U.S. Markets closed

Pagaron casi 12.000 dólares en Airbnb por un alquiler en Ibiza... que no existe

Imagen de la ciudad de Ibiza, en la isla con el mismo nombre, situada en el Mediterráneo. Foto: Getty Images.

Una pareja británica acudió a la eficacia y las facilidades que aporta un sistema como el de Airbnb para programas sus vacaciones en la isla española de Ibiza, en el Mediterráneo, para llevarse una sorpresa muy desagradable.

Ilusionados con pasarse varias noches en un entorno paradisiaco, Ian y Denise Feltham abonaron nada menos que 9,610 libras esterlinas (alrededor de 11,800 dólares) por un alojamiento superlujoso para VIP que incluía baño turco, bañera de hidromasaje y terraza cubierta de mármol, según un reporte de CNN.

Y para que la estancia se hiciera mucho más agradable, los Felthams viajaban con sus dos terriers de Yorkshire.

Sin embargo, cuando la pareja tomó el avión y llegó con sus perros a la ubicación prevista en Ibiza, fueron tajantemente rechazados en la recepción del edificio. No les quedó más remedio que reajustar sus planes en el acto y encontrar un hotel que admitiera a mascotas.

Cuando The Sunday Times publicó la historia de estas vacaciones fallidas, ya quienes habían promovido este ático de lujo habían retirado las fotos de la plataforma de Airbnb.

Un anuncio falso

Aparentemente estas habían sido compiladas de varios condominios para alquilar o vender que aparecen en la página web del complejo Las Boas.

Desde el complejo de apartamentos, un miembro del personal aseguró que el anuncio de Airbnb era totalmente “falso” y que semejante propiedad ni siquiera existe entre las 40 unidades con las que cuenta el edificio.

Por su parte, Ian Feltham le confirmó a CNN que las fotos que aparecen en la página web de Las Boas coinciden con las que habían estado en Airbnb y por las que ellos se guiaron para hacer la reserva.

Lo que iban a ser unas vacaciones de lujo para Ian y Denise Feltham se convirtieron en una estafa por un falso anuncio en Airbnb. Foto: Getty Images.

La propietaria de una de las unidades de Las Boas observó también las dos series de fotos, pero llamó la atención de que el baño turco que se anunciaba en el ático “VIP” no era exclusivo de este espacio, sino de todo el complejo.

“Hay algunos bonitos áticos en el edificio con acceso directo por ascensor”, dijo Maria Cala, pero ninguno con ascensores privados.

Airbnb está investigando el anuncio y el intento de estafa.

La empresa les devolverá el dinero

“Nuestro manejo de este problema cayó por debajo de nuestros altos estándares habituales y nos hemos comunicado con el huésped para pedirle disculpas y otorgarle un completo reembolso. Hemos suspendido el anuncio mientras investigamos y continuamos trabajando con el huésped para hacer las cosas bien”, expresó la compañía en una declaración oficial.

Mientras, los Feltham no se reponen del mal momento.

Ian Feltham reconoce incluso que ya antes el anuncio le parecía demasiado bueno para ser cierto. Pero Lux Travel Collective, la empresa que subió el anuncio a Airbnb, nunca respondió a sus inquietudes sobre las condiciones del lugar.

“Son una basura —así fustiga Feltham a Airbnb—, son una organización sin rostro”.

Artículos relacionados que te pueden interesar: