Anuncios
U.S. markets closed
  • S&P 500

    5,303.27
    +6.17 (+0.12%)
     
  • Dow Jones

    40,003.59
    +134.21 (+0.34%)
     
  • Nasdaq

    16,685.97
    -12.35 (-0.07%)
     
  • Russell 2000

    2,095.72
    -0.53 (-0.03%)
     
  • Petróleo

    80.00
    +0.77 (+0.97%)
     
  • Oro

    2,419.80
    +34.30 (+1.44%)
     
  • Plata

    31.77
    +1.90 (+6.36%)
     
  • dólar/euro

    1.0872
    +0.0002 (+0.02%)
     
  • Bono a 10 años

    4.4200
    +0.0430 (+0.98%)
     
  • dólar/libra

    1.2706
    +0.0035 (+0.28%)
     
  • yen/dólar

    155.6190
    +0.3120 (+0.20%)
     
  • Bitcoin USD

    67,091.23
    +173.19 (+0.26%)
     
  • CMC Crypto 200

    1,367.04
    -6.80 (-0.49%)
     
  • FTSE 100

    8,420.26
    -18.39 (-0.22%)
     
  • Nikkei 225

    38,787.38
    -132.88 (-0.34%)
     

Warren Buffett, orgulloso de que muchos millonarios no están interesados en “construir una dinastía”

Considera que hay un cambio importante de actitudes en torno al ahorro y a la riqueza generacional

Warren Buffett habla en la Universidad de Georgetown en Washington. Foto AP/Gerald Herbert, archivo
Warren Buffett habla en la Universidad de Georgetown en Washington. Foto AP/Gerald Herbert, archivo (ASSOCIATED PRESS)

La leyenda de las inversiones, Warren Buffet, ha hablado. En su carta anual a los accionistas, probablemente el evento más esperado en Wall Street, el CEO de Berkshire Hathaway aseguró que su objetivo será enriquecer a los “ahorradores dedicados” y aquellos que donan la mayor parte de su fortuna a causas benéficas.

Buffett, que a sus 92 años rara vez tiene tiempo para entrevistas, normalmente aprovecha su carta anual no solo para hablar del desempeño de Berkshire, sino también para asesorar a los inversores debutantes o con poca experiencia, y desglosar temas clave en los mercados.

La carta de 11 páginas publicada este año no fue diferente. El oráculo de Omaha no perdió una oportunidad para reflexionar sobre el cambio de paradigma que ha observado entre los accionistas: el cambio de actitudes en torno al ahorro y a la riqueza generacional.

Un cambio en la mentalidad de ahorradores y millonarios

En décadas anteriores, lo convencional era que “la gente ahorraba dinero para mantener su nivel de vida después de la jubilación”, y cualquier dinero extra se lo dejaba a familiares y amigos. Pero en estos días, escribió Buffett, ha surgido una nueva tendencia que encaja muy bien con el perfil de inversores de Berkshire Hathaway.

PUBLICIDAD

En resumen, se mostró orgulloso de la labor filantrópica que realizan los ricos de hoy, especialmente los titulares individuales de su gigantesco conglomerado. “Nuestra experiencia ha sido diferente”, afirmó.

“Pertenecen en gran medida a la variedad de los que, si ahorran una vez, ahorran siempre. Aunque estas personas viven bien, eventualmente entregan la mayor parte de sus fondos a organizaciones filantrópicas”, escribió Buffett.

Agregó que, precisamente, su objetivo en Berkshire es enriquecer a estos “ahorradores dedicados”, quienes entregarán la mayor parte de su riqueza a la caridad cuando mueran.

Estos inversionistas, ilustró, no están interesados en “construir una dinastía” como muchos de sus predecesores, ni quieren “activos de lujo” como automóviles y joyas. En cambio, su objetivo es generar riqueza y, simplemente, vivir bien.

También te puede interesar:

FILE - In this May 6, 2007 file photo, Microsoft co-founder Bill Gates, left, and billionaire investor Warren Buffett are seen during the annual Berkshire Hathaway shareholders meeting in Omaha, Neb. Gates and Buffett are launching a campaign to get other American billionaires to give at least half their wealth to charity. (AP Photo/Nati Harnik)
ARCHIVO - El cofundador de Microsoft, Bill Gates, a la izquierda, y el inversionista multimillonario Warren Buffett durante una reunión anual de accionistas de Berkshire Hathaway en Omaha, Nebraska. Foto AP/Nati Harnik (ASSOCIATED PRESS)

La labor filantrópica de Warren Buffett acaparó titulares en 2006, cuando anunció que había decidido no dejar todos sus fondos en herencia a su familia; “gradualmente” regalaría todas sus acciones de Berkshire Hathaway, que constituyen la mayor parte de su patrimonio neto de US$ 106 mil millones.

Luego, en 2010, Buffett se unió a Bill Gates para lanzar la campaña Giving Pledge (La Promesa de Dar), que insta a las familias más ricas de los Estados Unidos a comprometerse con causas benéficas. La iniciativa logró contar con el apoyo de al menos 120 multimillonarios, hasta el momento.

Datos de la firma de investigación de mercado Cerulli Associates citados por Fortune revelan que unos 84 billones de dólares podrían pasar de los baby boomers a la Generación X y a los millennials durante la próxima década.

Nunca apostaría contra EEUU

Mientras se desdibuja, o se reconfigura, el futuro de la riqueza generacional, Buffett pidió a los accionistas que, hagan lo que hagan, nunca apuesten contra la economía estadounidense: “He estado invirtiendo durante 80 años, más de un tercio de la vida de nuestro país”, escribió en tono optimista.

“A pesar de la inclinación de nuestros ciudadanos, casi entusiasmo, por la autocrítica y la duda, todavía tengo que ver un momento en el que tenga sentido hacer una apuesta a largo plazo contra Estados Unidos. Y dudo mucho que cualquier lector de esta carta tenga una experiencia diferente en el futuro”.

Al mismo tiempo, ofreció “una advertencia importante” a los ejecutivos que manipulan los resultados financieros para impresionar a los analistas, lo que podría generar serios problemas para los inversores.

“Esa actividad es repugnante. No se requiere talento para manipular números: solo se requiere un profundo deseo de engañar. La ‘contabilidad audaz e imaginativa’, como me describió una vez un CEO su engaño, se ha convertido en una de las vergüenzas del capitalismo”, opinó el inversor más respetado del mundo.

En 58 años al frente de Berkshire, Buffett recuerda que la mayoría de sus decisiones “no han sido mejor que regular”. “En algunos casos, además, malas jugadas mías han sido rescatadas por dosis muy grandes de suerte”.

Solo se necesitan unas pocas inversiones ganadoras para “hacer maravillas”, explicó. “Las malas hierbas se marchitan tanto como florecen las flores. Y, sí, ayuda comenzar temprano y vivir hasta los 90 también”.

EN VIDEO | Los multimillonarios que dejarán a sus hijos sin herencia