Anuncios
U.S. markets open in 1 hour 58 minutes
  • F S&P 500

    5,139.50
    -6.50 (-0.13%)
     
  • F Dow Jones

    39,035.00
    -107.00 (-0.27%)
     
  • F Nasdaq

    18,344.25
    +6.00 (+0.03%)
     
  • E-mini Russell 2000 Index Futur

    2,090.80
    +12.60 (+0.61%)
     
  • Petróleo

    79.45
    -0.52 (-0.65%)
     
  • Oro

    2,091.40
    -4.30 (-0.21%)
     
  • Plata

    23.33
    -0.03 (-0.12%)
     
  • dólar/euro

    1.0854
    +0.0015 (+0.14%)
     
  • Bono a 10 años

    4.1800
    0.0000 (0.00%)
     
  • Volatilidad

    13.51
    +0.40 (+3.05%)
     
  • dólar/libra

    1.2678
    +0.0022 (+0.18%)
     
  • yen/dólar

    150.3490
    +0.2850 (+0.19%)
     
  • Bitcoin USD

    65,099.18
    +2,456.58 (+3.92%)
     
  • CMC Crypto 200

    885.54
    0.00 (0.00%)
     
  • FTSE 100

    7,646.10
    -36.40 (-0.47%)
     
  • Nikkei 225

    40,109.23
    +198.41 (+0.50%)
     

Crearon un nuevo paradigma en la edición de video basado en IA y recaudaron US$ 55 millones

El invierno pasado, Demi Guo y varios compañeros del doctorado en informática de Stanford pasaron las vacaciones intentando hacer una película con IA generativa. La famosa empresa Runway, que acababa de alcanzar una valoración de 500 millones de dólares, ofrecía un gran premio de 10.000 dólares a la mejor propuesta para su "Festival de Cine de IA" inaugural.

Pero el equipo de Guo ni siquiera quedó clasificado. "Éramos el equipo más técnico, pero nos costó mucho hacer la película", explica a Forbes. Aunque los recientes avances de la inteligencia artificial habían sido prometedores, su aplicación al proceso de creación del vídeo resultó muy engorrosa para Guo, que dedicó horas y horas a herramientas como Runway y Photoshop de Adobe, con un éxito mediocre y una gran frustración.

Al final, los premios fueron para los creativos profesionales. "No quedó muy bien", dice de la película. "Estaba muy frustrada". Así que en abril, Guo y Chenlin Meng, una compañera de doctorado, abandonaron Stanford para lanzar Pika y crear un generador de vídeos de IA más fácil de usar. Desde entonces, unas 500.000 personas probaron el programa y ahora se utiliza para crear millones de vídeos nuevos cada semana.

Adobe, Pika, Silicon Valley
El invierno pasado, Demi Guo y varios compañeros del doctorado en informática de Stanford pasaron las vacaciones intentando hacer una película con IA generativa.

Esta explosión de interés provocó un frenesí entre los inversores de Silicon Valley y la empresa, formada por cuatro personas, recaudó 55 millones de dólares en tres rondas de financiación en rápida sucesión. Las dos primeras fueron lideradas por el ex CEO de GitHub, Nat Friedman, y la última -una Serie A de 35 millones de dólares de Lightspeed Venture Partners- valora Pika Labs entre 200 y 300 millones de dólares, según una fuente con conocimiento directo del asunto.

"Intentamos rediseñar la interfaz de creación de vídeos", explica Guo, CEO de la empresa. "Sigue siendo muy difícil hacer buenos vídeos".

La herramienta de generación de vídeos de Pika sólo estuvo disponible hasta ahora a través de la aplicación de mensajería social Discord. Los usuarios escriben un texto en un cuadro de chat -por ejemplo, "un robot caminando por la playa al atardecer"- y reciben un vídeo generado por la IA como respuesta al chat. 

El martes, Pika llevó esa experiencia a la Web, y a un público masivo, con una nueva aplicación y funciones que permiten editar y personalizar objetos dentro de un vídeo, por ejemplo, añadiendo gafas de sol al robot antes mencionado.

"La mayor arma y la mayor ventaja de una startup es la velocidad, y este es sinceramente el equipo que más rápido se mueve que vi nunca".

Michael Mignano, socio de Lightspeed

Nat Friedman, que apareció como uno de los principales inversores en solitario en el ámbito de la IA desde que abandonó GitHub en 2021, invirtió por primera vez en Pika en abril. Según declaró a Forbes, quedó impresionado por una primera versión de demostración que Guo y Meng habían creado utilizando una única unidad de procesamiento gráfico (GPU), los chips de hardware que impulsan la mayoría de las tareas de computación de IA.

Adobe, Pika, Silicon Valley
Esta explosión de interés provocó un frenesí entre los inversores de Silicon Valley y la empresa, formada por cuatro personas, recaudó 55 millones de dólares en tres rondas de financiación en rápida sucesión.

Friedman y Daniel Gross, coinversor habitual, acumularon un clúster de más de 2.500 GPU al que llamaron Andrómeda y que ponen a disposición de las startups en las que invierten. Esto ayudó a potenciar los esfuerzos de Pika para crear un modelo de IA propio para vídeo, similar al GPT-4 basado en texto de OpenAI o a los modelos basados en imágenes de Midjourney.

Los inicios de Pika

En sus inicios, Pika se centró únicamente en generar anime. Los fundadores dijeron a Friedman que encargarse de la generación de vídeos realistas con IA sería demasiado difícil, dado que empresas más grandes y bien financiadas, como Runway y Stability AI, ya contaban con importantes cabezas de cartel.

Luego estaba Adobe, un gigante del mercado público valorado en 280.000 millones de dólares, que se estaba moviendo rápidamente para añadir funciones de IA a Creative Suite. Pero el rápido ritmo de desarrollo de Guo y Meng sorprendió a los inversores... y a ellos mismos.

Una tarde de verano, Friedman sugirió que añadieran una forma de incrustar texto en los vídeos. Recibió un mensaje de texto a las 3 de la mañana diciendo que la función estaba lista.

Friedman recuerda su sorpresa inicial, pero pronto se dio cuenta de que este ritmo "tan intenso" era típico del equipo. "Fue en parte lo que me convenció para hacer la siguiente inversión", afirma. Michael Mignano, socio de Lightspeed, que invirtió en septiembre, considera que esta es una ventaja crucial para Pika: "La mayor arma y la mayor ventaja de una startup es la velocidad, y este es, sinceramente, el equipo más rápido que vi nunca", declaró a Forbes.

Adobe, Pika, Silicon Valley
Luego estaba Adobe, un gigante del mercado público valorado en 280.000 millones de dólares, que se estaba moviendo rápidamente para añadir funciones de IA a Creative Suite. Pero el rápido ritmo de desarrollo de Guo y Meng sorprendió a los inversores... y a ellos mismos.

The Information fue el primero en informar de que Lightspeed estaba en conversaciones para invertir.

De hecho, pocas semanas después de que los fundadores de Pika le dijeran a Friedman que el vídeo realista era una tarea demasiado difícil para ellos, lo hicieron. Y cuando Mignano planteó la idea de una aplicación web a principios de noviembre, Guo lo tomó como una directiva para entregar el producto ese mismo mes.

No intentamos crear un producto para la producción cinematográfica. Lo que intentamos hacer es algo más para los consumidores de a pie".

Demi Guo, CEO de Pika

Pika alquiló varios cientos de GPU -algunas del clúster Andrómeda de Friedman y otras de otros proveedores en la nube- que utilizó para crear una nueva versión del modelo de IA que presentó hoy. Está pensado para mejorar el rendimiento y permitir una edición más refinada, ajustando la relación de aspecto de un vídeo, por ejemplo.

Los avances de la empresa

Mientras tanto, la empresa está trabajando duro en algoritmos para mejorar aún más el modelo, y también desarrollando otros para filtrar materiales protegidos por derechos de autor que hicieron tropezar a rivales y los arrastraron a costosos litigios de propiedad intelectual. "En estos momentos se trata de una fase muy exploratoria", precisa Guo.

Adobe, Pika, Silicon Valley
La monetización del producto, que actualmente es gratuito, aún no es una prioridad clave, aunque Guo afirma que la empresa podría introducir un modelo de suscripción por niveles (pagar más para acceder a más funciones) para los consumidores.

Con la nueva financiación, Guo afirma que tiene previsto ampliar el equipo de Pika a unas 20 personas el año que viene, la mayoría ingenieros e investigadores. La monetización del producto, que actualmente es gratuito, aún no es una prioridad clave, aunque Guo afirma que la empresa podría introducir un modelo de suscripción por niveles (pagar más para acceder a más funciones) para los consumidores.

Así es como Guo pretende diferenciar a Pika de sus grandes rivales. "No intentamos crear un producto para la producción cinematográfica", explica a Forbes, "sino algo más para los consumidores de a pie, gente como yo y [Meng], que somos creadores de corazón, pero no tan profesionales".

Si hubiera habido una herramienta como Pika hace un año, Guo dice que su equipo de Stanford podría haber tenido una oportunidad de luchar en el Festival de Cine de IA. "Creo que sin duda habría ayudado mucho", afirma.

*Con información de Forbes US