Anuncios
U.S. markets closed
  • S&P 500

    5,487.03
    +13.80 (+0.25%)
     
  • Dow Jones

    38,834.86
    +56.76 (+0.15%)
     
  • Nasdaq

    17,862.23
    +5.21 (+0.03%)
     
  • Russell 2000

    2,025.23
    +3.22 (+0.16%)
     
  • Petróleo

    81.47
    -0.10 (-0.12%)
     
  • Oro

    2,342.70
    -4.20 (-0.18%)
     
  • Plata

    29.83
    +0.27 (+0.90%)
     
  • dólar/euro

    1.0748
    +0.0005 (+0.04%)
     
  • Bono a 10 años

    4.2170
    0.0000 (0.00%)
     
  • dólar/libra

    1.2718
    +0.0009 (+0.07%)
     
  • yen/dólar

    158.0180
    +0.1990 (+0.13%)
     
  • Bitcoin USD

    64,832.60
    +326.93 (+0.51%)
     
  • CMC Crypto 200

    1,381.56
    +43.81 (+3.28%)
     
  • FTSE 100

    8,205.11
    +13.82 (+0.17%)
     
  • Nikkei 225

    38,570.76
    +88.65 (+0.23%)
     

El Cybertruck de Tesla es una pesadilla: todos los problemas de fabricación que está causando

"Hemos cavado nuestra propia tumba con el Cybertruck", aseguró Elon Musk en una llamada a inversores, según revela The Wall Street Journal.

El Cybertruck de Tesla es, sin duda, el vehículo eléctrico más esperado de 2023. Sus líneas futuristas no solo no se parecen en nada a lo que hay en el mercado, es que no tienen parangón con ningún carro en la historia de los automóviles. Pero su espectacular diseño está generando una serie de problemas de fabricación que están poniendo contra las cuerdas a Tesla.

Según revela el Wall Street Journal, Tesla tiene problemas con la producción de su novedoso vehículo. El llamativo auto tiene un diseño único: futurista y anguloso, con un exterior de acero inoxidable. Sin embargo, ese diseño se ha convertido en un quebradero de cabeza para la empresa porque el acero inoxidable ultraduro resulta demasiado poco flexible.

"Hemos cavado nuestra propia tumba con el Cybertruck", se lamentó Elon Musk, CEO de Tesla, en una llamada con inversores y analistas para explicar los resultados de la empresa en octubre, revela el Wall Street Journal.

El público toma fotos del recién presentado Cybertruck de Tesla totalmente eléctrico alimentado por baterías con ventanas destrozadas después de una prueba de resistencia fallida, en el Centro de Diseño de Tesla en Hawthorne, California, el 21 de noviembre de 2019. (Foto de FREDERIC J. BROWN / AFP) (Foto de FREDERIC J. BROWN/AFP vía Getty Images)
El público toma fotos del recién presentado Cybertruck de Tesla totalmente eléctrico alimentado por baterías con ventanas destrozadas después de una prueba de resistencia fallida, en el Centro de Diseño de Tesla en Hawthorne, California, el 21 de noviembre de 2019. (Foto de FREDERIC J. BROWN / AFP) (Foto de FREDERIC J. BROWN/AFP vía Getty Images) (FREDERIC J. BROWN via Getty Images)

Nadie lo usa en la industria del automóvil

El Cybertruck, presentado en 2019, se ha retrasado desde entonces, en gran parte debido a las dificultades de producción derivadas de la decisión de la empresa de utilizar acero inoxidable. Este material es mucho más duro y menos maleable que otras alternativas más baratas, como el aluminio, lo que ha llevado a la industria automovilística a rechazar mayoritariamente su uso. La última empresa que utilizó este material para un coche fue la DeLorean Motor Company, hace más de cuatro décadas.

PUBLICIDAD

La dirección de Tesla creyó que el riesgo merecía la pena, destacando las ventajas del material, como una mayor durabilidad y resistencia. Musk hizo que los diseñadores cortaran el material más grueso de lo habitual, al menos parcialmente, para hacerlo a prueba de balas, según dijeron al Wall Street Journal personas familiarizadas con el asunto.

Las personas que han trabajado en la camioneta se han quejado de que el material grueso es extremadamente difícil de moldear y aplanar. El material es demasiado duro para una prensa de estampación, la tecnología utilizada para hacer paneles uniformes con facilidad, por lo que Tesla debe cortar con láser y doblar cada panel de manera individual, un proceso lento y caro.

"Formar acero inoxidable totalmente duro no es ciencia espacial, pero seguro que no es fácil", dijo a los inversores en marzo Lars Moravy, vicepresidente de ingeniería de vehículos de Tesla, según explica el mismo medio.

Estas dificultades han provocado varios retrasos y sobrecostes, pero Musk mantiene la esperanza en el vehículo. El magnate predijo que Tesla será capaz de producir unos 250.000 vehículos al año, pero que ese ritmo no se alcanzará antes de 2025.

Vista del Tesla Cybertruck en exhibición durante el fin de semana de Acción de Gracias en Montgomery Mall en Bethesda, Maryland, el 25 de noviembre de 2023. Crédito: mpi34/MediaPunch /IPX
Vista del Tesla Cybertruck en exhibición durante el fin de semana de Acción de Gracias en Montgomery Mall en Bethesda, Maryland, el 25 de noviembre de 2023. Crédito: mpi34/MediaPunch /IPX (mpi34/MediaPunch/IPx)

¿Crónica de un desastre anunciado?

El Cybertruck, con su diseño anguloso sin precedentes y sus audaces promesas, ha sido objeto de un ferviente debate desde su primera presentación. Si bien su aspecto puede ser polarizante, las verdaderas preocupaciones se encuentran bajo su exterior reflectante, con una miríada de problemas de diseño y calidad que plagan un coche que ni siquiera ha llegado aún a los consumidores.

Musk prometió esta camioneta en 2021 y no cumplió. Luego dijo que la producción llegaría en 2022, pero llegó ese año y se volvió a retrasar a principios de 2023. Se volvió a retrasar hasta "finales de 2023", ya hora parece que por fin va a ver la luz.

Tesla culpó a la cadena de suministro de estos retrasos, pero Adrian Clarke, diseñador profesional de automóviles que ahora escribe críticas de diseño para la publicación automovilística The Autopian, asegura en declaraciones concedidas a Jalopnik que el problema reside en el propio diseño del coche. "En cuanto vimos [el Cybertruck], todo el mundo que conozco en el sector se echó a reír. Pensamos que era imposible que pudieran fabricarlo".

El diseñador argumenta que el problema está en los paneles metálicos. "Siempre tienen una cierta cantidad de curvas porque tienen que ser capaces de mantener la forma cuando la pieza sale de la prensa. Pero si tienes un panel plano muerto, no funciona. Va a vibrar y van a tener enormes problemas para estampar esos paneles y hacer que mantengan su forma", explica Clarke.

Otro ejemplo de un problema causado por este mal diseño es que las puertas del Cybertruck no parecen alinearse correctamente con la carrocería, lo cual es un problema fundamental que para Clarke habla de la calidad de construcción general del vehículo.

Elon Musk mandó el pasado mes de agosto un correo electrónico interno dirigido a los empleados de Tesla, revelando sus preocupaciones en términos categóricos: "Debido a la naturaleza del Cybertruck, que está hecho de metal brillante con bordes en su mayoría rectos, cualquier variación dimensional destaca demasiado".

La observación de Musk se refiere a los problemas en la carrocería del Cybertruck, que incluyen puertas desalineadas y superficies desiguales que hacen que el coche parezca tambaleante, raro y muy distinto a los renders de ángulos limpios que Tesla ha presentado a lo largo de los años. Es un desastre que subraya los retos inherentes al diseño único del Cybertruck.

Los problemas de precisión obvios por su diseño angular demuestran otra predicción que afectará a los conductores más adelante: será una pesadilla reparar cualquier pequeña abolladura. Cualquier imperfección en su carrocería de acero inoxidable no se puede pintar. Estará ahí para siempre a menos que reemplaces todo el panel o hagas un trabajo de reparación realmente preciso... y presumiblemente caro.

Más noticias que te pueden interesar:

EN VÍDEO | ¿Qué nuevos modelos de carros eléctricos competirían con Tesla?