Anuncios
U.S. markets closed
  • S&P 500

    5,096.27
    +26.51 (+0.52%)
     
  • Dow Jones

    38,996.39
    +47.37 (+0.12%)
     
  • Nasdaq

    16,091.92
    +144.18 (+0.90%)
     
  • Russell 2000

    2,054.84
    +14.54 (+0.71%)
     
  • Petróleo

    78.30
    -0.24 (-0.31%)
     
  • Oro

    2,052.80
    -1.90 (-0.09%)
     
  • Plata

    22.66
    -0.01 (-0.05%)
     
  • dólar/euro

    1.0807
    -0.0035 (-0.32%)
     
  • Bono a 10 años

    4.2520
    -0.0220 (-0.51%)
     
  • dólar/libra

    1.2626
    -0.0034 (-0.27%)
     
  • yen/dólar

    149.9710
    -0.6620 (-0.44%)
     
  • Bitcoin USD

    61,156.25
    -213.13 (-0.35%)
     
  • CMC Crypto 200

    885.54
    0.00 (0.00%)
     
  • FTSE 100

    7,630.02
    +5.04 (+0.07%)
     
  • Nikkei 225

    39,166.19
    -41.84 (-0.11%)
     

Insuficiente energía limita nearshoring, advierten

CIUDAD DE MÉXICO, septiembre 28 (EL UNIVERSAL).- México tiene el mayor potencial para aprovechar el reacomodo de cadenas productivas o nearshoring; sin embargo, debe contar con suficiente energía eléctrica.

El corredor inmobiliario Cushman & Wakefield señaló que hace falta inversión en líneas de transmisión y el costo por derechos de kiloamperio (KVA) cada vez es más elevado debido a que el Centro Nacional de Control de Energía (Cenace) solicita a los interesados en conectarse a la red que realicen obras complementarias para reforzar la red y buscar redundancias; además de la dependencia en la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

"La energía eléctrica es más cara que en Estados Unidos y esto quiere decir que no tenemos ventaja competitiva en ese rubro. Si una empresa llega a Estados Unidos y solicita energía a algún proveedor, éste es quien proporciona la línea e instala el transformador, asumiendo costos, y cobra la energía a precio más competitivo que en México.

"Si esa misma empresa llega a nuestro país, aquí la empresa es quien asume el pago de la línea eléctrica, el transformador y, además, tiene que pagar la energía a mayor costo", dijo Enrique Portillo, director ejecutivo de Corretaje Industrial en Cushman & Wakefield.

Debido a esto, el ahorro en la mano de obra disminuye si se suma el costo en energía, para la cual únicamente está disponible un proveedor: la CFE.

Cushman & Wakefield destacó que, en el sector industrial, cerca de 50% del consumo energético es la electricidad, ya que se emplea para impulsar motores y aparatos específicos, calentar el contenido de tanques, depósitos y calderas.

La compañía destacó que el problema en el país con la energía eléctrica no es su generación, sino la infraestructura en líneas de transmisión.

"En requerimientos mayores a 5 mil KVA, las empresas de manufactura deben instalar su propia subestación, cuyo costo es sumamente alto y generalmente lleva más de un año el trámite e instalación ya que depende del Cenace y CFE, lo que pone en una posición muy delicada a aquellas empresas que requieren iniciar operaciones rápidamente", comentó Leticia Valenzuela, directora senior Industrial en Cushman & Wakefield.