años, por lo que es evidente que el reciclaje de envases no es suficiente. Sin olvidar que este es un gran paso, aún queda mucho camino por recorrer, y la Unión Europea comparte esta visión. Por ello, estas exigencias ecológicas para el 2025 afectan a todos los tipos de residuos. Parece que ha llegado el momento de comenzar a enfocar fuerzas en otros residuos cuyos porcentajes de reciclaje son mucho más pobres.

El gran olvidado del reciclaje

Este es el caso de los residuos textiles, el gran olvidado de las administraciones públicas y el que más atención necesita actualmente, según denuncian desde ASIRTEX (Asociación Ibérica de Reciclaje Textil). Y no les falta razón: en España solo se recicla el 10% de la ropa que tiramos. En otras palabras, unas 900.000 toneladas anuales de prendas acaban olvidadas y enterradas en vertederos. Por ello, la Asociación advierte que estos residuos son un verdadero problema en los vertederos españoles y portugueses, más aún si se tiene en cuenta que son los segundos más contaminantes del mundo y su porcentaje de valorización se coloca por encima del 90%.

Pero no se puede culpar solo a la falta de compromiso de la ciudadanía en esto. De hecho, España es el país de la UE que más crece exponencialmente en las exportaciones de ropa usada, hasta un 599%. Solo en 2018, se exportaron 59.735.527 kilos a lugares como Togo, India o Pakistán. El problema real es la falta de medios que garanticen el destino final y la reciclabilidad de las prendas.

Deficientes canales de gestión de la ropa

Desde el sector de la recuperación y gestión del textil usado afirman que solo una de cada diez prendas es recuperada por un gestor autorizado para su reutilización o reciclaje. Por ello, además de adoptar medidas legislativas, sensibilización y concienciación y fomento del reciclaje textil, es necesario que se facilite a los ciudadanos las herramientas necesarias para poder realizar las donaciones de la manera más fácil, segura y transparente.

Los expertos apuestan por implementar una red de contenedores en los municipios en la que habría un punto de recogida de textil por cada 250-500 habitantes, en contraposición con la situación actual: uno por cada 3.000-5.000 ciudadanos; y eso en el mejor de los casos.

Esta medida, junto a amplias campañas de concienciación e información dirigidas al fomento de las donaciones textiles y la reducción del consumo de la ‘fast fashion’, podría ser una solución (o al menos una ayuda) para cumplir con los objetivos de la directiva europea, así como para garantizar el destino y la utilización final de las prendas depositadas en los contenedores. Porque sin sensibilidad por el problema ni participación ¿adónde vamos?

Artículos relacionados que te pueden interesar:


Laotracaradelamoneda

IDNet Noticias