Anuncios
U.S. markets close in 2 hours 37 minutes
  • S&P 500

    5,115.57
    -83.49 (-1.61%)
     
  • Dow Jones

    37,928.77
    -530.31 (-1.38%)
     
  • Nasdaq

    16,152.41
    -289.79 (-1.76%)
     
  • Russell 2000

    2,009.17
    -33.43 (-1.64%)
     
  • Petróleo

    85.83
    +0.81 (+0.95%)
     
  • Oro

    2,378.10
    +5.40 (+0.23%)
     
  • Plata

    28.36
    +0.11 (+0.39%)
     
  • dólar/euro

    1.0644
    -0.0087 (-0.81%)
     
  • Bono a 10 años

    4.5030
    -0.0730 (-1.60%)
     
  • dólar/libra

    1.2449
    -0.0106 (-0.84%)
     
  • yen/dólar

    153.0910
    -0.1120 (-0.07%)
     
  • Bitcoin USD

    68,304.56
    -2,048.34 (-2.91%)
     
  • CMC Crypto 200

    885.54
    0.00 (0.00%)
     
  • FTSE 100

    7,995.58
    +71.78 (+0.91%)
     
  • Nikkei 225

    39,523.55
    +80.92 (+0.21%)
     

Marley, entre el desafío de The Challenge, la búsqueda de un hermanito para Mirko y una increíble anécdota del loto de Canadá

Marley se prepara para otro gran estreno de Telefe: The Challenge
Marley se prepara para otro gran estreno de Telefe: The Challenge

Para Marley es habitual conducir realities, pero The Challenge Argentina, el desafío, que comienza el lunes próximo y se emitirá de lunes a jueves, a las 21.15, por Telefe, tiene un reto especial para el conductor porque le permitió trabajar codo a codo con colegas de los Estados Unidos, Inglaterra y Australia y además hacer el mundial de The Challenge en Sudáfrica y en inglés para Paramount+. En una charla con LA NACION, Marley repasó los 15 capítulos de esta nueva producción, contó cuáles son sus propios desafíos y adelantó que este año también se pondrá al frente de su reality favorito: Survivors. Además reveló que espera con ansias poder darle un hermanito a Mirko, que está por empezar preescolar.

The Challenge Argentina, el desafío es un reality que combina convivencia, aislamiento y competencias que requieren de una combinación de habilidades físicas y mentales. Los juegos, a veces extremos, son por tierra, aire y agua, y los jugadores deben ganar cada prueba para evitar la eliminación y así llegar al reto más difícil: la gran final. Los 18 participantes famosos de esta edición son: Sol Pérez, Rodrigo Mora, Floppy Tesouro, Lizardo Ponce, Jujuy Jiménez, Fernando Burlando, Lionel Ferro, Benjamín Alfonso, María Fernanda Callejón, Rodrigo Cascón, Oky Appo, Virginia Elizalde, Julieta Puente, Yeyo De Gregorio, Claudia Albertario, Eva Bargiela, Carolina Duer y Adrián Cormillot.

-¿Cómo fue la experiencia de conducir un reality que llega por primera vez al país?

-No lo conocía tanto, pero es súper famoso en los Estados Unidos, donde tiene 38 temporadas ya y hace 20 años que es un éxito en MTV y en Paramount. Decidieron hacer una versión épica acá y construyeron escenografías gigantes en Pilar, donde se grabaron dos temporadas para los Estados Unidos, una para Australia, una para Inglaterra y la de Argentina. Vino gente de todas partes del mundo y después, los cuatro ganadores de cada país participaron del mundial que se grabó en Sudáfrica, donde también estuvimos los cuatro conductores de los cuatro países, y abrimos el mundial en inglés, por lo que tuve que concentrarme mucho y aprender de memoria algunas líneas para decirlas bien. Todo se grabó el año pasado y en tiempo real. El 13 de febrero estrena en Telefe, y al día siguiente en Paramount+; y cuando termina la competencia, que dura tres semanas o cuatro porque son 15 capítulos, Paramount la lanza en todo el mundo. Para mí es muy importante porque me van a ver en todo el mundo hablando en inglés y doblado al castellano por mí mismo, claro. Es una gran oportunidad.

PUBLICIDAD

-Es una especie de Gran hermano porque están aislados, pero tiene el plus de los desafíos físicos e intelectuales...

-La diferencia es que están encerrados sin teléfono y sin comunicación, pero los sacan de la casa en un micro de The Challenge para llevarlos al lugar en el que tienen que competir de a pares. En cada programa hay una pareja ganadora y otra perdedora; y la ganadora tiene que elegir a otra pareja para que enfrente a la perdedora en la arena de eliminación, en el siguiente capítulo. Las eliminaciones son de a pares, por lo que el programa tiene un ritmo rapidísimo, algo inusual para lo que es la televisión hoy en día.

-Ya está todo grabado y el ganador no se filtró, ¿tuvieron suerte?

-Somos muy profesionales todos (risas). Si se spoileara, perdería toda la gracia. A nadie le interesa saber quién gana antes de que empiece siquiera el programa.

-¿Te animaste a hacer uno de esos desafíos?

-¡No! Son muy exigentes. Algunos juegos son muy extremos y los participantes quedan realmente agotados. He visto personas súper fit que tuvieron que recibir atención médica porque terminaban el juego medio desmayados. La exigencia es gigante. Es realmente un desafío porque tienen que convivir en una casa 18 personas que no se conocen y de generaciones muy distintas, con formas diferentes de pensar, sin teléfono, sin tele y obligados a sociabilizar.

-¿Alguno quiso renunciar?

-Sí, varias veces sucedió. Y sale en el programa. Estaban exhaustos y querían irse. Para saber más tienen que verlo.

Marley aseguró que hubo varios participantes que quisieron renunciar por las exigencias de la competencia
Marley aseguró que hubo varios participantes que quisieron renunciar por las exigencias de la competencia

-¿Cómo hacés para no tener favoritos en los realities que conducís?

-Trato de ser lo más neutral posible y no mostrar favoritismos, pero internamente digo: “ay, ojalá que gane él o ella”. Eso también va cambiando durante el ciclo. Conozco a algunos como por ejemplo a Virginia Elizalde porque su esposo -Coco Fernández- es padrino de mi hijo; o a Claudia Albertario con quien nos reímos mucho, pero no podía hacer nada para ayudarlas. Por otra parte, está Oky que es streamer y yo no lo conocía, y es súper copado, gracioso e interesante. Es un programa que va a sorprender y la final es muy intensa.

-Uno de tus desafíos fue hablar en inglés. Alguna vez contaste que te llevaste la materia en la escuela secundaria...

-Yo iba al Instituto Ballester que tenía un sistema muy particular porque estaba la opción de dar un examen y pasar de 6ª grado a 1ª año de secundaria, salteando 7º grado. Di el examen y pasaron varias mujeres y solo dos varones, entre ellos yo. Entonces estaba en 1ª año con 11 años y al principio me costó y me la llevé. Fue un problema.

-¿Y cómo lo superaste?

-Porque mis tíos ganaron un millón de dólares con el loto en Canadá y nos invitaron a pasar dos meses . Invitaron a toda la familia porque mi tía quiso agradecer de esa manera todo lo que mi papá hizo por sus hermanos menores, ya que de alguna manera los salvó cuando vinieron a la Argentina escapando del régimen nazi. Esos dos meses me cambiaron la pronunciación y cuando volví pasé a ser uno de los mejores alumnos. Tendría 14 años.

-¿Qué otros proyectos tenés para este año?

-La conducción de Survivors. Hace diez años que estoy tipo pájaro carpintero, diciéndole al canal y a las distintas gerencias que hagan Survivors. Soy fanático y vi las 43 temporadas de los Estados Unidos; el 1º de marzo empieza la 44 y ya estoy excitado porque soy muy fan. Mis realities preferidos son Survivors y La voz. Estamos en preproducción, con reuniones, pero todavía falta negociar algunas cosas. Se grabaría en una isla entre Colombia y Panamá. Estoy súper excitado con la posibilidad de que suceda. Estoy como un nene chiquito con el pochoclo en la mano esperando una fecha.

-Mirko empieza el preescolar este año, ¿cómo es la logística ahora para que pueda acompañarte?

-Cuando era más chico yo me iba de viaje y él desaparecía de la escuela por dos o tres meses. Esta última vez fue diferente. El año pasado viajé a Sudáfrica, a España, a Qatar y a Suiza y todo sin mi hijo , pero armamos una especie de calendario para que entendiera los días que yo no estaba, y los tachaba en un almanaque: yo le dejaba un pequeño regalito para que abriera todos los días y tachaba el día.

-Seguramente te costó más a vos que a él...

-Es verdad. Me costó muchísimo. Fue terrible. Hablaba con mi familia y me decían que estaba re bien, que obviamente me extrañaba, pero estaba muy bien. Viajó a Qatar y estuvimos dos semanas juntos y volvió para hacer la última semana de la escuela y participar de los actos de fin de año. No quería cortarle su rutina y funcionó perfecto; lo entendió. Le dije que como yo tenía responsabilidades, también él las tenía y la escuela era la principal. Quiero armarle esa estructura en la que tenga responsabilidades de principio a final. Lo mismo va a pasar este año. Cuando esté de viaje hablaremos todos los días, me visitará dos semanas y se volverá porque sino le cambio demasiado la vida.

-Tu hijo se adaptó perfectamente a tu vida nómade...

-Se acomodó todo perfectamente y sé que Mirko disfruta de la vida que llevamos. Ahora nos vamos a esquiar a los Estados Unidos, después él quiere conocer la mansión de Harry Potter, y finalmente vamos a una playa en Cancún. Hacemos muchas cosas juntos y después volvemos porque empiezan las clases.

-¿Nunca te cansás de viajar?

-Estuvimos todo enero en Pinamar y la pasamos genial. Ahora viajamos antes de las clases porque después no vamos a poder hasta fin de año.

-Hace un tiempo dijiste que querías tener otro hijo, ¿estás buscando un embarazo?

-Estoy en el tema, pero hay tiempos que no dependen de mi sino de Dios y de la naturaleza, que haya un embarazo escapa a mí. Todavía no hay embarazo, pero estoy en el proceso. La idea es hacerlo de la misma manera que sucedió con Mirko. Esperaremos lo que depara el destino.

-¿Lo sabe Mirko?

-Simplemente dice que le gustaría tener un hermanito, pero no le agrego nada más.

-¿Vos estás ansioso?

-Sí, tengo muchas ganas, pero sé que está la posibilidad de que nunca suceda. Podés buscar un embarazo y no se da. Ojala que sí.